En este grupo En todos

Grupo de Bioquímica vegetal



La bioquímica de las plantas medicinales

luis
Lic en biologia, msc bioquimic univer...
Escrito por Luis Arturo Ayarza Aguirre
el 15/11/2010

Cómo las plantas medicinales nos ayudan, descúbrelo con nosotros. SOMOS E. MAGISTER. UN MUNDO DE CONOCIMIENTOS.

Luis Arturo Ayarza Aguirre
Lic en biologia, msc bioquimic univer...
Escrito por Luis Arturo Ayarza Aguirre
el 15/11/2010

Desde los tiempos más remotos el hombre ha aprendido a recoger los vegetales que podían ser utilizados para curar las heridas, las indisposiciones o las enfermedades.

No se puede negar que las descripciones que hemos recibido de nuestros abuelos eran a menudo legendarias o misteriosas y que, al comprobarlo científicamente, muchas hierbas consideradas medicinales han resultado ser ineficaces o incluso dañinas. Pero es indudable que muchas plantas contienen principios activos útiles para conservar la salud, para prevenir y curar las enfermedades; es una buena prueba de ello el hecho de que aún hoy, como ayer, muchos fármacos proceden del reino vegetal.

Muchas de ellas son frecuentísimas en los prados, en los bosques o en los lugares no cultivados y quizás en más de una ocasión las habremos despreciado o simplemente considerado como "hierbajos".

Una planta medicinal es una cuyas partes o extractos se emplean como drogas en el tratamiento de alguna afección.

El uso de remedios de origen vegetal se remonta a la época prehistórica, y es una de las formas más extendidas de medicina, presente en virtualmente todas las culturas conocidas; la industria farmacéutica actual se ha basado en los conocimientos tradicionales para la síntesis y elaboración de fármacos, y el proceso de verificación científica de estas tradiciones continúa hoy en día, descubriéndose constantemente nuevas aplicaciones. Muchos de los fármacos empleados hoy en día —como el opio, la quinina, la aspirina o la digital— replican sintéticamente o aíslan los principios activos de remedios vegetales tradicionales. Su origen persiste en las etimologías —como el ácido salicílico, así llamado por extraerse de la corteza del sauce (Salix spp. ) o la digital, de la planta del mismo nombre

Luis Arturo Ayarza Aguirre
Lic en biologia, msc bioquimic univer...
Escrito por Luis Arturo Ayarza Aguirre
el 15/11/2010

Desde los tiempos más remotos el hombre ha aprendido a recoger los vegetales que podían ser utilizados para curar las heridas, las indisposiciones o las enfermedades.

No se puede negar que las descripciones que hemos recibido de nuestros abuelos eran a menudo legendarias o misteriosas y que, al comprobarlo científicamente, muchas hierbas consideradas medicinales han resultado ser ineficaces o incluso dañinas. Pero es indudable que muchas plantas contienen principios activos útiles para conservar la salud, para prevenir y curar las enfermedades; es una buena prueba de ello el hecho de que aún hoy, como ayer, muchos fármacos proceden del reino vegetal.

Muchas de ellas son frecuentísimas en los prados, en los bosques o en los lugares no cultivados y quizás en más de una ocasión las habremos despreciado o simplemente considerado como "hierbajos".

Una planta medicinal es una cuyas partes o extractos se emplean como drogas en el tratamiento de alguna afección.

El uso de remedios de origen vegetal se remonta a la época prehistórica, y es una de las formas más extendidas de medicina, presente en virtualmente todas las culturas conocidas; la industria farmacéutica actual se ha basado en los conocimientos tradicionales para la síntesis y elaboración de fármacos, y el proceso de verificación científica de estas tradiciones continúa hoy en día, descubriéndose constantemente nuevas aplicaciones. Muchos de los fármacos empleados hoy en día —como el opio, la quinina, la aspirina o la digital— replican sintéticamente o aíslan los principios activos de remedios vegetales tradicionales. Su origen persiste en las etimologías —como el ácido salicílico, así llamado por extraerse de la corteza del sauce (Salix spp. ) o la digital, de la planta del mismo nombre

Luis Arturo Ayarza Aguirre
Lic en biologia, msc bioquimic univer...
Escrito por Luis Arturo Ayarza Aguirre
el 15/11/2010

1- Plantas medicinales por orden alfabético

1. 1 A

Abedul. Árbol de matriz verde claro que alcanza unos 30 m de altura. Sus hojas son pequeñas, puntiagudas y dentadas y su tronco es blanco y negro. Crece en páramos y pantanos; también suele encontrársele en tierras secas de hasta 2000 m sobre el nivel del mar. Debe secarse a la sombra a temperatura ambiente inferior a los 40 grados centígrados.

Su nombre científico es: Betula Alba. En decocción e infusión trata resfríos, la boca, encías,afecciones de la piel, los forúnculos. Aumenta la cantidad de orina. La savia de las ramas trata los cólicos del riñón y las piedras de la vejiga, la espermatorrea, la ictericia y las manchas de la piel.

Abelmosco, Ambarilla. Su nombre científico es Hibiscus Abelmoschus. Pepita de pasmo. Sus semillas en agua calman la sed, aumentan la cantidad de orina y provocan sudor; ayudan a digerir, tratan la corea, los temblores ,tics nervioso y el tétano. Mejoran el asma y la tos convulsiva.

Abeto Blanco o Común: Su nombre científico es Abies Albal Pectinata. En decocción es útil para tratar las afecciones de los bronquios y de estomago. En cataplasma, trata el reumatismo.

Abeto Rojo. Su nombre científico es Abies Picea Excelsa. Es ùtil para purificar la sangre, para curar el catarro, el asma, los eczemas, el escorbuto, la tuberculosis.

Abro. Su nombre científico es Abrus Precatorius. Se usa para curar las afecciones de la garganta,la ronquera, el catarro, el asma, la tos y la bronquitis.

Abrótano Hembra. Su nombre científico es Santolina Chamaecyparissus. Da unas flores llamadas cabezuelas, que se usan como tónico estomacal y digestivo. Sus semillas se usan para combatir las lombrices.

Abrotano Macho. Su nombre científico es Abrotanum, Artemisa, Abrotanum. Las hojas se usan como tónico estimulante. Es excelente para problemas de las menstruaciones, estomatitis. Ayuda en los partos. Detiene la caida del cabello. Expulsa las lombrices del intestino.

Abutillón Índico. Su nombre científico es Abutilum Indicum. Estimula el apetito, regulariza las reglas, baja la fiebre. En cataplasma cura la bronquitis y la pulmonía.

Acacia. Su nombre científico es Acacia Arábica Senegal. Las flores son útiles para curar la bronquitis, la tos, la diarrea, la fiebre, así como los dolores de las vísceras.

