En este grupo En todos

Grupo de Cultivemos nuestra espiritualidad



Naturaleza del ser humano

IVAN
Ing electronica manuela beltran
Escrito por Ivan Bonilla Duran
el 19/05/2010

Hola que tal comunidad de emagister. Com hoy quiero compartir un tema muy importante como lo es la naturaleza del ser humano así que hermanos es de gran gusto poder compartir este análisis inspirado bajo el Espíritu de Dios y basado en su palabra la Biblia, aprovéchenlo.

Hemos tratado por miles de años de dar significado al bien y el mal y para describir este último hacemos referencia a una explicación que acotó el Señor Albert Einstein sobre algunas leyes de la física, dijo: “El frío no es mas que la ausencia de calor, y la oscuridad no es mas que la ausencia de luz” esto lo usamos para comparar la presencia de Dios y el porque de la maldad en la humanidad que no es mas que la falta de Dios en los corazones de los hombres”, al leer en la Biblia Génesis 1-1 “En el principio creó Dios los cielos y la tierra. Y estaba desordenada y vacía, y las tinieblas estaban sobre la faz del abismo” concluimos que en el principio del mundo la oscuridad fue primero que la luz, esto es porque Satanás y sus ángeles caídos fueron encerrados en cárceles profundas llamadas abismo el cual es descrito mas adelante en la Biblia como el mismo infierno, y esto fue antes de creada la tierra, el cielo, el hombre y

todo lo que lo rodea.

Bajo esta perspectiva de la creación, se describen dos planos existentes, el plano carnal y el plano del espíritu, las escrituras dicen: Génesis 1-1 “y el espíritu de Dios se movía sobre la faz de las aguas”, Dios y Satanás, ángeles y demonios son esencias espirituales que coexisten en ambos planos, vamos a las escrituras y analicemos 1 Corintios 15:45 “así también esta escrito: fue hecho el primer Adán alma viviente; el postrer Adán, espíritu vivificante. Mas lo espiritual no es primero si no lo animal luego lo espiritual, El primer hombre, es de la tierra terrenal, el segundo hombre que es el señor es del cielo, cual el terrenal tales también los terrenales; y cual el celestial tales también los celestiales. Y así como hemos traído la imagen del terrenal, traeremos también la imagen del celestial, pero esto digo hermanos: que la carne y la sangre no pueden heredar el reino de Dios, ni la corrupción hereda la incorrupción”, Veamos pues como esto demuestra que nuestra primera naturaleza es de pura maldad, nuestra carne proviene del plano material de donde las tinieblas existían y por ello nuestros cuerpos son gobernados en principio por Satanás príncipe de la tierra y si lo ven detenidamente encontramos el porque la obra del pecado es tan agradable para nosotros es una delicia en el cuerpo, pero revisen que digo en principio pues como podemos observar a nuestro alrededor, no para todos los seres humanos el pecado es bueno para sus cuerpos, hay quienes tenemos conciencia de que el pecado esta mal ¿Porque será esto? , la respuesta es muy sencilla, es porque en algunos humanos no solo hay alma y cuerpo si no que también llevan ese Espíritu de Dios dentro, en mayor o menor fortaleza pero lo llevan. Esto solo sucede luego de la venida de Cristo pues si vemos la genealogía de Jesús (Mateo 1:1-17) vemos como sus antepasados no eran personas perfectas eran nacidos de voluntad de carne y nos podemos sorprender como estos antepasados fallaron en gran manera a las leyes de Dios, mas Jesús siendo concebido por el Espíritu fue sin pecado y no tuvo pecado en toda su vida por que por ello fue el cordero de Dios quien ofreció sacrificio en la cruz, a que voy con esto si detenidamente vemos hasta Cristo la carne imperaba sobre la humanidad mas luego de la crucifixión la resurrección dio lugar pero fijémonos de que tipo de resurrección hablo de la espiritual por eso dijo Jesús que todas la cosas son nuevas en Él , así pues nosotros estábamos muertos espiritualmente hasta que aceptamos a Cristo en nuestras vidas no resucita y nos da del Espíritu Santo esto quiere decir una nueva naturaleza, así pues vemos como hay personas que dominan la carne con mayor facilidad que otras, hay quienes tienen dones de sanidad, de predicación de lenguas, de maestros, intelectuales y así un gran número de ellos que bien vemos no todos tienen.

