En este grupo En todos

Grupo de Sólo para nosotras



NO SOY NI LA SOMBRA

Trina
Ortografía y redacción, aritmética apl...
Escrito por Trina De Hidalgo
el 10/08/2010

Este debate marca las circuntancias que se presentan con el paso de los años. La apariencia física cambia, pero lo importante es lo que se esconde tras el rostro.

No soy ni la sombra de lo que ayer fuí, el tiempo inexorable no perdona y va marcando surcos acentuados sobre la faz marchita. Me miro en el espejo y no veo los efectos de las cremas... A veces, algo diáfana, según las circunstancias, problemas, alegrías, satisfacciones, logros, quebrantos de salud. Pero muy adentro se profundiza el sentir, el dar y el amar, el reconocer la infinita bondad del Todopoderoso. Internamente hay un arco iris irradiando sus colores a través de la mirada que abarcan los párpados caídos. Muy adentro, el corazón se ha convertido en un libro que deshoja en forma permanente lo que experimenta o presiente y el alma sale y entra, se esparce, se expande, se recoge, dejando fluir lo que deseamos sin ambages, sin misterios. En lo profundo, hay una brújula que guía nuestros pasos e inclinaciones a escribir, escribir, para cuando partamos definitivamente, no dejemos las huellas de nuestros pasos con borrones.

Margarita Pérez Fuentes
Técnico de ventas grupo nacional provi...
Escrito por Margarita Pérez Fuentes
el 10/08/2010

Y si hubiera algún borrón
que por distraida he dejado,
tal vez un ser amado
en aquel callejón...
Y mis memorias perdidas
entre colores encontradas
de un gran amor casi olvidado
que todavia altera el alma.
Y si realmente lo he dejado
tal vez a propósito pensando
que aquel borrón
me enseñó a no cometer
el mismo error.

Muy lindo Trina, gracias.

Escrito por Maria Angele Rodriguez Caballero
el 10/08/2010

Te doy la razón en el aspecto físico que nos marca,si una vida de sufrimientos o una vida más o menos sosegada. Nuestro yo interior,nuestras inquietudes y deseos,nuestros sueños y logros,de todo aprendemos,tambien de las desiluciones,Pero nos queda algo insustituible el amor que damos, y el amor que recibimos. La vida es un continuo aprendisaje,aprendemos de nuestros hijos de nuestros nietos,ellos nos enseñan con su afecto el mas inapreciado tesoro. Nos llena con su cariño con sus travesuras y su sonrisa.
Es verdad que la vida deja huella,a veces dificiles de olvidad, cuando hay enfermedad dolor y muerte de un ser querido,eso nos traumatisa y nos deprime ,pero la mente humana tiene algo que minimisa el dolor,por ello que el tiempo va cicatrizando las heridas,con otras esperiencias nuevas,la llegada de un hijo de un nieto etc
Los sentimientos y los deseos de cambiar de construir una vida mejor,a veces necesitamos tiempo para madurar, para comprender y acectar nuestro destino mientras nuestra alma esperimenta estos cambios que nos da la vida. A veces sentimos el deseo de escribir nuestros sentimientos ,o una poesia,leer un libro,escuchar música,o necesitamos estar en soledad,en la playa en el campo,o simplemente dar un paseo para ordenar nuestras ideas y nuestros pensamientos. Saludos

Trina De Hidalgo
Ortografía y redacción, aritmética apl...
Escrito por Trina De Hidalgo
el 10/08/2010

Hola, Margarita, qué tal!. Lástima que no pude hacer la invitación colectiva para el debate, la página marcó error.
Tienes mucha razón igual que María Ángele, cuántas personas tienen borrones en su vida, lo que no se dió o no pudo ser por múltiples circunstancias y aunque a veces afloren los recuerdos, no son mas que eso, porque otros sucesos agradables, fortuitos, amenos, llenos de amor hacia los nuestros, los suplantan y las evocaciones se suelen perder en el tiempo o la distancia o lo imposible, o lo que es simplemente un sueño al que hay que renunciar antes de empezar a cristalizarlo porque no tiene asidero en nuestra existencia. Nustra vida es como un abanico, se despliega en una faceta de colores unos alegres otros tristes, pero tiene que ser así para que aprendamos y experimentemos diferentes sentimientos que nos permitirán crecer como personas y valorar lo que tenemos a través incluso, de lo que hemos perdido. Reir, llorar, en un constante remolino que nos sumerge para luego hacernos flotar como si no hubiese pasado nada porque cada vez nos levantamos con mas bríos... En Venezuela decimos: BORRÓN Y CUENTA NUEVA... Gracias por vuestros valiosos e interesantes aportes.

