En este grupo En todos

Grupo de Mi conexión espiritual con la literatura



María Elena Walsh incursionó en géneros que hasta su momento eran considerados de segundo orden –la literatura infantil y la canción popular– y los convirtió en un vehículo de reflexión que, a través del humor y la poesía, cuestionó el orden existente y sus presupuestos. Una reformulación que, sin duda, a la vez que los jerarquizó provocando una ruptura con la tradición..Te invito a trazar su semb

Juana Marlene
Escrito por Juana Marlene
el 29/11/2011

María Elena Walsh,escritora , poetisa, compositora, cantante, célebre por su literatura infantil, aunque igualmente pródiga en su producción para adultos. Su obra habla de su amor por los niños y su tierra, y denuncia las inequidades de nuestra sociedad.


Sin embargo, más que el volumen de su obra es importante su carácter innovador.


Sería María Elena Walsh quien revolucionaría el género al recuperar esas rimas de cuna que le cantaba su padre; esas cuartetas que contaban un breve cuento a veces plagados de sin sentidos y finales dudosos. Así, surgió la poética infantil de Walsh donde reina lenguaje coloquial, el disparate y los juegos del lenguaje. En un hermoso reportaje realizado por Alicia Origgi, Walsh declaró: “Creo que la novedad fue que no tenían ningún carácter docente ni moralista ni eran aplicadas al programa escolar. Era un concepto revolucionario el pensar que la versificación no tenía porqué tener un contenido didáctico. En 1964 era un concepto novedoso”. Sus obras infantiles, a mediados de los ’60, fueron recibidas con gran entusiasmo y ese éxito también se explica porque María Elena Walsh en su poética también convocó al folklore argentino, con sus distintos ritmos y melodías, para establecer con él un diálogo que le permitió relacionar su obra con la memoria cultural de los argentinos.

-


Apreciados amigos del grupo, acompáñenme en esta nueva travesía por la ruta de María Elena.


Agradeceré especialmente su ayuda en subir imágenes,links de sus temas que ahora son piezas musicales connotadas- y que podríamos escuchar en el mismo debate.

Mi pauperrismo en estos menesteres de subir links y todo lo que se parezca es inequívovo, lo asumo , por eso los convoco a ayudarme...

Se les quiere por estos lares, pues nada, ya están echadas las cartas.. Solamente los aguardo silentemente, y confiadamente.

Un abrazo.


Juana Marlene
Escrito por Juana Marlene
el 29/11/2011

"Juana Marlene Martínez escribió:

¿Qué les parece si escudriñamos en la biblioteca de la casona algunos de sus primeros poemas?



Para luego es tarde....

Para muestra,un botón.

Cariños.



COMO LA CIGARRA

Maria Elena Walsh , argentina.

Tantas veces me mataron,

tantas veces me morí,

sin embargo estoy aqui

resucitando.



Gracias doy a la desgracia

y a la mano con puñal

porque me mató tan mal,

y seguí cantando.



Cantando al sol como la cigarra

después de un año bajo la tierra,

igual que sobreviviente

que vuelve de la guerra.



Tantas veces me borraron,

tantas desaparecí,

a mi propio entierro fui

sola y llorando.



Hice un nudo en el pañuelo

pero me olvidé después

que no era la única vez,

y volví cantando.



Tantas veces te mataron,

tantas resucitarás,

tantas noches pasarás

desesperando.



A la hora del naufragio

y la de la oscuridad

alguien te rescatará

para ir cantando.

"




Juana Marlene
Escrito por Juana Marlene
el 29/11/2011

Especialmente entrañable resultan para mí los siguientes versos:


Poema Balada Del Tiempo Perdido
de María Elena Walsh


“Yo dormía pero mi corazón velaba…”
Cantares

Como a sus vanas hojas
el tiempo me perdía.
Clavada a la madera de otro sueño
volaban sobre mí noches y días.

Poblándome de una
nostalgia distraída,
la tierra, el mar, me entraban en los ojos
y por ociosas lágrimas salían.