Para finalizar quiero que vean estas dos naturalezas y las lleven a su vida y se auto examinen de quien son sus antepasados de la carne genealogía humana o del Espíritu descendencia de Cristo, lo ideal seria que de ambas más unos solo son carne, pero no todo esta perdido hay un camino y ese es Cristo.

Como invitación si desean saber de algún tema en especial refiero en este debate y hasta podemos abrir un curso que les sea útil para sus vidas.

Gracias por su tiempo, que Dios los bendiga.

Myriam Castillo Guerrero
Abogada universidad santiago de cali-
Escrito por Myriam Castillo Guerrero
el 19/05/2010

Es una postura muy interesante que enriquece nuestros conocimientos y opiniones acerca del tema y q a la vez deja las puertas abiertas para que expresemos libremente nuestra idiosincrasia y vivencias personales en el camino de la espiritualidad

Leticia Arrioja Castillo
Enfermeria universidad veracruzana
Escrito por Leticia Arrioja Castillo
el 17/08/2010

Iván:

Lindo tema, es verdad; no es cuestión de religiosidad sino de que aceptemos a Jesucristo como nuestro señor y salvador para que el escriba nuestros nombres en el libro de la vida eterna, he visto gente con mucho poder económico pero infelices, yo hoy doy gracias a Dios de haberme rescatado de la oscuridad, de la tristeza y del dolor, hoy soy rica porque es el Rey de Reyes, Doctor de los Doctores y soy su hija, por lo tanto hoy heredera de todo lo que hay bajo el cielo, sobre la tierra y en el mar, y puedo ser todo lo feliz o infeliz que yo me proponga, pero se que teniendo a Jesús en mi corazón, ya no hay pobreza, ni depresión porque Él llena ese vacío de mi corazón, Dios te bendiga querido hermano.

Victor Sanchez G
Ninguna sorpresa (solo primaria) basi...
Escrito por Victor Sanchez G
el 12/10/2010

Hola Ivan recibe mi saludo,mi nombre es victor y me encuentro en el pais de mexico y quiero decirte que el tema que tienes Naturaleza del ser humano es para mi muy interesante tal y como esta redactado existe la forma de como entenderlo y te comento que me gustaria estar al pendiente sobre lo demas que puedas mandar y pensando sobre otro tema me gustaria saber tu forma de pensar cuando te encuentras a un amigo y te dice YO NO ME ARRODILLO A NINGUN SACERDOTE CUANDO ES LA CONSAGRACION DE LA OSTIA yo me he dedicado a entender al ser humano cuando carece de Fe sin embargo busco formas e ideas de como motivar mas su Fe...... Ivan espero tu respuesta por el momento te mando mi correo - columbia-24@hotmail. Com Dios te bendiga - - - gracias

Victor Sanchez G
Ninguna sorpresa (solo primaria) basi...
Escrito por Victor Sanchez G
el 12/10/2010

Hola Ivan recibe mi saludo,mi nombre es victor y me encuentro en el pais de mexico y quiero decirte que el tema que tienes Naturaleza del ser humano es para mi muy interesante tal y como esta redactado existe la forma de como entenderlo y te comento que me gustaria estar al pendiente sobre lo demas que puedas mandar y pensando sobre otro tema me gustaria saber tu forma de pensar cuando te encuentras a un amigo y te dice YO NO ME ARRODILLO A NINGUN SACERDOTE CUANDO ES LA CONSAGRACION DE LA OSTIA yo me he dedicado a entender al ser humano cuando carece de Fe sin embargo busco formas e ideas de como motivar mas su Fe...... Ivan espero tu respuesta por el momento te mando mi correo - columbia-24@hotmail. Com Dios te bendiga - - - gracias