Rosa Edit Martínez Bautista
Licenciatura en enfermeria universidad...
Escrito por Rosa Edit Martínez Bautista
el 11/08/2010

<! -- /* Font Definitions */ @font-face {font-family:Calibri; panose-1:2 15 5 2 2 2 4 3 2 4; mso-font-charset:0; mso-generic-font-family:swiss; mso-font-pitch:variable; mso-font-signature:-520092929 1073786111 9 0 415 0;} /* Style Definitions */ p. MsoNormal, li. MsoNormal, div. MsoNormal {mso-style-unhide:no; mso-style-qformat:yes; mso-style-parent:""; margin-top:0cm; margin-right:0cm; margin-bottom:10. 0pt; margin-left:0cm; line-height:115%; mso-pagination:widow-orphan; font-size:11. 0pt; font-family:"Calibri","sans-serif"; mso-ascii-font-family:Calibri; mso-ascii-theme-font:minor-latin; mso-fareast-font-family:Calibri; mso-fareast-theme-font:minor-latin; mso-hansi-font-family:Calibri; mso-hansi-theme-font:minor-latin; mso-bidi-font-family:"Times New Roman"; mso-bidi-theme-font:minor-bidi; mso-fareast-language:EN-US;}. MsoChpDefault {mso-style-type:export-only; mso-default-props:yes; font-family:"Calibri","sans-serif"; mso-ascii-font-family:Calibri; mso-ascii-theme-font:minor-latin; mso-fareast-font-family:Calibri; mso-fareast-theme-font:minor-latin; mso-hansi-font-family:Calibri; mso-hansi-theme-font:minor-latin; mso-bidi-font-family:"Times New Roman"; mso-bidi-theme-font:minor-bidi; mso-fareast-language:EN-US;}. MsoPapDefault {mso-style-type:export-only; margin-bottom:10. 0pt; line-height:115%;} @page WordSection1 {size:612. 0pt 792. 0pt; margin:70. 85pt 3. 0cm 70. 85pt 3. 0cm; mso-header-margin:35. 4pt; mso-footer-margin:35. 4pt; mso-paper-source:0;} div. WordSection1 {page:WordSection1;} -->

<! -- /* Font Definitions */ @font-face {font-family:Calibri; panose-1:2 15 5 2 2 2 4 3 2 4; mso-font-charset:0; mso-generic-font-family:swiss; mso-font-pitch:variable; mso-font-signature:-520092929 1073786111 9 0 415 0;} /* Style Definitions */ p. MsoNormal, li. MsoNormal, div. MsoNormal {mso-style-unhide:no; mso-style-qformat:yes; mso-style-parent:""; margin-top:0cm; margin-right:0cm; margin-bottom:10. 0pt; margin-left:0cm; line-height:115%; mso-pagination:widow-orphan; font-size:11. 0pt; font-family:"Calibri","sans-serif"; mso-ascii-font-family:Calibri; mso-ascii-theme-font:minor-latin; mso-fareast-font-family:Calibri; mso-fareast-theme-font:minor-latin; mso-hansi-font-family:Calibri; mso-hansi-theme-font:minor-latin; mso-bidi-font-family:"Times New Roman"; mso-bidi-theme-font:minor-bidi; mso-fareast-language:EN-US;}. MsoChpDefault {mso-style-type:export-only; mso-default-props:yes; font-family:"Calibri","sans-serif"; mso-ascii-font-family:Calibri; mso-ascii-theme-font:minor-latin; mso-fareast-font-family:Calibri; mso-fareast-theme-font:minor-latin; mso-hansi-font-family:Calibri; mso-hansi-theme-font:minor-latin; mso-bidi-font-family:"Times New Roman"; mso-bidi-theme-font:minor-bidi; mso-fareast-language:EN-US;}. MsoPapDefault {mso-style-type:export-only; margin-bottom:10. 0pt; line-height:115%;} @page WordSection1 {size:612. 0pt 792. 0pt; margin:70. 85pt 3. 0cm 70. 85pt 3. 0cm; mso-header-margin:35. 4pt; mso-footer-margin:35. 4pt; mso-paper-source:0;} div. WordSection1 {page:WordSection1;} -->