Cuántos papeles ciegos
en la tarde vacía.
Qué multitud de imágenes miradas
como a través de una mortal llovizna.

Entorpecidas sombras
en vez de manos mías,
de tanto enajenarse en los espejos,
todo lo que tocaba se moría.

Memorias y esperanzas
callaban su agonía:
un porfiado presente demoraba
siempre las mismas ramas amarillas.

Qué tiempo sin sentido
el que mi amor perdía.
Qué lamentable primavera inútil
haciendo en vano flores que se olvidan.

Pero mi corazón
velaba y no sabía.
Recuperada su pasión secreta
ahora enamorado resucita.

Y el tiempo que hoy me guarda
entre sus hojas vivas
es un tiempo feliz desde hace tantos
sueños que nacerán en la vigilia.



- Cuando el corazón recupera su pasión secreta.. Saben qué hace? ,resucita... Eso me parece sublime.


Juana Marlene
Escrito por Juana Marlene
el 29/11/2011

"Juana Marlene Martínez escribió:

Poema Ahora

de María Elena Walsh

Ahora como un ángel apareces
y me rodeas sin decirme nada.
Ángel que yo cuidara tantas veces
sin saberlo, callada.

En todo lo que miro permaneces
como el aire feliz de la mirada.
Me parezco a tu ausencia y te pareces
a mí resucitada.

Porque viniste cuando me moría
a devolverme a vivas caridades;
porque mi noche muda se hizo día

Por gracia de tu voz iluminada,
en esta eternidad con que me invades
yo que no era, soy tu enamorada .


"




Juana Marlene
Escrito por Juana Marlene
el 29/11/2011

Y qué les parece este texto?

Poema del Autor/a: María Elena Walsh
Poema: En una cajita de fósforos.

María Elena Walsh


En una cajita de fósforos
se pueden guardar muchas cosas.

Un rayo de sol, por ejemplo
(pero hay que encerrarlo muy rápido,
si no, se lo come la sombra)
Un poco de copo de nieve,
quizá una moneda de luna,
botones del traje del viento,
y mucho, muchísimo más.

Les voy a contar un secreto .
En una cajita de fósforos
yo tengo guardada un lagrima,
y nadie, por suerte la ve.
Es claro que ya no me sirve
Es cierto que esta muy gastada.

Lo se, pero que voy a hacer
tirarla me da mucha lastima

Tal vez las personas mayores
no entiendan jamas de tesoros
Basura, dirán, cachivaches
no se porque juntan todo esto
No importa, que ustedes y yo
igual seguiremos guardando
palitos, pelusas, botones,
tachuelas, virutas de lápiz,
carozos, tapitas, papeles,
piolín, carreteles, trapitos,
hilachas, cascotes y bichos.

En una cajita de fósforos
se pueden guardar muchas cosas.
Las cosas no tienen mamá.



Juana Marlene
Escrito por Juana Marlene
el 29/11/2011
María Elena Walsh.
Poema: Serenata para la tierra de uno.

Porque me duele si me quedo
pero me muero si me voy.
Por todo y a pesar de todo
yo quiero vivir en vos.

Por tu decencia de vidala
y por tu escándalo de sol,
por tu verano con jazmines, mi amor,
yo quiero vivir en vos.

Porque el idioma de infancia
es un secreto entre los dos.
Porque le diste reparo al desarraigo
de mi corazón.

Por tus antiguas rebeldías
y por la edad de tu dolor,
por tu esperanza interminable,
mi amor, yo quiero vivir en vos.

Para sembrarte de guitarra,
para cuidarte en cada flor,
y odiar a los que te castigan, mi amor,
yo quiero vivir en vos.

María Jesús
Escrito por María Jesús
el 29/11/2011

Este precioso poema de "la cajita de fósforos" es uno de mis preferidos.
Me parece entrañable y bellísimo. Muchas gracias por recordarlo.
Un abrazo enorme,
Susy


María Jesús
Escrito por María Jesús
el 29/11/2011


El reino del revés

Me dijeron que en el reino del revés
nada el pájaro y vuela el pez
que los gatos no hacen miau y dicen yes
porque estudian mucho inglés.