Acanto. Su nombre científico es Acanthus Mollis. Sus hojas y raíces tratan los problemas de la piel como psoriasis, eczemas, quemaduras y heridas. En decocción, trata las afecciones de la boca y la garganta. En forma de té, alivian los síntomas de los catarros y la diarrea.

Acebo. Su nombre científico es Íles Aquifolium. La corteza en decocción trata la fiebre, el intestino, el higado. Las hojas curan el reumatismo.

Achiote. Su nombre científico es Bixa Orellana L. Arbusto que a veces crece como un árbol de alrededor de 5 m de alto. Corteza pardusca y ramas escamosas. Las hojas son ovaladas y acuminadas. Flores rosadas en panículas terminales en cápsulas redondeadas cubiertas de largas espinas delgadas y suaves. Crecen Centro y Suramerica,las Antillas y regiones tropicales.

Achicoria. Su nombre científico es Chicorium Íntybus. Se usan sus hoja y raíces. En decocción es de utilidad como purificador de la sangre, para tratar el hígado y la ictericia, el intestino, la cistitis, el estómago. En infusión cura las hemorroides, el bazo, aumenta la cantidad de orina.

Aguacate. Su nombre científico es Persea Americana, persea gratissima goerin. Árbol que alcanza los 18 m de altura, hojas alternas oblongas u ovales. Fruto en forma de pera, color verde y pulpa de consistencia semejante a la mantequilla. Crece en regiones tropicales.

Agracejo: Su nombre científico es Beberus Vulgaris. La decocción de las hojas y bayas cura el escorbuto. La infusión de sus hojas trata la diarrea con sangre. La decocción de sus hojas detiene la diarrea y baja la fiebre de la malaria.

Ajenjo. Su nombre científico es Artemisia Absinthium. Hierba amarga perenne, de raíz leñosa. Crece hasta un metro de altura en lugares secos como estepas y colinas que reciban el sol directamente. Las hojas inferiores están divididas y son sedosas y bordeadas por un ribete. Toda la planta tiene un aspecto grisáceo debido a una fina peusa.

Albaricoquero. Su nombre científico es Prunus Armeniaca. Se usa para curar los dolores de oído, las afecciones de la nariz y las hemorroides, en forma de baño de asiento. Como alimento, en crudo, proporciona las vitaminas A y C; es bueno para los niños, los anémicos y los que realizan trabajos intelectuales.

Albaquillo del campo. Su nombre científico es Thalytrum Lasiosylum. Se usa en caso de dolores reumáticos, en forma de conocimiento para el baño. Es recomendable en la cura de la ictericia y otras enfermedades del hígado. También se emplea en casos de hidropesía y retención de orina, en las enfermedades de la vejiga o de las vías urinarias.

Alcachofa. Esta emparentada con la familia de los cardos. Produce un tallo carnoso bien erguido que sobresale de una corona de hojas. Estos últimos son dentados y alargados, color verde grisáceo. El fruto terminal es espinoso con hojas carnosas y escamosas.

Su nombre científico es Cynara Scolymus. Trata el reumatismo articular, las inflamaciones, los cálculos de la vesícula; es excelente para aumentar la cantidad de orina, para curar las afecciones del aparato urinario. Pero su mejor aplicación está en la prevención y cura de las afecciones del hígado, los problemas de la bilis, las malas digestiones, y la ictericia.

Almendras Dulces. Es originario de la india, y crece en las playas y zonas calientes,arenosas, en toda la zona tropical, especialmente en la orilla del mar. Crece hasta hasta 20 ó 25 m de altura. Sus ramas son extendidas, su corteza es agrietada. Las hojas alternas, ovaladas,enteras, de color verde oscuro brillante con tonos rojizos y pardos. La inflorecencia produce frutos ovalados, lampiños, carnosos,con dos filos puntiagudos.

Su nombre científico es Amigdalus Ommunis. Se utilizan sus semillas, ralladas o machacadas con agua, en la bronquitis, la diarrea y la pulmonía. En forma de sopa alivia el pecho. También cura la ronquera y la inflamación de la vejiga. En aceite cura la urticaria.

Aloe, Acíbar. Su nombre científico es Aloes Vulgaris. Se usan sus hojas y el jugo del tallo secado y molido. Combinado con té de tilo es un buen purgante. No lo deben usar quienes tienen hemorroides y las mujeres embarazadas. Es útil en las congestiones de la cabeza y del hígado, así como en los casos en que no hay menstruación.

Alquequenje, Vejiga de Perro. Su nombre científico es Physalis Alkekengi. Se usan sus bayas y hojas. En decocción es excelente para aumentar la cantidad de orina y purificar la sangre. En infusión trata las inflamaciones de la vejiga y del intestino, las obstrucciones del estómago y del hígado.

Alquimilla, Pie de León. Su nombre científico es Alchemita Vulgaris. En forma de té se trata la diarrea, el deseo frecuente de orina, cura las heridas. Si se exprimen sus hojas con un poco de agua caliente, cura la epilepsia.

Amapola. Su nombre científico es Papayer Rhaes. En infusión calma los nervios, trata el pecho, el resfrío, los catarros, la tos, el insomnio, el reumatismo, la diarrea infantil y los dolores de vientre.

Amaranto. Esta hierba crece silvestre en algunos lugares. A veces a orilla de los caminos de lugares donde se mezcla con hierbas malas. Crece hasta 1 m de altura. Sus hojas son puntiagudas de color verde con manchas color púrpura. Florece en agosto.

Su nombre científico es Amaranthus Tricolor. En decocción y combinando con un vino tinto y con miel trata el resfrío, la tos del catarro, y alivia los bronquios. En Infunsión y agregándole miel, elimina la constipación.

Amargón. Diente de León. Su nombre científico es Taraxacum dens leonis. Actúa sobre el hígado y las vías biliares. Aumenta la cantidad de orina, mejora las hemorroides. Es tónico, fortalece el estómago.

Ambay, Palo de Lija. Su nombre científico es Cecropia Adenopus. Alivia la tos, y agregando vino blanco e higos secos cura el asma. Es de utilidad en la gripe, el saram

Luis Arturo Ayarza Aguirre
Lic en biologia, msc bioquimic univer...
Escrito por Luis Arturo Ayarza Aguirre
el 15/11/2010

Anémona. Su nombre científico es Anemone Pulsatilla. Aumentan la cantidad de orina, es digestiva y purifica la sangre. Hace orinar, vomitar y produce diarrea. Trata el histerismo y el resfrío.

Aneto, Eneldo. Su nombre científico es Anethum Graveolens. Estimula, anti-gas, trata los nervios, aumenta la cantidad de orina, cura el exceso de acidez estomacal,regulariza el intestino, elimina las náuseas, alivia la sensación de quemazón interna. Quita la tristeza y calma el enojo.

Angélica, Yerba del Espíritu Santo. Se encuentra en sitios húmedos, bosques,y a orillas de arroyos. También se cultiva en extensas zonas que reúnen estas condicione. La planta desarrolla grandes raíces y de sus tallos nacen las hojas en abundante cantidad formando una corona. Del tallo nace un macizo de flores en formas de paraguas de pequeñas flores de color blanco rojizo.

