En este grupo En todos

Grupo de Filosofía

Julio Urrutia Leon
Experto: gestión de promoción inmobili...
Escrito por Julio Urrutia Leon
el 11/06/2011

Yo creo que con que todo el mundo intentara no ser un cabrón, ya tendríamos mucho avanzado. Digo intentara, no que lo consiga todo el rato.

Un saludo

Lilly L. I.
Ser feliz univ. de la vida
Escrito por Lilly L. I.
el 11/06/2011

¿Somos perfectos?

Julio Urrutia Leon
Experto: gestión de promoción inmobili...
Escrito por Julio Urrutia Leon
el 11/06/2011

Cada día más, Lilly.

Libertad Duradera
Madrid, España
Escrito por Libertad Duradera
el 11/06/2011

Julio Urrutia Leon, entonces estaras de acuerdo conmigo que no se puede ser en todo momento "perfecto".

Por lo demas has seguido sin contestar a lo que te preguntaba.

Roman Angel Romero
Durango, México
Escrito por Roman Angel Romero
el 12/06/2011

Para mi la perfección es como todo lo que conforma parte de nuestra realidad (no de nuestra realidad material). Una idea. Una idea que nos formamos con juicios, valores, expectativas y/o experiencias.


Mi idea es que somos perfectos en todo sentido. Esa es la idea que he hecho mía. Por el solo hecho de tener conciencia de nuestra existencia como seres vivos, segundo por el hecho de ser organismos complejos (desde el punto de vista humano, que es el único que tengo), y tercero me hace pugnar por mejores estados. Es una idea, cualquiera de ustedes podrá mostrar los imposibles de ella, pero se como ustedes que no se entienden la cosas que no necesitamos entender. Quiero decir que construimos nuestro mundo, el que queremos vivir. Esa es nuestra ventaja, somos privilegiados, somos perfectos. Es tal vez una idea que esta fuera de todo lo que he escuchado toda la vida. Que la perfección no existe. Una cosa es que no seas perfecto y estés limitado por esa idea. Otra es que la misma perfección te haga de los medios para ser mejor, dentro de lo que somos como individuos y como conciencias, lo que es la evolución, de lo que quieran. Cada cosa debe ser perfecta en su presente, viva o no. Como quieran juzgarlo. De una u otra forma la perfección no anula el cambio. ¿No se trata de eso la evolución? , como Acrato puso el ejemplo, existen especies que al parecer no han cambiado en gran cosa en millones años, y otras (como pensamos que somos nosotros), que están evolucionando rápidamente. Pero es obvio que esta evolución no solo depende de factores introspectivos, nos adaptamos a una realidad que esta ahí afuera, existe de alguna forma, alguien decía, somos parte de esa cosa en si misma que hace que exista la existencia. Bueno, pero al fin de todo es solo una idea de supervivencia, estamos en franqueza experimentando con los métodos, pero las ideas, que son el impulso y la guía, son las mismas desde siempre. Pero es una idea que se forma como resultado de una evaluación en miras de un cambio efectivo. Yo puedo decir que esta idea me funciona, que ha mejorado aspectos de mi vida y de mi entorno. Pero igual pueden ser solo palabras, eso no importa, soy un ordenador frente a ustedes. Ni siquiera saben quien soy, ni yo quienes son ustedes, a pesar de lo que leo no puedo decir quienes son. Usamos seudónimos. Escribimos lo que pensamos, pero ¿Escribimos lo que creemos?, ¿Vivimos como hablamos? ¿Somos en verdad quienes decimos ser? Si vivo lo que soy, soy lo que vivo.


La perfección existe. Solo debes mirar al cielo. O puedes mirar igualmente a la tierra. O mejor aun, mira un espejo. Gibran escribió, somos la eternidad mirándose al espejo, pero de igual forma somos el espejo.


Soy un ser humano. No puedo aspirar a más. Pero siempre puedo ser mejor.


Digo, yo nada mas digo.


saludos.

Lilly L. I.
Ser feliz univ. de la vida
Escrito por Lilly L. I.
el 21/06/2011

¿Creeís que somos perfectos, o que podemos serlo? A mí me cuesta creer que somos perfectos por que si esto es la perfección ¿Qué será la imperfección? Lo que no entiendo es que no seamos perfectos queriendolo.