Ivan Bonilla Duran
Ing electronica manuela beltran
Escrito por Ivan Bonilla Duran
el 19/10/2010

Hola Víctor, paz y la bendición de mi Padre este con usted, me alegra saber que de algo ha servido este tema en sus vidas, respecto a la pregunta sobre su amigo, he estado viviendo y aprendiendo del mundo y del espíritu y realmente es sorprendente lograr sabiduría cuando se muestran las cosas como realmente son, cuando su amigo dice "YO NO ME ARRODILLO A NINGUN SACERDOTE CUANDO ES LA CONSAGRACION DE LA OSTIA" no erra esta en lo correcto, lo digo porque el rito de la eucaristía es una simple ceremonia vana y vacía donde la gente cree estar en contacto con Dios y que repitiendo una y otra vez lo que allí dicen logran algo verdadero en sus vidas, pido disculpas si ofendo a alguien en sus creencias respectos a la religión que profesan, mas yo no tengo religión, mi doctrina es la palabra de Dios y solo esa logra verdaderos cambios y un acercamiento al Espíritiu Santo.

Habla usted de como motivar la fe, la respuesta es simple con la palabra de Dios y el ejemplo que uno mismo da de vida, la fe es un don del espíritu y uno no puede hacer creer a nadie de forma obligada, por más que se intente esto no tiene ningún resultado solo Dios escoge a quienes les da espíritu de fe y a quienes no, por otro lado la fe es como un músculo del cuerpo este si se quiere grande y fuerte debe ser entrenado y fortalecido y eso solo se logra creyendo y viviendo en la luz como esta escrito en 1 Juan (1:5-10) " Este es el mensaje que hemos oído de él, y os anunciamos: Dios es luz, y no hay ningunas tinieblas en él. Si decimos que tenemos comunión con él, y andamos en tinieblas, mentimos, y no practicamos la verdad; pero si andamos en luz, como él está en luz, tenemos comunión unos con otros, y la sangre de Jesucristo su Hijo nos limpia de todo pecado. Si decimos que no tenemos pecado, nos engañamos a nosotros mismos, y la verdad no está en nosotros. Si confesamos nuestros pecados, él es fiel y justo para perdonar nuestros pecados, y limpiarnos de toda maldad. Si decimos que no hemos pecado, le hacemos a él mentiroso, y su palabra no está en nosotros."

Como ve la virtud de la fe es para quienes vivirlo, aquellos que no desean no hay mucho que hacer por ellos mas que orar y pedir a nuestro Padre que le sean abiertos los ojos a nuestros hermanos incrédulos para que lleguen a la salvación.

Bueno hermano espero que estas pocas palabras puedan ayudar su inquietud, perdón por la demora, finalmente me gustaría saber con todo respeto usted que religión tiene si la tiene, esto con el fin de poder encaminar un nuevo tema para su crecimiento integral.

Muchas gracias por el interés prestado al tema, Dios lo bendiga.


Jesús Rafael González García
Quiromasajista. escuela de quiromasaje...
Escrito por Jesús Rafael González García
el 25/03/2011

La naturaleza del ser humano

Las dos naturaleza del ser humano

En el ser humano existen dos naturalezas; su naturaleza superior o espiritual, y su naturaleza inferior o material. Con una se acerca a Dios, con la otra vive sólo para el mundo. Los signos de estas dos naturalezas se hallan presentes en cada persona. En su aspecto material, expresa falsedad, crueldad e injusticia; todas éstas son el producto de su naturaleza inferior. Los atributos de su naturaleza divina se manifiestan en amor, misericordia, bondad, verdad y justicia; todas y cada una de ellas son la expresión de su naturaleza superior. Todos los buenos hábitos, todas las cualidades nobles, pertenecen a la naturaleza espiritual del ser humano, mientras que todas sus imperfecciones y malas acciones nacen de su naturaleza material. Si la naturaleza divina de la persona domina a su naturaleza humana, entonces tenemos a un hombre de bien

El ser humano tiene el poder de realizar buenas y malas acciones; si predomina su poder para lo bueno y vence sus inclinaciones para hacer el mal, entonces, en verdad, puede llamarse un hombre de bien Pero si, por el contrario, desprecia las cosas de Dios y permite que sus pasiones perversas le dominen, no será mejor que un simple animal.