<! -- /* Font Definitions */ @font-face {font-family:Calibri; panose-1:2 15 5 2 2 2 4 3 2 4; mso-font-charset:0; mso-generic-font-family:swiss; mso-font-pitch:variable; mso-font-signature:-520092929 1073786111 9 0 415 0;} /* Style Definitions */ p. MsoNormal, li. MsoNormal, div. MsoNormal {mso-style-unhide:no; mso-style-qformat:yes; mso-style-parent:""; margin-top:0cm; margin-right:0cm; margin-bottom:10. 0pt; margin-left:0cm; line-height:115%; mso-pagination:widow-orphan; font-size:11. 0pt; font-family:"Calibri","sans-serif"; mso-ascii-font-family:Calibri; mso-ascii-theme-font:minor-latin; mso-fareast-font-family:Calibri; mso-fareast-theme-font:minor-latin; mso-hansi-font-family:Calibri; mso-hansi-theme-font:minor-latin; mso-bidi-font-family:"Times New Roman"; mso-bidi-theme-font:minor-bidi; mso-fareast-language:EN-US;}. MsoChpDefault {mso-style-type:export-only; mso-default-props:yes; font-family:"Calibri","sans-serif"; mso-ascii-font-family:Calibri; mso-ascii-theme-font:minor-latin; mso-fareast-font-family:Calibri; mso-fareast-theme-font:minor-latin; mso-hansi-font-family:Calibri; mso-hansi-theme-font:minor-latin; mso-bidi-font-family:"Times New Roman"; mso-bidi-theme-font:minor-bidi; mso-fareast-language:EN-US;}. MsoPapDefault {mso-style-type:export-only; margin-bottom:10. 0pt; line-height:115%;} @page WordSection1 {size:612. 0pt 792. 0pt; margin:70. 85pt 3. 0cm 70. 85pt 3. 0cm; mso-header-margin:35. 4pt; mso-footer-margin:35. 4pt; mso-paper-source:0;} div. WordSection1 {page:WordSection1;} -->

<! -- /* Font Definitions */ @font-face {font-family:Calibri; panose-1:2 15 5 2 2 2 4 3 2 4; mso-font-charset:0; mso-generic-font-family:swiss; mso-font-pitch:variable; mso-font-signature:-520092929 1073786111 9 0 415 0;} /* Style Definitions */ p. MsoNormal, li. MsoNormal, div. MsoNormal {mso-style-unhide:no; mso-style-qformat:yes; mso-style-parent:""; margin-top:0cm; margin-right:0cm; margin-bottom:10. 0pt; margin-left:0cm; line-height:115%; mso-pagination:widow-orphan; font-size:11. 0pt; font-family:"Calibri","sans-serif"; mso-ascii-font-family:Calibri; mso-ascii-theme-font:minor-latin; mso-fareast-font-family:Calibri; mso-fareast-theme-font:minor-latin; mso-hansi-font-family:Calibri; mso-hansi-theme-font:minor-latin; mso-bidi-font-family:"Times New Roman"; mso-bidi-theme-font:minor-bidi; mso-fareast-language:EN-US;}. MsoChpDefault {mso-style-type:export-only; mso-default-props:yes; font-family:"Calibri","sans-serif"; mso-ascii-font-family:Calibri; mso-ascii-theme-font:minor-latin; mso-fareast-font-family:Calibri; mso-fareast-theme-font:minor-latin; mso-hansi-font-family:Calibri; mso-hansi-theme-font:minor-latin; mso-bidi-font-family:"Times New Roman"; mso-bidi-theme-font:minor-bidi; mso-fareast-language:EN-US;}. MsoPapDefault {mso-style-type:export-only; margin-bottom:10. 0pt; line-height:115%;} @page WordSection1 {size:612. 0pt 792. 0pt; margin:70. 85pt 3. 0cm 70. 85pt 3. 0cm; mso-header-margin:35. 4pt; mso-footer-margin:35. 4pt; mso-paper-source:0;} div. WordSection1 {page:WordSection1;} -->