Su nombre científico es Angélica Archangeica. Fortalece el organismo, detiene los vómitos espasmódicos, estimula la regla, detiene la diarrea, cura las cefaleas nerviosas, la bronquitis crónica, tonifica el útero y cura la fiebre tifoidea.

Arraclán. Su nombre científica es Franfula Alnus Miller Rhamnus Frangula. Se usa como purgante y para combatir el estreñimiento. En ese sentido es muy recomendable, pues no irrita el intestino. También se utiliza como vermífugo, y en casos de hemorroides y trastornos circulatorios leve

Anón. Su nombre científico es Anona Aquosa. Se usan sus hojas , corteza y frutos verdes. En forma de té , cura los colitis crónica , los espasmos y calambres , fortalece el estómago y el intestino.

Apio. Su nombre científico es Apium graveolens. Planta bianul de hojas opuestas verde oscura, carnosas y bulbosas. Crese en suelos con mucha sal en norte y Suramérica , Europa y Asia. El apio es una de las verduras que más propiedades medicinales contiene. Se puede ingerir crudo , cocido o su jugo; pose propiedades antibrífugas , excitantes , tónicas y depurativas. Combate el reumatismo y la gota. Aumenta la cantidad de orina, elimina el ácido úrico, cura los riñones y la artritis. Cntiene las siguientes sales orgánicas: hierro, fósforo, sodio, 2 a 3% de aceite volátil, vitaminas A, B, C.

Arnica. Su nombre científico es Arnica Montana. Planta muy popular en todo el mundo en terrenos vírgenes y ácidos. Tiene un pequeño rizoma que produce tallitos con hojas amarillo-verdosas con mucha pelusa. Sus flores son de color amarillo.

La recolección se debe hacer cuando florece. Las hojas deben secarse rápidamente. No se recomienda el uso interno de preparados caseros con la planta fresca por su toxicidad. Se usa especialmente en forma de tintura o pomada para curar heridas , cortaduras e irritaciones, para aliviar dislocaciones y contusiones producidas por golpes. Es diurético y produce sudor, es un gran estimulante, muy útil en las enfermedades de larga duración.

Artemisa. Su nombre científico es Arthemisa Vulgaris. Es pariente del ajenjo, planta herbácea perenne que gusta de los terrenos baldíos. Sus tallos sustentan hojas de un color verde oscuro con profundas divisiones. Los tallos terminan en espigas de florecidas rojas amarillas. Es útil para tratar los ovarios y el útero ; la epilepsia, el Baile de San Vito, el histerismo, los vómitos nerviosos, las reglas difíciles y dolorosas, las convulsiones infantiles. Ingredientes activos: Aceite volátil que contiene cineol y tuyona, un pricipio amargo, tanino, resina.

Avena. Su nombre científico es Avena Satina. Ella defiere del trigo en la disposición

de las frutas. La semilla de la avena tiene un contenido más elevado en ácidos grasos su paja se usa medicinalmente así como las flores frescas. El fruto se recoge en el tiempo de la cosecha. Se separan las frutas de las granzas o escandas. En decocción es útil para detener la diarrea, aumentar la cantidad de orina. Es un buen alimento para los débiles, los ancianos, para el crecimiento. En infusión, disuelve el ácido úrico. La avena contiene trigonelina , flavones, esteroles y vitamina B.

Azafrán. Su nombre científico es Crocus Sativus Officinalis. Es una pequeña planta perenne que en primavera produce hojas lineales al estilo de la cebolla, de color verde grisáceo y pelos marginales; crece de 30 a 40 cm. En agosto o septiembre produce una flor rojo- púrpura que se asemeja a un lirio. Este fortalece el corazón y el estómago, ayuda a la digestión limpia los pulmones , y también es útil en caso de tos; promueve el flujo menstrual , tiene acción sedantes, es expctorante.

Aplicado externamente tiene efecto desinflamatorio sobre la gota.

Azul de mata. Su nombre científico es Baptisia tictoria. Arbusto de ramas delgadas, frondoso que alcanza 1-2 m, de hojas alargadas, angostas, flores con espigas color ladrillo. Se encuentra con más facilidad en la vertiente del Pacífico del continente americano. La infusión de sus hojas ingerida se usa en afecciones bronquiales y reu máticas. El conocimiento se usa externamente para fortalecer el cabello, evitar su caída, prevenir la aparición de canas y aliviar irritaciones de la piel

1. 2 B

Bardana. Su nombre científico es Arctium Lappa. Su raíz puede alcanzar un metro

de largo al año, y produce prolongaciones o tallos herbáceos acanalados vellosos.

Sus hojas acorazonadas alternas con bordes rugosos, de color verde, y tienen el envés cubierto de vellosidad, Las florecillas tubulares son de color púrpura rojizo.

La parte utilizable es la raíz de las plantas de un año , a un sin tallos, arrancadas en octubre y noviembre. Se deben lavar cuidadosa mente y cortar a lo largo. Se usa para el tratamiento de la piel, inflamaciones y acné. Es estimulante del cuero cabelludo , combate la caspa y contribuye a la cicatrización de las heridas. El cocimiento de la raíz

ingerido neutraliza el envenenamiento. Contiene ingredientes activos como: aceite esencial, unulina, tanino, resina, mucílago, ácidos.

Berenjena. Su nombre científico es Salanum Melongena. Planta anual, Alcanza 1 m

de altura; hojas palmeadas, dentadas en sus bordes; se cultiva como hortaliza y sus frutos son ablongados color púrpura son comestibles cuando se cocinan. Es un alimento de primera calidad , útil para fortalecer el cuerpo debilitado. Se le recomienda para bajar el colesterol. Con sus semillas se prepara un rescontituyente cerebral que se venden con el nombre de fitina. El jugo se utiliza para el tratamiento de los riñones,

es útil para combatir el alcoholismo. También se usa en la preparación de comidas y para combatir el insomnio. Esta planta contiene proteínas, carbohidratos,calcio, hierro y potasio.

Betónica. Su nombre científico es Betónica Officinalis. Se usan sus hojas. En infusión, trata el catarro, los dolores de cabeza, el asma, la tos, la tuberculosis; cura el bazo, el hígado, la ascitis y la hídropesía. En forma de cataplasma, es útil para curar las llagas y las úlceras.

Boldo. Su nombre científico es Boldus fragans. Es un arbusto que hasta alcanza 6 m de altura. Produce numerosas ramas de hojas ovaladas, alargadas y bordes lisos. Son rugosas y verde- pálido en su cara superior, y en su envés son más claras; están cubiertas de vellosidades y nervaduras prominentes; sus flores son pequeñas campánulas blancas o amarillas que crecen en grupitos separados. Toda la planta despide un aroma que asemeja levemente al de la mente. En deccoción las hojas eliminan los cálculos de la vesícula, cura el hígado, es digestivo y laxante.