Vamos a ver como es el reino del revés
vamos a ver como es el reino del revés

Me dijeron que en el reino del revés
nadie baila con los pies
que un ladrón es vigilante y otro es juez
y que uno y dos son tres.

Me dijeron que en el reino del revés
cabe un oso en una nuez
que usan barbas y bigotes los bebés
y que un año dura un mes.

Me dijeron que en el reino del revés
hay un perro pequinés
que se cae para arriba y una vez
no pudo bajar después.

Me dijeron que en el reino del revés
un señor llamado Andrés
tiene 1. 530 chimpancés
que si miras no los ves.

Me dijeron que en el reino del revés
una araña y un ciempiés
van montados al palacio del marqués
en caballos de ajedrez.

María Jesús
Escrito por María Jesús
el 29/11/2011

El viaje

Sólo quiero tu casa de ternura,
vivir en su calor.
Eres el mar y la orilla segura
porque el único viaje es el amor.

Reconocer tu alma, qué aventura
de mágico sabor.
Allí tendré profundidad y altura
porque el único viaje es el amor.

Besos desconocidos como puertos
esperan bajo un cielo de mirada.
-Lo demás es dolor.

Hoy vuelvo de países que están muertos,
después de un mar que no me dijo nada,
porque el único viaje es el amor.

María Jesús
Escrito por María Jesús
el 29/11/2011

Oración a la justicia

Señora de ojos vendados
que estás en los tribunales
sin ver a los abogados,
baja de tus pedestales.
Quítate la venda y mira
cuánta mentira.

Actualiza la balanza
y arremete con la espada,
que sin tus buenos oficios
no somos nada.

Lávanos de sangre y tinta,
resucita al inocente
y haz que los muertos entierren
el expediente.

Espanta a las aves negras,
aniquila a los gusanos
y que a tus plantas los hombres
se den la mano.

Ilumina al juez dormido,
apacigua toda guerra
y hazte reina para siempre
de nuestra tierra.

Señora de ojos vendados,
con la espada y la balanza
a los justos humillados
no les robes la esperanza.
Dales la razón y llora
porque ya es hora.


Victoria Cadenas
Luego del bachillerato me dedique a es...
Escrito por Victoria Cadenas
el 29/11/2011

Https://www.youtube.com/watch? V=_sBzsFF1AsQ&feature=related


Una verdera maravilla , Requiem para una madre , bello muy bello , gracias Juana por tu sencibilidad al traerla,, Abrazos

Victoria Cadenas
Luego del bachillerato me dedique a es...
Escrito por Victoria Cadenas
el 29/11/2011

Https://www.youtube.com/watch? V=q_2Qfdqao7o&feature=related

  • Este registro perteneció al homenaje en vida a M E Walsh. En las escuelas primarias de los 60 y 70 se hizo presente junto Felix Luna y Ariel Ramírez y Jaime Dávalos y Falú. Ojalá recuperemos en la enseñanza pública ese legado de poesía con inteligencia y militancia popular. Gracias desatormentandome

    marcosmza1962 hace 2 años 3
  • Gracias a vos por el comentario y por el dato.

  • Gracias por esto! Mi Papa le gustaba esta cancion.

    ALEXWROCKS hace 2 años
  • Gracias! Te dejé un comentario en tu canal. Saludos!

    desatormentandome hace 2 años
  • Hermosisima cancion e insuperable interpretacion. Gracias por subir obras de este Cuarteto. Ojala tengas todas.... :)

    LetyenMorelia hace 2 años 3
  • Gracias por tu comentario. Lo que tenga lo iré subiendo. 

    desatormentandome hace 2 años
Ver todos Todos los comentarios (36)
Reacciones (0)
Accede a tu cuenta o Regístrate ahora para publicar un comentario.
  • Les recomiendo ese disco donde sale esta canción de El Señor Juan Sebastián, yo lo compré en el año 83 los 4 discos de acetatos del Zupay en Argentina y todas las canciones y arreglos son excelentes, les recomiendo la canció "El viejo Matias" , son muy profesionales lo que hice fue digitalizar los acetatos y se escuchan como CD`S. También les recomiendo un grupo de voces masculinas llamado Chanticleer es lo mejor que he escuchado en voces