La naturaleza humana es fundamentalmente espiritual. Por lo tanto es poco probable que las comunidades lleguen a ser prósperas y sostenibles a menos de que tomen en cuenta la dimensión espiritual de la realidad humana y busquen fomentar una cultura en la cual el desarrollo moral, ético, emocional e intelectual del individuo sean de preocupación primaria. Es en

tal ambiente donde el individuo tendrá probabilidad de llegar a ser un ciudadano realizándose constructivamente y dirigido al servicio, trabajando para el bienestar material y espiritual de la comunidad, y donde pueda desarrollarse efectivamente una visión en común y un sentido de propósito compartido.

La actividad más íntimamente ligada a la conciencia, en tanto capacidad distintiva de la naturaleza humana, es la exploración de la realidad que la persona realiza por sí misma. La libertad de investigar el propósito de la existencia, así como la libertad de desarrollar los dones de la naturaleza humana que lo hacen alcanzable, requiere protección. Es menester que las personas sean libres para conocer.

Los desafíos que arrastra la humanidad en su vida religiosa, aunque de signo diferente, son asimismo imponentes. Para la gran mayoría de la población mundial, la idea de que la naturaleza humana posee una dimensión espiritual -más aún, que su identidad fundamental es espiritual- es una verdad que no precisa demostración. Se trata de una percepción de la realidad que ya se descubre en los registros más tempranos de la civilización, y que ha sido cultivada durante varios milenios por cada una de las grandes tradiciones religiosas del pasado. Sus logros perdurables en el campo del derecho, las artes y el proceso civilizador de las relaciones humanas confieren sentido y enjundia a la Historia. De un modo u otro sus impulsos ejercen influencia diaria en las vidas de una mayoría de personas, como inequívocamente confirman a diario los hechos; y los anhelos que despiertan son inagotables y poderosos, más allá de todo cálculo.

En consecuencia, parece evidente que los esfuerzos de toda suerte destinados a promover el progreso humano deberían procurar servirse de unas capacidades que son tan universales y tan inmensamente creadoras. ¿Por qué, entonces, las cuestiones espirituales que tiene ante sí la humanidad no han centrado la atención del discurso sobre el desarrollo? ¿Por qué hasta ahora la mayoría de las prioridades, e incluso de los supuestos básicos, de los planes de desarrollo internacional se han decidido con arreglo a perspectivas materialistas que sólo respaldan pequeñas minorías de la población mundial? ¿Cuánto crédito cabe otorgar a la devoción que se dice profesar al principio de participación universal, pero que repudia la valía de la experiencia cultural definitoria de los participantes?

Por ende los aspectos materiales del desarrollo comunitario – políticas ambientales, económicos y sociales; sistemas de producción, distribución, comunicación y transportación; y procesos políticos, legales y científicos - tienen que dirigirse por principios y prioridades espirituales.

Actualmente, sin embargo, la sustancia y la dirección del desarrollo comunitario se determinan grandemente por las consideraciones materiales.

Por lo tanto, nuestro desafío es el de rediseñar y desarrollar nuestras comunidades en torno a esos principios universales - incluyendo el amor, la honestidad, la moderación, la humildad, la hospitalidad, la justicia y la unidad - que promueven la cohesión social, y sin los cuales ninguna comunidad puede durar mucho tiempo, no importa cuán próspera sea económicamente, cuán dotada intelectualmente ni cuán avanzada tecnológicamente.

El mejor plan mejor elaborado no dará los mejores resultados si no está basado en su naturaleza espiritual, pues solo la naturaleza espiritual hace que pensemos antes en los demás que en nosotros mismos. (de los escritos bahái, fe, religión bahai)

“Ama a tu prójimo MÁS que a ti mismo(Baháullah)

Los poderes de la naturaleza humana.