Lilly L. I.
Ser feliz univ. de la vida
Escrito por Lilly L. I.
el 21/06/2011

Cuando se desea algo y no se puede conseguir hay que meditar. En este caso tendríamos que meditar puesto que el deseo de perfección es en plural. Pero esto de meditar, y en plural, ¿Cómo se hace? Con tantas cosas como tenemos para hacer, quien más quien menos. Tal vez se trata de hacer cosas que nos acercan a nosotros mismos, esto facilitaría la tarea de meditar. Imaginarse yo teniendo que hacer todos los días la comida no gustandome cocinar. Pero decía que hay que meditar en común pues el deseo de perfección es de todos. Si difícil es meditar en soledad, imaginarse en común todos juntos. Sería cuestión de replantearnos la manera de intercambiarnos las tareas. Eso sí estaría bien.

Lilly L. I.
Ser feliz univ. de la vida
Escrito por Lilly L. I.
el 22/06/2011

Yo creo que no somos perfectos. Somos iguales. El tiempo nos iguala a todos.

Lilly L. I.
Ser feliz univ. de la vida
Escrito por Lilly L. I.
el 28/06/2011

Entre todos podemos estar mejor. Sería el camino de la perfección.

Lilly L. I.
Ser feliz univ. de la vida
Escrito por Lilly L. I.
el 02/07/2011

Si la perfección es competencia del conjunto, ¿Cuál es la competencia del individuo?

Lilly L. I.
Ser feliz univ. de la vida
Escrito por Lilly L. I.
el 08/07/2011

Irma, veo que has borrado el mensaje. Lo leí. Gracias.

He estado sin escribir unos días por que me sentía ridícula de las "paridas" que a menudo suelto. Y además me sentía como obligada a salvar al mundo yo sola. Como que mi carro llevaba tanta gente que me impedía llevarme a mí misma.

Pero es más lo que este foro me da que lo que yo doy (supongo que habrá una reciprocidad), y no me imagino a mí misma sin la experiencia de este foro.

Que no soy perfecta, vaya. Nadie lo es.

Lilly L. I.
Ser feliz univ. de la vida
Escrito por Lilly L. I.
el 10/07/2011

Si tú tienes neuras, lo mío son "psicofonías", Irma. Un saludo.

Hablemos en plural. ¿Qué pensamos? Que queremos ser perfectos. Bravo. Sigamos por ahí. Vamos bien. Sigamos por ahí.

Antifritzto
Escrito por Antifritzto
el 10/07/2011

El deseo de perfección tiene, en lo moral, una connotación represiva, es consustancial a la mentalidad religiosa. En el fondo es un deseo de superación de las propias limitaciones, un intento de represión de los instintos. Eso conduce inevitablemente a una forma de neurosis, pues todo deseo de perfección procede de una represión de lo que se es, una aspiración que coacciona la propia naturaleza. De tal manera que no es tan extraño ver actitudes neurasténicas o histéricas en los individuos con creencias religiosas profundas. Porque su ética, de la que tanto se les llena la boca, es impuesta, no razonada: obedece a un mandato, no a una convicción racional. La perfección es un ideal, una idea, en el sentido más puramente platónico.
Somos imperfectos. Tengamos el valor y la honestidad de reconocerlo. Cuando se aspira a la perfección hay una profunda dehumanización, una negación de la propia naturaleza en función de una idea, de algo irreal e irrealizable: la perfección, que no existe más que como entelequia. Las religiones pecan, ante todo, de soberbia, pues no solo los individuos fanatizados se autoimponen ese ideal absurdo e inalcanzable de perfección, sino que intentan imponer a los demás dicho ideal de todas las formas posibles (incluidas la violencia coactiva, la manipulación mental y otras formas infames de dominio).

Eso en lo que se refiere a lo mental o espiritual. En cuanto al ideal de perfección física de tantos histéricos y neurasténicos (como en el caso de la anorexia o la vigorexia) mejor no hablar. La perfección no existe. Y además, la perfección es una aspiración fascista (como dijo Alfonso Guerra-creo recordar-: "La perfección es fascista")

Ser perfecto es una imposibilidad y la aspiracion a la perfección es muy peligrosa. Más nos vale reconocer que somos imperfectos: procurar ser menos imperfectos no quiere decir aspirar a la perfección absoluta. Se necesita ser más modesto, menos soberbio, para reconocer que la perfección es un imposible.

Saludos y efusiones varias.

Lilly L. I.
Ser feliz univ. de la vida
Escrito por Lilly L. I.
el 11/07/2011

Antifritzto: A la religión no hay que pedirle que razone, no es su trabajo; eso es cosa de la filosofía. Yo también caigo en ese error por que tendemos a mezclarlo todo.