Bolsa del Pastor. Su nombre científico es capsella Bursa Pastori. Ea una planta anual muy común en lotes baldíos y a o largo de los caminos y carreteras. La planta produce a lo largo del tallo pequeñas hojas. Sin embargo en la base donde termina la raíz, desarrolla una roseta de hojas más grandes, dentadas. El tallo termina en racimos de pequeñas flores blancas. Se colectan las hojas siempre verdes en cualquier época. Es gran astrigentes. En infusión , mejora reglas profusas y dolorosas, vómitos. El jugo fresco cura la gonorrea y la supuración de los oídos.

Borraja. Su nombre científico es Borrajo Officinalis. Es un planta que alcanza de 30 a 40 cm, con hojas ovaladas de 5- 12 cm de largo, toda la planta es áspera, con muchas espinas como la ortiga, Sus flores en racimos, son azules y vistosas. La borraja es refrescante , emoliente y cura las partes inflamables en la piel, nutritiva expectorante, estimulante de la menstruación, depurativa de la sangre, para combatir la broquitis. Ingredientes activos: mucílano, sales de potasio,y ácidos vegetales.

1. 3 C

Calabaza. Su nombre científico es Cucurbita Pepo, Vincitoxicum Edule. Planta rastrera, bejuco lechoso con muchas vellosidades ortigantes. Hojas acorazonadas verdes, con muchas flores grandes de color amarillo intenso, acampanadas, en las que se forma el fruto del cual hay muchas variedades. Algunos alcanzan gran tamaño, y llegan a pesar hasta 30 Kg. Es muy común encontrar la planta en lugares donde se siembra maíz y frijol y en terrenos baldíos.

Cacao. Su nombre científico es Theobroma Cacao L. El polvo que se obtiene de sus semillas es un magnifico tónico para el corazón y los riñones. La manteca de cacao es excelente para curar las grietas de los labios.

Cactus. Su nombre científico es Cactus Grandiflora. Es un excelente tónico para el corazón y trata sus enfermedades, así como la hipotensión arterial y la isuficiencia aórtica y las palpitaciones.

Cálamo Aromático. Su nombre científico es Acorus Calamus. Se usa el rizoma en forma de infusión para tratar las dificultades digestivas, el asma, las infecciones pulmonares, las reglas dolorosas, los calambres, la debilidad del hígado, el corazón y bazo. Estimula los riñones y la vejiga.

Caléndula. Su nombre científico es Calendula Officinalis. Se usan sus flores y hojas. En infusión cura la gripe, aumenta los glóbulos rojos y hace sudar. En decocción alivia los dolores de las vísceras, cicatriza y lava las llagas cancerosas.

Campanilla, Aguileña, Pajarilla. Su nombre científico es Aguillegia Vulgaris. Trata las afecciones de los pulmones, los riñones, las hinchazones, la hidropesía, la fatiga, el escorbuto y hace sudar.

Campanilla Mayor, Yedra Campana. Su nombre científico es Convolvulos Sepium. En infusión, corrige la constipación, y mejora los

Eyvett Rodriguez
Tec. laboratorio clinico udelas chiriq...
Escrito por Eyvett Rodriguez
el 16/11/2010

Gracias a esto aprendi que las plantas medicinales son importantes en nuestra vida diaria porque contribuyen a que las personas puedan encontrar curas a diversas enfermedades que pueden afectan nuestro organismos. Att: eyvett rodriguez..... Del grupo de asistentes de laboratorio clinico de udelas.

Luis Arturo Ayarza Aguirre
Lic en biologia, msc bioquimic univer...
Escrito por Luis Arturo Ayarza Aguirre
el 13/03/2011

Canela. Su nombre científico es Cinnamomum Zeylanicumhess. En medicina, se usa mucho la canela de Ceilán, a la que se le atribuye una acción tonificante. Es ademas, astringente; se debe tomar en caso de afecciones intestinales, disenterías y dispepsias.

Capuchina. Su nombre científico es Tropaelum Majus L. Es comestible y, cuando se toma por la noche, favorece el sueño. Previene y combate el escorbuto.

Cañamo Acuático, Orégano Acuático. Su nombre científico es Eupatorium Cannabinum. En infusión sus hojas curan la falta de apetito y estimulan el estomago.

Cardo. Su nombre científico es Cynara Cardunculus L. Es recomendable en la alimentación en las personas que padecen de diabetes. Se utiliza para despejar las vías digestivas que están obstruidas.

Carqueja. Su nombre científico es Baccharis Crispa. Es afrodisíaca, cura el hígado y los riñones. Mejora las llagas de los leprosos.

Casia. Su nombre científico es Casia Angustifolia. En infusión trata la constipación.

Cedrón. Su nombre científico es Lippia Citriodora. En infusión trata las enfermedades de los nervios, el histerismo, la opresión del corazón, los sustos y la digestión lenta.

Celidonia Mayor. Su nombre científico es Chelidonium Majus. En infusión trata la gota, la artritis, la hidropesía, la ictericia; quita las verrugas y los callos.

Centaurea Menor. Su nombre científico es Erithnea Centaurium, Genciana Centaurium. En infusión purifica la sangre, mejora la digestión abre el apetito, alivia la ictericia, quita la gripe, el resfrío y la gota; elimina los gases y expulsa las lombrices.

Cepa--Caballo. Su nombre científico es Xanthium Spinosum. La infusión trata el reumatismo; las articulaciones inflamadas, las afecciones venéreas, los cólicos de riñón y del hígado, la tos convulsa. En decocción se aplica sobre tumores fríos.

Ciento en Rama, Agrimonia. Su nombre científico es Agrimonia Eupatoria. En infusión desocupa el hígado, cura la ictericia, alivia la tos, regulariza las reglas y alivia sus dolores, cura las llagas de la boca y estimula la vejiga.

Cilantro, Culantro. Planta anual conocida como especia. Se cultiva en patios y jardines. Hierba que crece hasta medio metro de altura, con tallo estriado. La planta tiene dos clases de hojas: las inferiores en pocos segmentos anchos, con los bordes dentados y las superiores mucho más copiosas y finamente divididas. Las flores consisten en pequeñas sombrillas de flores blancas o rosada. El fruto es redondeada de 2 a 5 mm de diámetro.

Su nombre científico es Coriandrum Sativum. Cura el histerismo, quita el mal aliento, alivia el deseo sexual femenino excesivo y estimula las reglas.

Coclearia. Su nombre científico es Cochlearia Officinalis. En forma de té cura el mal de pott, las debilidades, la hidrocefalia, la piel, el escorbuto. Mejora la digestión.