Los poderes exteriores son cinco: vista, oído, gusto, olfato y tacto.

Los poderes interiores también son cinco: la facultad común, y los poderes de la imaginación, pensamiento, comprensión y memoria.

en el hombre existe un poder de descubrimiento que lo distingue de los animales. Ese poder es el espíritu humano.

En el hombre existen cinco poderes visibles que son los agentes de la percepción, es decir, por medio de estos cinco poderes el hombre percibe las existencias materiales, a saber: la vista, la cual percibe las formas visibles; el oído, el cual percibe los sonidos audibles; el olfato, el cual percibe los olores; el gusto, el cual percibe los alimentos; y el tacto, presente en todas las partes del cuerpo, que percibe las cosas tangibles. Los cinco poderes mencionados perciben las existencias exteriores.

Además el hombre posee poderes espirituales, como son la imaginación, que concibe las cosas; el pensamiento, que reflexiona acerca de las realidades; la comprensión, que comprende las realidades; la memoria, que retiene lo que el hombre imagina, piensa y comprende. El intermediario entre los cinco poderes exteriores y los poderes interiores es la facultad común a todos ellos, es decir, la facultad que actúa de enlace entre los poderes exteriores e interiores y que comunica a éstos cuanto perciben aquellos. Se la designa "facultad común" porque posibilita la comunicación entre los poderes exteriores e interiores y, por tanto, es común a los dos.

Por ejemplo, uno de los poderes exteriores es la vista. Ella es la que tras ver y percibir esta flor, comunica la percepción resultante al poder interior -la facultad común-, que a su vez la transmite al poder de la imaginación, que, a continuación, concibe y forma la imagen para transmitirla al poder del pensamiento. Después de haber aprehendido y reflexionado sobre tal realidad, el pensamiento la transmite al poder de comprensión, y éste, cuando la ha comprendido, transmite la imagen del objeto percibido a la memoria, que la retiene en su repositorio.

El hombre se halla en el grado más elevado de la materialidad y en el comienzo de la espiritualidad, es decir, se encuentra donde termina la imperfección y comienza la perfección. Se encuentra en el último peldaño de la oscuridad y en el comienzo de la luz. (Abdulbahá)

por lo tanto su realidad , naturaleza incluye poderes; 5 físicos y 5 intelectuales. Espirituales.

Físicos: la vista, el oído, el olfato, el gusto, el tacto.

intelectuales: imaginación , el pensamiento, la comprensión, la memoria y la facultad común.

Espirituales: sirven como enlace entre los cinco sentidos y los cinco poderes intelectuales.

La educación completa cultiva todos estos poderes y se le identifica como educación potencializadora.

Una educación potencializadora debe cultivar los poderes intelectuales del alumno. A la vez que ofrecer un campo de vivencias, por medio de las cuales puede refinar sus sentidos, desarrollar sus cualidades espirituales etc.

Establecer respuestas emocionales positivas y descubrir el gozo de estar en un proceso continuo de potencializarse a sí mismo y servicio a los demás. (de los escritos , fe, religión Bahais)

Jesús Rafael González García
Quiromasajista. escuela de quiromasaje...
Escrito por Jesús Rafael González García
el 25/03/2011

Los seres humanos han sido dotados con la capacidad de articular y producir conocimiento. Esta capacidad especial los ubica por encima de los otros reinos de la naturaleza tales como el mineral, vegetal o animal y descubrir las realidades del universo. Además del poder de la mente, los seres humanos tienen también la capacidad de discernir lo bueno de lo malo. Esta dimensión espiritual también pone a los seres humanos en la capacidad especial de desarrollar actividades destinadas a su bienestar personal y colectivo.

Los procesos del conocimiento (es decir, cognición), han sido asociados con el desarrollo de un variado rango de capacidades espirituales tales como justicia, voluntad para perseverar, interés, paciencia, confiabilidad, servicio y otros. La búsqueda de formas conocimiento a través del uso de técnicas de investigación, es en sí misma un atributo que puede ser comparado con otras cualidades espirituales. Bajo esta perspectiva, las técnicas de investigación en educación no son solamente herramientas para buscar conocimiento, sino también herramientas que ayudan al ser humano a lograr su completa realización como ser superior.