<! -- /* Font Definitions */ @font-face {font-family:Calibri; panose-1:2 15 5 2 2 2 4 3 2 4; mso-font-charset:0; mso-generic-font-family:swiss; mso-font-pitch:variable; mso-font-signature:-520092929 1073786111 9 0 415 0;} /* Style Definitions */ p. MsoNormal, li. MsoNormal, div. MsoNormal {mso-style-unhide:no; mso-style-qformat:yes; mso-style-parent:""; margin-top:0cm; margin-right:0cm; margin-bottom:10. 0pt; margin-left:0cm; line-height:115%; mso-pagination:widow-orphan; font-size:11. 0pt; font-family:"Calibri","sans-serif"; mso-ascii-font-family:Calibri; mso-ascii-theme-font:minor-latin; mso-fareast-font-family:Calibri; mso-fareast-theme-font:minor-latin; mso-hansi-font-family:Calibri; mso-hansi-theme-font:minor-latin; mso-bidi-font-family:"Times New Roman"; mso-bidi-theme-font:minor-bidi; mso-fareast-language:EN-US;}. MsoChpDefault {mso-style-type:export-only; mso-default-props:yes; font-family:"Calibri","sans-serif"; mso-ascii-font-family:Calibri; mso-ascii-theme-font:minor-latin; mso-fareast-font-family:Calibri; mso-fareast-theme-font:minor-latin; mso-hansi-font-family:Calibri; mso-hansi-theme-font:minor-latin; mso-bidi-font-family:"Times New Roman"; mso-bidi-theme-font:minor-bidi; mso-fareast-language:EN-US;}. MsoPapDefault {mso-style-type:export-only; margin-bottom:10. 0pt; line-height:115%;} @page WordSection1 {size:612. 0pt 792. 0pt; margin:70. 85pt 3. 0cm 70. 85pt 3. 0cm; mso-header-margin:35. 4pt; mso-footer-margin:35. 4pt; mso-paper-source:0;} div. WordSection1 {page:WordSection1;} -->

Hola Trina.

Me da gusto poder compartir en este grupo, y especialmente empezar en este debate,

No soy ni la sombra de lo que ayer fui, me parece muy valiosa aportación, entiendo lo que quieres expresar y creo que la esencia nunca se pierde y que a pesar de los años y la experiencia, triunfos y fracasos; de lo único que podemos estar orgullosas es el poder decir que a pesar de todo, seguimos siendo nosotras mismas, aunque en nuestro rostro quede la huella de el paso por la vida.

Gracias y saludos


Rosa Edit Martínez Bautista
Licenciatura en enfermeria universidad...
Escrito por Rosa Edit Martínez Bautista
el 11/08/2010

Perdón, no se que pasó que se pasaron todos esos códigos

Maria Blanco
Jubilada trabajé en la universidad róm...
Escrito por Maria Blanco
el 11/08/2010

Si el tiempo es inexorable, pero hay que darle gracias a la vida que nos ha dado tanto!

Trina De Hidalgo
Ortografía y redacción, aritmética apl...
Escrito por Trina De Hidalgo
el 11/08/2010

Rosa Edit, no te preocupes por el error, puede ser internet que está presentando muchas fallas. Exactamente eso que tu expresas es lo que quise decir y si, María Blanco, le damos gracias a Dios por cada día que recibimos como regalo precioso que nos permite percibir hasta la respiración... Gracias por participar en este debate.

DELIA MINERVA
Escrito por DELIA MINERVA
el 13/08/2010

Trina querida amiga

El tiempo pasa para todos, pero en parte es bueno porque quiere decir que estamos vivos, que no es poco. No miremos las arruguítas de expresión, o las canas tímidas que brillan destacando en nuestro pelo. Miremos la edad de nuestra alma, de nuestro sentimientos, porque crecemos y no por eso maduramos.


Un abrazo

Delia

Trina De Hidalgo
Ortografía y redacción, aritmética apl...
Escrito por Trina De Hidalgo
el 19/08/2010

Amiga Delia, es cierto, no somos ni la sombra, muchas cosas nos producen cambios físicos por diferentes circunstancias, aunque nos cuidemos al extremo, pero por dentro seguimos siendo iguales, por eso, es la constante preocupación e intención de cambiar para nuestro crecimiento personal. Abrazos.

Trina De Hidalgo
Ortografía y redacción, aritmética apl...
Escrito por Trina De Hidalgo
el 27/09/2010

No soy ni la sombra de lo que fuí, pero internamente sigo siendo la misma, mas madura, llena de experiencias y vivencias de toda índole, y mi yo interior se refleja en la faz que aún sigue proyectando cosas sublimes y significativas...

cali
Escrito por cali
el 28/09/2010

No soy ni la sombra de lo que fui, en lo intelectual esta lo preocupante, en mi caso me retire de la vida profesional hace 5 años, cuando te das cuenta que ya no eres la profesionista exitosa, que tu vocabulario poco a poco se reduce, la agilidad mental se aletarga, me di cuenta que efectivamente ya no soy ni la sombra de lo que fui....