Clavo de Especia. Su nombre científico es Eugenia Caryophyllata Thumb. Se emplea como condimento en diferentes platos. Pero también es conocido como estimulante y digestivo. Es recomendable en el tratamiento de los linfáticos y obesos. También se usa cuando hay dolor de muelas.

Cachayuyo. Su nombre científico es Laminaria Utilis. Es una alga marina que cura el reumatismo, la gota, la anemia, y el Basedow.

Cola de Caballo. Su nombre científico es Equisetum Arvense. Es un fuerte diurético, por lo cual se usa con prudencia en afecciones del aparato urinario. En forma de té trata el Basedow, las afecciones relacionadas con el corazón, el hígado y el riñón.

Condurango. Su nombre científico es Gonolobus Condurango. Se usa mucho para la sífilis y el cáncer de estómago. Aumenta el apetito, ayuda alos tuberculosos.

Consuelda, Oreja de Asno. Su nombre científico es Symphytum Officinalis. En infusión se aplica sobre las ulceraciones, grietas, las llagas de las encías, la lengua, la boca, las úlceras del estómago, el píloro, y la piorrea

Cufea Antivenérea. Su nombre científico es Cuphea Antisifílitica. Purifica la sangre y es útil en la sífilis y en otras enfermedades venéreas.

Coca. Su nombre científico es Erythoxylon Coca Lam. Preparada en forma de té, sirve para aliviar calambres del estómago y los cólicos intestinales, así como dolores de la boca. Esta planta tiene propiedades estupefacientes y,en ese sentido es nociva.

Curcuma, Gengibrillo. Su nombre científico es Curcuma. Sus propiedades son similares a las del jengibre. Es un buen diurético, cura el hígado, regulariza las reglas fortalece el estómago y calma los dolores.

Cuscuta, Peluca. Su nombrte científico es Cuscuta Argentina. En infusión aumenta la cantidad de orina, estimula el hígado, disuelve las piedras de la vesícula, trata las úlceras varicosas, quita las pecas y manchas de la piel, y cicatriza las heridas. En cataplasma se aplica sobre los abscesos y sobre los forúnculos.

Cinco negritos. Su nombre científico Coriandrum sativum. La infusión preparada a partir de la planta o semillas tiene un efecto antiflatulento y sirve como buen tónico digestivo. Se usa en las afecciones gastrointestinales. Externamente se puede usar como antirreumático.

Clavo de olor. Su nombre científico Caryophyllus aromáticod,eugenia caryophyllata. El cocimiento del fruto de este árbol resinoso conserva el color del cabello cuando se lava con él la cabeza una vez por semana. Otros nombres con que se les conoce es clavito de olor, las hojas de esta maceradas en jugo de uvas o manzana dan magnífico resultado en el alivio de los problemas de la próstata.

Coco. Su nombre científico Cocus nucifera. El agua de coco se emplea como diurético auxiliar en el tratamiento de las infecciones urinarias crónicas. También se puede utilizar como suero tomado para corregir la dishidratación aun en niños pequeños.

Cocolmeca. Su nombre científico es Smilax spp. El cocimiento del tallo o rizoma, se usa como depurativo de la sangre, su uso principal es en el tratamiento de la anemia y la artritis.

Comino. Su nombre científico es Cominum cynamun. Condimento muy usado, de aroma y sabor agradable, tiene propiedades excitantes del estómago, antiflutantes, digestivas y diuréticas. Su uso más habitual es contra los dolores de vientre, las digestiones lentas y pesadas y los gases intestinales.

Consuelda. Su nombre científico Symplytum officinalis. Las notables propiedades curativas de la consuelda para las hierbas se debe al alto contenido de alantoína, que estimula la proliferación de las células, con lo que aumenta la curación de las heridas en el interior y el exterior.

Cucaracha. Su nombre científico Zebrina pendula. Se aplica externamente sobre picaduras de alacrán. En infusión por vía oral alivia los cólicos y dolores menstruales. El cocimiento de las hojas es un analgésico en caso de neuralgia facial y colitis.

Chopo negro, Álamo negro. Su nombre científico es Populos nigra. En deccoción, cura el catarro de la vejiga, la tos , la inflamación bronquial, la artritis, y el reumatismo. En forma de tónico,la tuberculosis. En unguento se aplica sobre las hemorri

Luis Arturo Ayarza Aguirre
Lic en biologia, msc bioquimic univer...
Escrito por Luis Arturo Ayarza Aguirre
el 09/05/2011

1. 8 H

Helecho Hembra. Su nombre científico es Polypodium vulgare. El cocimiento sirve para lavar heridas debido a las propiedades antisépticas de la planta. Para laxante y antihelmíntico, es especialmente contra las tenias, se usa un cocimiento más concentrado.

Helecho Macho. Su nombre científico es Polypodium Filix Mas. Es una planta de elección para expulsar a la lombriz solitaria del intestino.

Hepática, Yerba del Pulmón. Su nombre científico. Hepática Marchantia Polimotpha. Como su nombre lo indica cura las afecciones del hígado, así como las del bazo, los cálculos del riñón, la vejiga. En forma de cataplasma, cura la hidropesía.

Hiedra Terrestre, Yerba de San Juan. Su nombre científico es Glecoma Herederaceum. En forma de té cura el catarro crónico, los esputos sanguínolentos, la diarrea con sangre, la escrófula, las enfermedades del pulmón y del pecho. En cataplasma para los callos y juanetes, las úlceras y las fístulas, las supuraciones y la sarna.

Hiedra Trepadora. Su nombre científico es Hedera Helix. En decocción regulariza las reglas, y por lo demás posee las mismas propiedades de la hiedra terrestre.

Hidrastis, Sello de Oro. Su nombre científico es Hydrastis Canadensis. Esta es una estupenda planta, un milagro para la salud. Si bien tiene la reputación de curar de todo, es una conocida su efectividad para estimular las glándulas suprarrenales, en los decaimientos, o cuando existen problemas con los azúcares, combinada con otras plantas.

Hierbabuena. Su nombre científico es Mentha spicata. La infusión de las hojas es útil para el tratamiento de afecciones estomacales como gases y dolor abdominal. Es beneficiosa en casço de dolor de ovarios, ardor al orinar y dolor menstrual. Es levente diurética, tradicionalmente se ha usado para desinfectar las heridas y combatir la bronquitis.

Hierba lechera. Su nombre científico es Euphorbia lancifolia. El cocimiento de las hojas aumenta la secreción de leche materna.

Hiera luisa. Su nombre científico es Aloysia tripylla. Antiespasmódica, sedante y degestiva, se utiliza en combinación con otras hierbas para mejorar el sabor. Se utiliza mucho en bebidas y como especia aromática.

Higuera. Su nombre científico es Ficus carica. Los higos benefician a los que tienen exceso de ácido clorhídrico en el estómago, los que sufren de cálculos biliares o renales, y los que tienen problemas nerviosos. Para aliviar la inflamación de la garganta, los catarros bronquiales y el ardor al orinar.