A fin de lograr su instinto natural para entender el mundo y su rededor, la gente hace uso de diferentes facultades tales como predecir, observar, inferir, interpretar o medir fenómenos. Una vez que el conocimiento es formalizado, éste toma la forma de una teoría. Las teorías se basan en presunciones y hechos sobre el mundo. Tenemos teorías de aprendizaje y enseñanza, una teoría de la relatividad, una teoría de números, una teoría del sistema planetario, etcétera. Los filósofos de la ciencia indican que las teorías emergen de procesos de acumulación, acomodación o reestructuración de nuevo conocimiento. Procesos de acumulación ocurren cuando las nuevas evidencias no son compatibles con los principios de una previamente establecida teoría. Procesos de acomodación ocurren cuando teorías existentes se mezclan con nuevas evidencias en una forma que chocan con previas presunciones teoréticas. Como resultado, una teoría asimila las nuevas evidencias bajo la condición de que cierta modificación de las presunciones teoréticas han de suceder. Alternativamente, dos diferentes teorías pueden coexistir bajo dos diferentes interpretaciones de las mismas evidencias. Muchas veces sucede que la teoría existente no puede resistir los nuevos desafíos y tiene que someterse a un proceso de completa reestructuración. Cuantas veces la historia ha atestiguado que teorías que eran popularmente aclamadas de repente colapsan para abrir nuevos terrenos. Brevemente, las teorías son vehículos para observar y describir el mundo y están basadas en presunciones que son susceptibles de ser cambiadas. Las teorías no son absolutas y tienen un carácter provisional.

Probablemente debido a sus no bien definidos parámetros, la educación como una disciplina ha sido interpretada por muchas pasajeras, desorganizadas y hasta contradictorias teorías de aprendizaje y enseñanza. Estas teorías educativas han rápidamente emergido, sobrevivido, coexistido para luego decaer. Cada una de estas teorías presentó su particular vista sobre el ser humano en la forma de metáforas y analogías. Las principales teorías en el último siglo XX incluyen, entre otras, el condicionamiento clásico, conductivismo, cognoscitivismo, y el constructivismo.

La teoría de condicionamiento clásico de Pavlov comparó al hombre con un perro a fin de explicar los procesos de estímulo-respuesta, mientras Skinner utilizó la analogía de una máquina desprovista de racionalidad que puede ser fácilmente manipulada. Piaget, probablemente influenciado por su educación como biólogo comparó al hombre a una planta y a su aparato asimilatorio. Otros sicólogos del aprendizaje compararon a los seres humanos a una computadora mientras que algunos de ellos explicaron el aprendizaje como la interacción de reacciones químicas y neurológicas que suceden en el cerebro. Aún el constructivismo, el cual constituye un paradigma más avanzado al considerar a los individuos como “seres que saben”, mantiene la creencia de que somos “animales sociales”.

En todos estos paradigmas, hay una aserción errónea de la naturaleza del ser humano, porque estos paradigmas muestran que nosotros estamos aun definidos por metáforas y analogías que son muy limitantes cuando definen al ser humano. Estas metáforas y analogías encadenan nuestra imaginación cuando queremos percibir un entendimiento más amplio del ser humano.

Estas diferentes concepciones del ser humano han tenido un profundo impacto en la manera como los educadores han desarrollado sus teorías de educación en la última centuria. Estas teorías están impregnadas de un materialista y muy restrictivo punto de vista del ser humano así como son sus métodos de investigación porque perros, plantas, máquinas, computadoras y reacciones fisiológicas responden evidentemente a leyes físicas. Estos sistemas de creencias están incorporados férreamente en el diseño e implementación de los programas educativos actuales. Más aún, las bases conceptuales de estas teorías seguirán teniendo un efecto pernicioso hasta que perspectivas alternativas basadas en principios espirituales no sea ampliamente discutidas e incorporadas.