Trina De Hidalgo
Ortografía y redacción, aritmética apl...
Escrito por Trina De Hidalgo
el 29/11/2011

María Elena Walsh

"María Elena Walsh y la opinión urgente"

Marina Herbst

Cantando al sol como la cigarra
después de un año bajo la tierra,
igual que sobreviviente
que vuelve de la guerra
.
(de "Como la cigarra")

María Elena Walsh nació el 1° de febrero de 1930 en Ramos Mejía, un pueblo cercano a Buenos Aires; la hija del "inglés del ferrocarril" nacido también en la Argentina, pasó su niñez entre nursery rhymes , música y libros. Autodefinida como aspirante a "nieta de Lewis Carroll," carga sobre sus espaldas un herencia singular, no solamente a modo étnico, sino también cultural e ideológico (Dujovne 22). Su madre, hija de criollos y gaditanos, le transmitió amor a la naturaleza lo que se traduce en la sensibilidad romántica que trasunta la introspección contextual de los poemas en Otoño Imperdonable (1947). De su padre, descendiente de irlandeses e ingleses, recibe su pasión y habilidad por los juegos lingüísticos, el sutil e irónico humor sajón y el nonsense de los limericks.

Trina De Hidalgo
Ortografía y redacción, aritmética apl...
Escrito por Trina De Hidalgo
el 29/11/2011

El aspecto más significativo de este contexto familiar posiblemente esté dado por la libertad y la liberalidad: María Elena Walsh no tuvo la formación tradicional de las demás niñas de clase media argentina de su época, con la abundancia de fruslerías y cursilerías sociales. Lejos de su realidad estaban las clases de danzas clásicas y de declamación, y más lejos aún el llegar a ser "la réplica de Shirley Temple, a quien las niñas debíamos imitar en risitas con hoyuelos y sacudidas de adorables rizos tirabuzones" (MEW cit. En Dujovne 7). Este divorcio de estereotipos y expectativas sociales suponía una liberación de vínculos contextuales que limitaban.

Trina De Hidalgo
Ortografía y redacción, aritmética apl...
Escrito por Trina De Hidalgo
el 29/11/2011

A diferencia de la mayoría de los establecimientos de enseñanza secundaria de los años cuarenta, la Escuela Nacional de Bellas Artes suponía un medio ambiente educativo más liberal. Fue allí donde María Elena Walsh cursó sus estudios secundarios. De las limitaciones que el medio imponía y el aburrimiento que las clases sugerían, María Elena Walsh escapaba dibujando caricaturas de sus profesores (Dujovne 22-23). Su rebeldía de adolescente era solamente una de las tantas ramificaciones; prácticamente sólo el inicio de una larga serie de posturas "subversivas. " Esa rebelión no tenía sus orígenes en una tesitura de espíritu meramente contradictorio, sino en un distanciamiento ideológico de los estereotipos impuestos social y culturalmente. Surgía de una multiplicidad de factores que se fueron dando desde temprano en la formación de María Elena Walsh. Si bien los primeros años tuvieron un papel preponderante, la percepción de sí en relación al marco socio-cultural, y las consecuentes decisiones, fue lo que completó su individualidad ideológica.

Trina De Hidalgo
Ortografía y redacción, aritmética apl...
Escrito por Trina De Hidalgo
el 29/11/2011