Para aliviar los forúnculos, tumores e inflamaciones de la piel, se recomienda colocar directamente higos calientes.

Higuillo con olor de Limón. Su nombre científico es Piper Caudatum. En forma de tintura cura las hemorragias. El té elimina el mal aliento.

Helenio. Su nombre científico es Inula Helenium. Su raíz se usa en caso de afecciones respiratorias, bronquitis, anguinas, resfriados, asma, pleurasía, tosferina y hasta la tuberculosis. Es recomendada por su virtud diurética y antiséptica.

Higuerilla. Su nombre científico es Ricinus communis. Las semillas contienen un aceite conocido como aceite de castor o aceite de recino, poderoso laxante. El cocimiento de hojas impregnadas con aceite de oliva se aplica sobre las mamas para estimular la secreción láctea y aliviar el agrietamiento del pezón.

Hinojo. Su nombre científico es su nombre científico es Anethum foeniculum, foeniculum vulgare. El hinojo tiene propiedades carminativas, es decir, estimula los movimientos peristálticos del intestino y relaja el estómago, lo que beneficia la digestón y evita los gase, es estimulante de las funciones fisiológicas del organismo. Aumenta el flujo de leche materna, aumenta la dilatación de los capilares de la piel. Es un excelente remedio para el estómago y los intestinos y al mismo tiempo estimula la digestión y el apetito.

Hipericón, Corazoncillo, Yerba de San Juan. Su nombre científico es Hypericum Perforatum. Tiene muchos usos. En infusión trata el árbol respiratorio, elimina el asma, mejora la digestión, cura el hígado y sus dolores de cabeza, regulariza las reglas, trata la incontinencia urinaria, ayuda a curar el reumatismo y la gota, expulsa las lombrices de intestino. Tiene propiedades calmantes del sistema nervioso, por eso es útil en el tratamiento de niños que mojan la cama y en los trastornos del sueño.

Hisopo. Su nombre científico es Hyssopus Officinalis. En infusión cura las inflamaciones de la boca y la garganta, el asma. Mejora la digestión, purifica la sangre y todo el organismo. En forma de tintura, cura la histeria, es un buen antiespasmódico. En decocción, elimina los catarros. Se usa para reducir la menstruación , se usa en forma casi igual a la salvia.

Hombre grande. Su nombre científico es Picraena grande. El líquido obtenido de la maceración de la corteza es un tónico amargo eficaz para combatir el dolor de estómago, es estimulante del apetito, útil para combatir las amebas e hipoglicemiante disminuye el azúcar en la sangre. Util para el tratamiento de los cálculos biliares u renales , borra las manchas de la cara de origen hepático. Diminuye los deseos de ingerir alcohol.

Luis Arturo Ayarza Aguirre
Lic en biologia, msc bioquimic univer...
Escrito por Luis Arturo Ayarza Aguirre
el 23/06/2011

1. 9 J, K, L,

Jamaica. Su nombre científico es Pimienta dioica, pimienta officinalis. Esta planta es benéfica para la digestión debido a su contenido de eugenol ( que también se y encuentra en el ajo), compuesto químico que activa las enzimas digestivas. Es depresora del apetito yh diurética, por lo que es útil en comtrol de sobrepeso. La aplicación de la infusión de jamaica en uso externo no produce efecto anestésico en quemaduras extensas, como las producidas por la exposición al sol.

Jazmín. Su nombre científico es Gelseminium Officinalis. Trata el asma, el catarro, la bronquitis, los hongos y los dolores reumáticos.

Jengibre. Su nombre científico es Zingiber officinalis. Se puede utilizar el rizoma (raíz) de esta planta como estimulante de la circulación periférica en caso de la mala circulación sabañones y calambres musculares. En caso de fiebre, se usa para promover la circulación. Promueve la secreción gástrica, por lo que se utiliza en caso de digestión díficil o lenta, flatulencia y cólico.

Las gárgaras hechas con su infusión alivian los dolores de garganta. Debido a su acción antiespasmódica sobre los músculos lisos del útero, ell jengibre alivia los calambres que pueden sentirse durante la menstruación.

Jinocuabe. Su nombre científico es Bursera simaruba. La infusión de la corteza del árbol se emplea contra la gastritis y el problemas de úlcera péptica. La resina se obtiene de la corteza llamada elequeme, aplicada en forma externa, es buen cicatrizante para úlceras de la piel.

Juanilama. Su nombre científico es Lippia alba. La infusión de las hojas y las flores sirve para calmar los cólicos y producir sudoración. Se emplea con mucho éxito como sedante y antiespasmódico en afecciones gastrointestinales. Eficaz en el tratamiento de úlceras pépticas, colitis, gastritis y problemas irritantes del sistema digestivo.

Kaki. Su nombre científico es Diospyrus kaki. EN infusión calma los nervios y quita el dolor de estómago, cura el insomnio y la constipación.

Kosso, Koousso. Su nombre científico es Bankesia Abyssinica. Expulsa las lombrices y la tenia solitaria del intestino.

Laurel. Su nombre científico es Laurus Nobilis. En infusión mejora la digestión. Su jugo tranquiliza los nervios.

Lavándula mayor. Su nombre científico es Lavandula spica. Posee las mismas propiedades curativas que el Espliego.

Limón ácido. Su nombre científico es Citrus aurantifolia, citrus limonum r. El limón es una fruta asombrosa debido al gran número de propiedades curativas que posee. A pesar de su sabor ácido el jugo de limón es un excelente neutralizado de la acidez en la sangre y depurativo; a nadie hace mal.

Combate los gases, fortalece el estómago, alivia de dolores de cabeza, los vértigos, los mareos y vahídos. Es antiescorbútico, astringente, depurativo poderoso de la sangre, disentería, afecciones nerviosas, palpitaciones del corazón, la arteriosclerosis, el cáncer, el reumatismo, la tuberculosis y la sífilis.

El limón es beneficioso para combatir la diarrea. Colocar 2 ó 3 rodajas de limón en una taza (8 onz. ) añadir 2 cucharaditas de azúcar, echar agua hirviendo y revolver durante varios minutos, se bebe bien caliente unas 3 veces al día. También es utilizado como remedio para la gripe, en caso de conjuntivitis o inflamación de la membrana que tapiza los párpados y el ojo. En caso de estomatitis, inflamación de la boca y agrietamiento de las encías con sangrado, se usan enjuages de limón, por su acción bactericida y desinfectante. Podemos utilizar también el limón en caso de hipo, para los caso de intoxicación digestiva, calambres estomacales, para disolver los cálculos hepáticos y renales, para combatir el eccema de la piel, el jugo de limón regula el flujo menstrual.

Lengua de vaca. Su nombre científico es Rumex Cuneifolius. En forma de té detienea diarrea, tonifica el organismo, quita los flujos blancos, y regulariza las reglas. En decocción, se hacen gárgaras para la garganta.