Antifritzto
Escrito por Antifritzto
el 11/07/2011

Desde un punto de vista filosófico, querer ser perfecto es absurdo. No es ni razonable ni sano.
Por eso ese desideratum pertenece a la religión, pero no a la filosofía. Querer ser perfecto es una forma de neurosis, o lleva a dicha forma de neurosis. Es como querer tocar la luna con las manos: por mucho que nos esforcemos, estirando el brazo y poníéndonos de puntillas, como los niños, el fracaso está asegurado. Nadie es perfecto por mucho que quiera serlo.
Pero si uno reconoce sus imperfecciones y tiene una verdadera voluntad de corregir en lo posible sus defectos, puede aspirar a ser algo menos imperfecto. "Perfección" es un término absoluto (no se es "más o menos perfecto", no puede hablarse de "perfección relativa": o algo es perfecto o no lo es y se acabó, no hay vuelta de hoja). Y todo absoluto es ideal, no existe sino como idea abstracta. En el supuesto de que Dios exista, podemos afirmar que es perfecto, porque si no, no sería Dios. Pero todo ser relativo (todo ser conocido, o creado) está en relación con otros seres, con el entorno, depende, de distintas formas, del mismo: es, por definición, limitado, o sea relativo y no absoluto. Por eso no comprendo a los panteístas: es evidente la imperfección del mundo y su tendencia a la decadencia, el dolor, la muerte y la entropía, así que, Lilly, cuando hablas de que Dios es el conjunto de su creación no te entiendo. Porque es evidente que lo creado no es perfecto. Y si Dios no es perfecto, entonces no es Dios, pues se supone que es la perfección absoluta. Todo lo cósmico es relativo, cambiante y perecedero, con lo que no puede ser Dios. No podemos tener una idea de Dios, porque eso implicaría un conocimiento de lo absoluto. La idea de Dios es la representación mental de la perfección. Pero la idea de Dios no es Dios, sino que Dios tiene que ser, necesariamente, "otra cosa" distinta a una idea. Una idea es un ídolo, o sea, una representación de algo, pero no ese algo concreto. La confusión entre idea de Dios y ser de Dios es lo que produce el efecto religioso. La religión surge de una confusión: confundir la idea con la cosa. Por eso, esa confusión entre idea y cosa produce la pretensión de conocimiento: no otra cosa es la teología, la pretensión de conocer algo que, por definición, es incognoscible; porque no es un ser relativo, sino el ser absoluto.

Por eso soy agnóstico: no niego la existencia de Dios, pero tampoco puedo demostrar su existencia, así que prefiero reconocer mi imperfección-o mis limitaciones- y admitir que, ya que no puedo ser perfecto, al menos procuraré poner remedio, en lo posible, y sin neurosis, a mis imperfecciones: de momento, desterrar toda idea-o eidolon , ídolo- de Dios, pues todo lo que pueda imaginar (todo lo creado) no es Dios. No podemos saber nada de Dios, ni siquiera si existe. Esto es lo que, honestamente, pienso.

Saludos.

Lilly L. I.
Ser feliz univ. de la vida
Escrito por Lilly L. I.
el 12/07/2011

La idea de un todo que puede es intuitiva.

Querer ser perfectos no es antinatura. Es que queremos serlo. Así estamos hechos. A ver si tú no te apuntas. Otra cosa es pretender serlo, he ahí el problema. ¿Qué sentido tiene querer ser perfectos y no serlo? Supongo que es nuestro trabajo intentar ser perfectos puesto que lo queremos. Ardua tarea pues no sabemos ni por dónde empezar.

No sé qué decirte Antifritzto.

Saludos.

Lilly L. I.
Ser feliz univ. de la vida
Escrito por Lilly L. I.
el 12/07/2011

¿Qué podemos hacer?

Plutón Aragón
Música instrumental cee
Escrito por Plutón Aragón
el 12/07/2011

Por eso soy agnóstico: no niego la existencia de Dios, pero tampoco puedo demostrar su existencia, así que prefiero reconocer mi imperfección-o mis limitaciones- y admitir que, ya que no puedo ser perfecto, al menos procuraré poner remedio, en lo posible, y sin neurosis, a mis imperfecciones: de momento, desterrar toda idea-o eidolon , ídolo- de Dios, pues todo lo que pueda imaginar (todo lo creado) no es Dios