María Elena Walsh adolescente, también se pareció poco a las otras chicas de su edad. Compartía, sin lugar a dudas, la rebeldía, el desinterés por los libros y la escritura de poemas. Sin embargo, mientras que los poemas de la mayoría eran "emocionales, deshechos en flecos y lágrimas borrosas," ella trabajaba con el lenguaje, intentando expresarse a través de la limitación poética de la rima y la métrica (Dujovne 17). Los primeros poemas de juventud, trabajados y retrabajados, finalmente vieron la luz en 1947, en forma de libro, con Otoño imperdonable . Este libro, publicado a expensas de la autora, mostraba, al decir de Eduardo González Lanuza, una "certidumbre de poesía," una poesía madura tanto a modo emocional como técnico ("Reseña de Otoño imperdonable " 102). El revuelo y reconocimiento aprobatorios que la calidad poética de Otoño imperdonable causaron en los círculos literarios argentinos en cierta medida también desestabilizó a su propia familia: la jovencita que escribía poemas en la mesa del comedor ahora frecuentaba reuniones de sociedades literarias y cafés.

Trina De Hidalgo
Ortografía y redacción, aritmética apl...
Escrito por Trina De Hidalgo
el 29/11/2011

Lo que en otras adolescentes era mediocre o simplemente tenía carácter pasajero, en María Elena Walsh se planteaba como profesión. A esta diferencia en relación a expectativas futuras que no condecían con las socialmente aceptadas para una adolescente "de familia" —llámese matrimonio y cuidado de la familia, según la sociedad argentina de ese entonces—, se le sumaba el continuo conflicto con su padre: regresaba más tarde del horario permitido de las 9 de la noche. La rebelión contra los horarios paternos era solamente una de las facetas iniciales de su precoz abandono del hogar. En 1948 Juan Ramón Jiménez visitaba la Argentina; Otoño imperdonable lo dejó "maravillado de su expresión, su naturalidad en lo sencillo y lo difícil" (Dujovne 37). De conocer a la autora de los versos a la invitación a pasar una temporada en Maryland con el poeta y su esposa hubo poco trecho. Algunas de las impresiones de este viaje aparecieron inicialmente en "El Hogar," la revista del diario La Nación y años más tarde conformaron "Carta de viaje," una de las secciones de Desventuras en el País Jardín-de-Infantes . La Antología de poesía norteamericana , de Louis Untermeyer, y la Spoon River Anthology , junto con las clases sugeridas en la Universidad de Maryland, las visitas a Ezra Pound, Pedro Salinas o Salvador Dalí, las exposiciones en Museo de Arte Moderno, los conciertos en Carnegie Hall y Radio City apuntaban al propósito evidente de Juan Ramón Jiménez: eclécticamente guiar a la joven poeta. Esto no fue tarea fácil, como María Elena Walsh reconoce; su rebeldía, timidez e introversión se encontraban no solamente ante el desafío de espontaneidad requerido por el poeta español, sino también ante la dureza de algunas de sus críticas y enseñanzas.

Trina De Hidalgo
Ortografía y redacción, aritmética apl...
Escrito por Trina De Hidalgo
el 29/11/2011

La experiencia en Estados Unidos la dejó insatisfecha, "perpleja, pensando que el mundo era ancho, ajeno, bellísimo y amenazador" (MEW cit. En Dujovne 39). Se iniciaba de esta manera un nuevo período en su vida, uno de cambio y transición, de lo que ya daban evidencia algunos de los ensayos y reseñas publicados en ese período. Están allí ya las semillas de su particular perceptiva contextual. Asimismo estos ensayos apuntan, como el caso de "Sobre la vida diaria," a ese "fondo anárquico y pacifista," a esa "capacidad de rebeldía contra toda clase de mecanismos represivos y explotadores" (MEW cit. En Dujovne 36, 37).

Trina De Hidalgo
Ortografía y redacción, aritmética apl...
Escrito por Trina De Hidalgo
el 29/11/2011