Teorías educativas más recientes han validado académicamente el rol de creencias, opiniones y emociones en el aprendizaje y la enseñanza. Estas así llamadas variables afectivas tienen un efecto importante en la manera como la gente se desenvuelve en el aprendizaje. Al reconocer el valor de estas variables no-tangibles que operan dentro del individuo, aún en las llamadas ciencias fácticas como matemáticas y física, este cuerpo de investigación se ha acercado más al punto de vista bahá’í de educación. Sin embargo, esa literatura aún se queda corta en reconocer la esencia del problema, es decir, el reconocimiento del componente espiritual del ser humano y por consiguiente de su ilimitado potencial. Los principios espirituales y sociales instituidos por los profetas de Dios como Mahoma y Jesucristo prueban que estos Seres no fueron el producto de sus tiempos. Más aún, Sus enseñanzas revelaron que Ellos no reprodujeron o acomodaron un nuevo sistema sino, que contradictoriamente a la lógica humana, a pesar de su aparente inhabilidad en leer y escribir y de no haber atendido ninguna escuela, fundaron civilizaciones basadas en concepciones espirituales del ser humano.

¿Qué metáfora ofrece la Fe Bahá’í a estos educadores? Bahá’u’lláh, el fundador de la Fe Bahá’í, comenta sobre este asunto:

El hombre es el Talismán supremo. Sin embargo, la falta de educación apropiada le ha privado de aquello que inherentemente posee. Por una sola palabra procedente de la boca de Dios, fue llamado a existir; por una palabra más, fue guiado a reconocer la Fuente de su educación; por otra palabra aún, su posición y destino fueron asegurados. El Gran Ser dice: Considerad al hombre como una mina, rica en gemas de valor inestimable. Solamente la educación puede hacerle revelar sus tesoros y permitir a la humanidad aprovechar de esto (Pasajes de los Escritos de Bahá’u’lláh, CXXII).

En breve, los seres humanos han sido dotados con una naturaleza dada por Dios la cual no es tomada en cuenta por las metodologías de investigación educativa de la actualidad. Esta naturaleza le permite articular una relación con Él y que también hace al ser humano diferente de otros seres en el reino mineral, vegetal o animal. La Educación es vista como un proceso lleno de significados para descubrir, pulir y mostrar esa naturaleza divina. Por tanto, los seres humanos no nacen desprovistos de cualidades, más aún, son extraordinariamente ricos y hay mucho más de lo que no sabemos porque esas capacidades están ocultas y las actuales metodologías de investigación son muy restrictivas. La carencia de esta perspectiva espiritual plantea la hipótesis de que nuestros actuales sistemas educativos des-educan más que educan.

Talismanes son objetos que se suponen tienen poderes ocultos que alteran las fuerzas de la naturaleza, traen buena suerte, tienen poderes curativos, alejan la maldad, y en general, hacen milagros. Muchas veces, gemas preciosas son asociadas a talismanes. La piedra filosofal la cual mucha gente creía podía convertir el metal en oro, era el talismán más buscado por los alquimistas de los tiempos antiguos. Esta figurativa descripción de los talismanes ciertamente nos lleva a una más noble, fructífera y alentadora concepción del ser humano la cual debe ser necesariamente articulada en las actuales teorías y sistemas de aprendizaje y enseñanza.

(*) Doctor en pedagogía. Bahá'í peruano residente en Sídney, Australia.

handal@ans.com.au

Ivan Bonilla Duran
Ing electronica manuela beltran
Escrito por Ivan Bonilla Duran
el 25/03/2011

Señor Jesús Rafael González Garcia, gracias por su aporte más sus ojos estan puestos en las cosas de este mundo y así es imposible entender el Espíritu por lo mismo tampoco a Dios, no se deje confundir pues cuando publique el artículo a la verdad no sabia bien lo que decia más hoy gracias a Dios lo se muy bien, lea la biblia es la única forma de entender la verdad.