Elisbeth Delgado
Santander, Colombia
Escrito por Elisbeth Delgado
el 28/09/2010

Aunque mi mente pierde habilidad,ya no me aprendo una cancion por mucho que me guste. Hoy tengo otras metas, ya cumpli mi deber como madre, quiero trabajar por mi comunidad, por mi gente, poner mi granito de arena para salir adelante y no sentirme inutil.

ANA
Escrito por ANA
el 28/09/2010

Hola Margarita

Gracias por la invitacion , interesante debate.

No soy la sombra de lo fui, a pesar del trancurso de los anos, debemos conservar nuestra escencia, y si , nos vamos fijando en las arrugas que aparecen , nuestro cabello va cambiando de color, etc , pero hay algo que pienso debemos preservar el tiempo que nos toque vivir, y es un corazon alegre, vibrante con las energias para continuar activas , y esto se reflejara en nuestro fisico, en nuestro semblante asi que adelante, con mucho animo y alegria, ya el despertar a un nuevo dia es , fascinante, aprovechemos pues cada momento, ya que la vida se nos va como el agua entre las manos.

Un afectuoso saludo!

Monicarutty@yahoo.com.ar Ruti
Secundario completo. "tecnico quimico"...
Escrito por Monicarutty@yahoo.com.ar Ruti
el 28/09/2010

A mi me parece que el paso del tiempo no se detiene, pero nosotras podemos cambiar el sentir del tiempo. Cuanto mas nos cuidamos en las comidas y haciendo ejercicio eso logra que estemos activas en todo momento y los dolores o malestares no se sienten tanto.
El escribir es una buena forma de dejarles nuestras enseñanzas a los que viene y las quieran tomar (aprendizaje).
Me despido y espero que les haya servido mi opinion.

Trina De Hidalgo
Ortografía y redacción, aritmética apl...
Escrito por Trina De Hidalgo
el 28/09/2010

Amigas: CALI, ELISBETH, ANA MARÍA, Y MÓNICA, cuando dejamos una profesión debemos dedicarnos a otras actividades placenteras como asistir a actos culturales, sociales, humanitarios, comunitarios, hacer ejercicios como dice Mónica, seleccionar los programas de televisión y las películas que nos dejan algo positivo, leer mucho, participar en este importante correo o portal, hacer cursos, estar mas en comunicación con Dios que todo lo puede y fortalece, prepararnos para los cambios que da la misma vida y los años que pasan y nos han permitido realizarnos como mujeres en los diferentes roles que nos toca desempeñar. Tal vez no seamos ni la sombra en el aspecto físico, pero en el interno debemos procurar seguir igual siempre porque el espíritu no envejece.

YA NO SOY NI LA SOMBRA DE LO QUE FUI (cali),
PERO HOY TENGO OTRAS METAS, QUIERO PONER MI GRANITO DE ARENA, (Elisbeth)
DEBEMOS PRESERVAR EL TIEMPO QUE NOS TOQUE VIVIR (Ana María)
DEBEMOS CAMBIAR SU SENTIDO... (Mónica)

Trina De Hidalgo
Ortografía y redacción, aritmética apl...
Escrito por Trina De Hidalgo
el 03/10/2010

Ya no soy ni la sombra,
tal vez por fuera,
pero por dentro soy un manantial
convertidio en espejo
de la primavera.

Sonia Elizabeth Salgado Carrera
Bachillerato a distancia monseñor leo...
Escrito por Sonia Elizabeth Salgado Carrera
el 03/10/2010

Hola Trina , querida amiga , Ya no soy ni la sombra , pero el alma el corazón no se deben arugar ni cansar , siempre debe estar con mucho amor , firme ,con ganas de ayudar, de dar cariño, amor para recibir amor cada día y con esté sentirnos siempre jovenes y bellas. Un abrazo. Sonia

Trina De Hidalgo
Ortografía y redacción, aritmética apl...
Escrito por Trina De Hidalgo
el 05/10/2010

No soy ni la sombra
pero me conoces
aunque haya cambiado
mi apariencia externa.
Mas sigo brillando
con la luz ardiente
de mis actitudes
y la noble acción.
No soy ni la sombra
pero aún conservo
los ideales
y la esencia
No soy ni la sombra
pero aún disfruto
esa quietud
que me adormece
en los misterios sublmes
de la tarde.

Trina De Hidalgo
Ortografía y redacción, aritmética apl...
Escrito por Trina De Hidalgo
el 30/10/2010

No soy ni la sombra
pero aún sigo pensando en ti,
en nuestras auroras
y por eso, en el espacio
de tu ausencia y en su eco
se oye una voz que te nombra.