Licopodio, Yerba de bruja de los gitanos. Su nombre científico es Lycopodium Clavatum. Fortalece la vejiga, elimina los cálculos. Cura la gota, el reumatismo, el mal de Pott, el Basedow.

Lila. Su nombre científico es Syringa Vulgaris. Cura la fiebre intermitente, el reumatismo articular, la garganta, la angina, el asma, las glándulas hinchadas.

Lino. Su nombre científico es Linum usitatissimum. Es emoliente y laxante. El cocimiento de las semillas puede usarse para la tos, catarro, problemas del pecho y los pulmones para desordenes digestivos y urinarios. Elimina las piedras de la vesícula a través del intestino. Comer las semillas es muy útil para el extreñimiento. Las semillas se inflan en el intestino y ayudan a la evacuación intestinal y a que no se compacten las heces. Preparado en cataplasma sirve para reumatismo y como emoliente.

Lobelia. Su nombre científico es Lobelia inflata. Es una de las mejores plantas que sirven de relajante al organismo. Ejerce una acción depresora sobre los sistemas nerviosos central y autónomo y sobre la función neuromuscular.

Combate el asma bronquial y la bronquitis. La lobelina es un potente estimulante respiratorio, mientras que la esolobelanina es un vomitivo y relajante respiratorio.

Lúpulo. Su nombre científico es Humulus lupulus. Del fruto se obtiene un polvo o extracto que es el componente amargo de la cerveza, el que demás, produce un efecto diurético. Ingiriéndolo por vía oral en dosis de 1/2 a 1 gramo de polvo por día diluído en agua en 2 tomas o bien al acostarse, es de gran ayuda en el tratamiento de las enfermedades nerviosas como la ansiedad, el insomnio, el agotamiento mental y la excitación nerviosa.

Lima. Su nombre científico es Citrus Limetta Risso & Pott. Se usa para curar el escorbuto y para disminuir la fiebre. En uso externo, se utiliza en unciones para tratar las inflamaciones, principalmente las del hígado. Además, se usa para eliminar la caspa y la tiña. Tiene también propiedades digestivas.

Liquen Islándico. Su nombre científico es Linchen Islandicus. En decocción cura el catarro, la tos y la diarrea.

Luis Arturo Ayarza Aguirre
Lic en biologia, msc bioquimic univer...
Escrito por Luis Arturo Ayarza Aguirre
el 11/07/2011

1. 10 LL

Llantén, Llantén de agua. Su nombre científico es Plantago Alisma Plantago. En infusión, cura la nefritis, la hidropesía, la boca y la garganta, las amígdalas, las flemas del pecho e intestino, los riñones. La infusión del llantén también está indicada en neuralgias faciales, así como en diarreas y desentería. Es expectorante suave y al mismo tiempo suavizante de membranas irritadas e inflamadas, lo que lo hace un remedio ideal en caso de bronquitis y tos.

Llantán Menor. Su nombre cietífico es Plantago Lanceolata. Purifica la sangre, cura la inflamación del estómago, detiene la diarrea y el catarro. En decocción es reconstituyente y cura la conjuntivitis.

1. 11 M

Maíz. Su nombre científico es Zea Mais. Aumenta la cantidad de orina, cura los riñones y la vejiga, disuelve los cálculos de los riñones, mejora el corazón y la gonorrea.

Malva silvestre. Su nombre científico es Malva sylvestris. Quita el catarro, mejora la digestión, combate la constipación, cura la artritis y la gota, los abscesos, los panadizos. En decocción cura la vejiga y la inflamación de los riñones; ayuda a adelgazar.

Malvavisco, Altea. Su nombre científico es Althaea Officinalis. Posee las mismas propiedades de la malva silvestre, en decocción cura las quemaduras de la boca; en forma de enema, cura la constipación. Sus hojas y flores se utilizan para tratar la tos y los catarros. Se usa también para aliviar inflamaciones e irritaciones. Su raíza, en cocimiento es recomendado para las hemorroides y también para facilitar la dentición de los niños.

Manzano. Su nombre científico es Malus Domestica Borkh. Se usa principalmente como laxante y para corregir los desajuste intestinales de los niños. Se toma como jarabe. La manzana se emplea para tratar la enteritis y disenterías infantiles. Sus flores o hojas se usan para tratar las enfermedades de los ojos, contra la gota, el dolor de cabeza, el estreñimiento, las malas digestiones, la ictericia, la acidez estomacal, el estreñimiento y los cólicos. Se emplea como calmante, como expectorante y digestivo, para combatir la obesidad, y la arterioesclerosis, la hemorroides y las enfermedades cutáneas. La manzana asada sirve para curar el acné.

Marcela Macho. Su nombre científico es Gnaphalium Cheirantifolim. Cura el asma, los dolores de estómago, mejora la digestión.

Marcela Hembra. Su nombre científico es Achyroclyne Stureoides. Cura el asma, la diabetes, el estómago; regulariza las reglalva. Mejora las, elimina las flujos blancos, el vaginismo y el prurito de la vulva. Mejora la digestión, elimina las fermentaciones y ayuda a mejorar el sueño pesado.

Melocotonero. Su nombre científico es Prunus Persica L. Batsch. Su s hojas se aplican, en forma de cataplasma, sobre el vientre de los niños, como vermífugo; y sirven también para curar úlceras cancerosas y herpes. Las semillas se emplean en casos de hemofilia.

Matricaria. Su nombre científico es Pyrethrum Parthenium. Calma los nervios, cura el insomnio, mejora el estómago y elimina las lombrices.

Maravilla o Caléndula Oficial. Su nombre científico es Calendula Officinallis L. Tiene propiedades emenagogas y se usa para regular la menstruación en caso de trastornos en neurópatas y anémicos. Se utiliza también para destruir verrugas y callos, y para tratar llagas cancerosas.

Melioto, Trébol de olor. Su nombre científico es Melitotus Officinalis. Cura la boca, aumenta la cantidad de orina, mejora la digestión, calma los nervios y las neurosis estomacales, cura la insomnio, la garganta, detiene los cólicos intestinales. Cura la inflamación de la mucosa nasal y la conjuntivitis y calma las neuralgias.

Melissa, Toronjil. Su nombre científico es Melisa Officinalis. Mejora la digestión, cura el útero, los calambres del intestino, las neuralgias, desmayos , la debilidad del corazón, los espasmos, y cólicos nerviosos, el dolor de cabeza. Fortalecedlos ojos, cura la gastroenteritis, calma los nervios y el histerismo.

Elimina el mal aliento. En cataplasma, calma los dolores del útero, del estómago, intestino e hígado.

Miristica Olorosa o Moscadero. Su nombre científico es Myristica Fragans. Además de utilizarse para aromatizar las comidas, se utiliza en medicamentos estimulantes, como el alcohol de melisa compuesto o agua del carmen.