Debes ser la única persona en el universo que cumple con el primer mandamiento, Antif: "no tendrás imágenes delante de mí". Jaja. Respecto a la perfección, (y a la imperfección), siempre dije que es un concepto humano, pero no solo un concepto, un invento realmente sin sentido. Dices Antif: Por eso no comprendo a los panteístas: es evidente la imperfección del mundo y su tendencia a la decadencia, el dolor, la muerte y la entropía... eso significa reconocer la existencia de la imperfección, y por lo tanto, de su opuesta, la perfección. ¿Cómo afirmarías que es el cosmos, si no hubiesen inventado (los religiosos, claro) esos términos? Sería como los jóvenes de hoy que se preguntan como era el mundo antes de los celulares y el internet, y sin embargo nosotros vivimos sin saber que podíamos hablar con un chino on line y ni si quiera sabíamos que era on line . Creo que los auténticos panteístas consideran que dios es lo que es y lo que es no es "imperfecto". Porque no existe la paridad perfecto-imperfecto. Ahora, que no sea imperfecto no significa que nos tenga que gustar o sea bueno ( ¿Bueno según qué o quien? ), es, como se dice por aquí, lo que hay. Lo tomas o lo dejas.

Creo que perfección es un término engañoso, por eso le preguntaba a Lilly que significaba, pues dependiendo de la cultura, el significado de que es la perfección cambiaba.


Saludos.


PD: ¿Qué podemos hacer? Aquello que nos haga sentir bien tanto a nosotros como a otros, es interesante que para hacer no hace falta tener nada, solo determinación de hacer algo.

Antifritzto
Escrito por Antifritzto
el 12/07/2011

Lilly:

Querer ser perfectos no es antinatura. Es que queremos serlo. Así estamos hechos. A ver si tú no te apuntas

Te aseguro que no me apunto. Querer ser perfecto es querer ser Dios. Demasiada responsabilidad.

Plutón:
Debes ser la única persona en el universo que cumple con el primer mandamiento, Antif: "no tendrás imágenes delante de mí". Jaja.

Aunque lo expones de forma un poco como de chiste ( y reconozco que tiene su gracia), has dicho un gran verdad, Plutón. No en lo de ser la única persona, sino en que cumplo el primer mandamiento a rajatabla.

Sobre la perfección o imperfección del mundo: la idea de perfección viene, como he expuesto otras veces, y me parece que en un post anterior de este debate, del platonismo y de sus secuelas, de la escolástica, del idealismo alemán. Yo no afirmo la existencia de la perfección si no en términos metafóricos. Cuando digo que el mundo es imperfecto solo estoy diciendo que el mundo no es ideal y por tanto no puede ser perfecto.
Por otro lado comprendo lo que dices sobre que el panteismo considera que el todo cósmico es Dios en el sentido de que Es lo que Es. Es lo que hay y aquí podríamos hablar de Spinoza o Einstein, no solo de brahamanismo. Ahora bien, todo panteismo es idealista (un intento de unir idea y cosa). Y todo idealismo es idolátrico (idea e ídolo están interrelacionados, no solo etimológicamente).

Como ves, Plutón, me niego a fabricar ídolos. : )
Espero haberme hecho entender.

Saludos.


PD. : Lilly:

¿Qué podemos hacer?

Lilly, esa es la pregunta del millón. Si yo tuviera la respuesta ya haría rato que te la habría dicho. En cualquier caso, lo que puedo decirte es que si crees que el deseo de perfección es algo positivo y además, según dices, consustancial a la naturaleza psicológica del ser humano, pues adelante: ten ilusión y fe y quiere la perfección, desea ser perfecta. Yo ya te he dicho que eso conlleva graves peligros, pero está en tu mano la decisión. Solo te pido que tengas en cuenta lo que dice Plutón: perfecto o imperfecto son ideas humanas que no se corresponden con algo "real", si no con ideas de tipo más o menos religioso. La perfección procede del idealismo platónico y la consiguiente versión de Agustín de Hipona y otros teólogos, eso en la tradición occidental y ha producido y sigue produciendo muchos, demasiados efectos indeseables. En Oriente el deseo de perfección conlleva la asunción del castigo disciplinario a través de innumerables reencarnaciones.

Tú misma.

Lilly L. I.
Ser feliz univ. de la vida
Escrito por Lilly L. I.
el 13/07/2011

En relación a cómo empleo el singular o el plural en las cosas que digo, quiero explicar que parecerá que me contradigo muchas veces pues no soy coherente con lo que digo pero yo creo que al fin y al cabo lo mismo da hablar en singular que en plural pues estoy convencida de que todos tenemos la misma posibilidad de ser felices. Por lo tanto da igual que hable en singular o en plural. Hay veces que toca hablar en singular y otras que toca hacerlo en plural pero si hubiera casos dudosos la duda se despeja facilmente con ese convencimiento del que hablaba: mi felicidad y nuestra felicidad, o bien infelicidad, son la misma pues nuestra posibilidad de ser felices es la misma.