Ya de regreso en la Argentina, durante este período vegetativo, como ella misma lo denomina, continúa escribiendo poemas y en 1952 publica su segundo libro, Baladas con Angel . Para ese entonces había una serie de factores que hacían la situación argentina en general difícil de sobrellevar y que estaban estrechamente relacionados entre sí. El régimen peronista exigía que un autor estuviese afiliado al partido para que sus obras se publicasen (ya fuese recibiendo pago o no). El mismo partido imponía a la ciudadanía el luto obligatorio por Eva Duarte de Perón, "sin el cual los ciudadanos eran exonerados de sus trabajos" (MEW cit. En Dujovne 45, énfasis mío). Autoproclamada adversaria al régimen e ideología peronistas, María Elena Walsh destaca las dificultades que el mismo representó para escritores y pensadores disidentes: la imposibilidad de publicar sus trabajos y, consecuentemente, vivir de su profesión. Un aspecto singular de su postura antiperonista está dado por la violencia que la ideología demagógica peronista significó. A este respecto Walsh comenta que los intelectuales y escritores hubieran preferido que la clase obrera actuase en forma pacífica y "que rápidamente se informara de la existencia de nuestros lánguidos sonetos, que no gritaran tanto ni se bañaran en las fuentes de las plazas" (MEW cit. En Dujovne 32). El enrarecimiento del clima político, social, económico y cultural del país conducía únicamente al exilio. Esta decisión significaba no solamente una liberación a modo político-ideológico, sino también, en cierta forma, afectiva: estaba de novia con Angel Bonomí y de acuerdo con los parámetros sociales de la Argentina de mediados de siglo se esperaba que la relación concluyese en matrimonio. Esto no hubiese sido inaceptable a no ser por el espíritu represivo que la situación implicaba; era ése "un contexto de censura política en el que además teníamos un noviecito que nos sermoneaba" (MEW cit. En Luraschi y Sibbald 26). El exilio representaba todo lo que la Argentina no ofrecía: libertad social, ideológica, cultural, emocional, junto con una multiplicidad de estímulos y posibilidades de cambio y desarrollo profesional. El único destino posible para María Elena Walsh, al igual que para el resto de los argentinos, como ella misma destaca, era París, y allí se dirigió luego de reunirse en Panamá con Leda Valladares, a quien había conocido por correspondencia (Dujovne 46).

Trina De Hidalgo
Ortografía y redacción, aritmética apl...
Escrito por Trina De Hidalgo
el 29/11/2011

Presentaron su dúo, Leda y María , en el Scandia, en el Barrio Latino. Allí cantaron lo que se esperaba de dos argentinas: folklore; vidalas y bagualas. El público parisino siempre las respetó, aun cuando no condecían con el estereotipo de cantante folklórico sudamericano: eran rubias, de ojos claros y "además, para qué negarlo, teníamos caras de intelectuales... Otra desgracia nacional e internacional" (MEW cit. En Dujovne 55, 56). A la vez que cantaban, entraban en contacto con otros intérpretes, tipos de música y canciones; escucharon los comienzos y los progresos de artistas como Jacques Brel y Charles Aznavour a la vez que las interpretaciones de los ya establecidos: Yves Montand, Juliette Gréco, Fernand Reinaud (Dujovne 52, 53, 58). Antes que enriquecerse, la intención del dúo era hacerse conocer y ganarse la vida. Audicionaron en el café literario más famoso de esa época, L’Ecluse. A pesar de lo que el sitio significaba a modo de audiencia y reconocimiento, no se quedaron allí mucho tiempo: había un tradicionalismo que ahogaba y hasta cierto punto aburría a María Elena Walsh: "era un lugar ceremonioso y desinfectado" (MEW cit. En Dujovne 54). El siguiente escenario fue el del recientemente inaugurado Crazy Horse Saloon, donde ya no tuvieron que audicionar, el cabaret las llamó. Los cuatro años que Leda y María trabajaron en París significaron no solamente esfuerzo, sino también una buena medida de éxitos: ganaron el "Banco de ensayo del Music-Hall," un concurso/audición público en el teatro L’Olympia, aunque por diversos motivos no trabajaron luego allí, y poco después grabaron su primer disco, Le Chant du Monde (Dujovne 57, 66). A todo esto, la poesía no había quedado abandonada; fue durante su estancia en París cuando María Elena Walsh empezó a escribir poemas y canciones para niños. Escribía con el juego verbal en mente, con una expresa y atenta intención al nonsense , buscando, si se quiere, una reversión subversiva del didacticismo tedioso de los poemas y canciones tradicionales.