Mijo de Sol. Su nombre científico es Lithospernum Officinalis. Es excelente para aumentar la cantidad de orina.

Milenrama, Milenfolio. Su nombre científico es Achikkea Millefolium. Tonificante general, es un buen purificador de la sangre, cura las hemorragias, hemorriodes, al diarrea en mucosidades, los esputos y la hemoptisis, las reglas abundantes.

Mirra. Su nombre científico es Balsamodendrom Myrrha. Cura todo el tubo deigestivo la hipo/hiperacidez estomacal, la mala digestión, la ictericia, al cirrosis, la hemorriodes, la vejiga, el útero, las amígdalas, las encias y los dientes.

Mirtilo. Su nombre científico es Vaccinium Myrtillus L. Se utliza como antiséptico, antidiabético y astringente, especialmente para las hemorroides sangrantes.

Muérdago. Su nombre científico Viscum Album. TIene propiedades anticancerosas, fortalece el corazón, cura la hipertensión arterial, la hemorroides, los vómitos y esputos y esputos de sangre, la arterioesclerosis y la esterilidad.

Maguey. Su nombre científico es Agave americana. La savia del agave, ingerida, tiene propiedades desinfectantes, especialmente para contrarrestar la descomposición o putrefacción de materia en el intestino. También se usa como laxante, diurético y antiséptico para aliviar el hígado enfermo y en caso de ictericia.

El agua de la maceración de las hojas en aplicación externa frotando el cuero cabelludo, actúa como desinfectante y tónico en caso de pérdida abundante dle cabello.

Manzanilla. Su nombre científico es Matricaria chamomilla. La manzanilla es tan popular en Alemania, que muchos la llaman ^capaz de cualquier cosa^. Indudablemente tienen numerosas aplicaciones en el campo de la salud. Un gran numeros de estudios ha comprobado su acción tradicional como la ayuda de la digestión. Los numerosos compuestos químicos que integran el aceite de manzanilla, como el bisabobol ejercen unaa acción relajadora sobre los músculos lisos del tacto digestivo. También se reconoce su utilidad para prevenir las úlceras del estómago y apresurar su curación. La conocida propiedad antiespasmódica de la manzanilla la hace útil para aliviar los calambres que se producen durante la menstruación.

Maravilla. Su nombre científico es Miraviles jalapa. El cocimiento de las raíces se emplea como purgante; el jugo o zumo de las flores frescas aplicada localmente se usa en los tratamientos de herpes y eccemas de la piel.

También tiene efecto analgésicos cuando se instila dentro del oído afectado. Se ha descrito alguna acción despigmentante de la piel para eliminar pecas y otras manchas.

Mariposa. Su nombre científico es Catharanthus roseus. La infusión de la hojas se emplea en forma de gargarismo para casos de faringitis y laringitis. También se utiliza para detener los sangrados y para bajar el contenido de azúcar de la sangre. La infusión preparada con las flores es buen remedio para la jaqueca.

El cocimiento de las raíces se emplea en caso de dolor de muelas. Según estudios recientes, esta planta tendría propiedades anticancerígenas y antitumorales, especialmente en el caso de la llamada enfermedad de Hodgkin, afección maligna que ataca los ganglios.

Menta. Su nombre científico es Mentha piperita. La menta tiene acción carminativa, es decir, previene la formación de gases en el tracto digestivo y contribuye a su expulsión, produce efecto relajante sobre los músculos de las víceras; es antiflatulante y estimula la producción de la bilis y la secreción de jugos digestivos, lo que lo convierte en un remedio para los cólicos intestinales y la digestión difícil y flatulenta.

El aceite volátil que contiene, actúa como anestésico suave del estómago, lo que contribuye a combatir las náuseas y vómitos. Es útil en el tratamiento de las fiebres, los resfríos y la gripe. También alivia los dolores de cabeza producidos por la mala digestión, tiene acción tranquilizante sobre los nervios.

Mora. Su nombre científico es Rubus fruticosus, rubus vellosus. El fruto de la mora fortalece la sangre y el organismo en general. Comido en abundancia combate los dolores artríticos. El cocimiento de 30 gramos de hojas y guías delgadas en 1 litro de agua durante 10 minutos y bebido varias veces en el día purifica y tonifica la sangre, es astringente y combate la diarrea crónica y la disentería.

Las gárgaras hechas con este cocimiento alivian las afecciones de la garganta y las encías inflamadas.

Moriseco. Su nombre científico es Bidens pilosa. El cocimiento de toda la planta es muy eficaz contra la amigdalitis , los abscesos abierto supurantes y la estomatitis; se usa en forma de gargarismo o enjuages bucales.

La infusión preparada con toda la planta tiene propiedades expectorantes; normaliza el flujo menstrual y estimula la secreción láctea en la mujer que amamanta.

Mostaza Negra. Su nombre científico es Brassica negra. La mostaza es mayormente de uso externo como estimulante de la circulación en la piel. Además, activa e intensifica las funciones fisiológicas del cuerpo, aumenta la eliminación de líquidos y provoca vómitos. En aplicaicón externa, debido a su acción rubefaciente o irritante de la piel que estimula localmente la circulación cutánea, es útil para aliviar los dolores musculares y de los huesos, los dolores neurálgicos, los dolores reumáticos y la ciática.

La infusión de mostaza ingerida alivia la bronquitis. El cataplasma de mostaza se usa para combatir al pulmonía, la pleurasía, la bronquitis y las congestiones pulmonares.

Mozote. Su nombre científico es Triunffeta luppula, triunffeta semitrilobo, triunfeta spp. Se usa la cáscara en maceración. La infusión se prepara con trozos de tallos tiernos. Esta preparación es útil en casos de afecciones gástricas, en gastritis y úlceras gástricas yduodenales.

Luis Arturo Ayarza Aguirre
Lic en biologia, msc bioquimic univer...
Escrito por Luis Arturo Ayarza Aguirre
el 11/07/2011

Somos emagister. Muestra lo que sabes, te invitamos a participar.

Luis Arturo Ayarza Aguirre
Lic en biologia, msc bioquimic univer...
Escrito por Luis Arturo Ayarza Aguirre
el 18/07/2011

Atrévete a investigar y a particpar en nuestras aulas virtuales de aprendizaje. De veras lograras aprender mucho.


Luis Arturo Ayarza Aguirre
Lic en biologia, msc bioquimic univer...
Escrito por Luis Arturo Ayarza Aguirre
el 18/07/2011

1. 12 N

Nenúfar o Lirio de Agua. Su nombre científico es Nymphaea alba. Tiene aplicaciones terapéuticas. Se usa contra las inflamaciones de riñones, vejiga e intestino.

Namú. Su nombre científico es Cacalia Porophyllum. Cura las convulsiones, los espasmos, el tétano, la Corea de Sydenham, y el bailes de San Vito.

Naranjo agrio/amargo. Su nombre científico es Citrus Vulgaris/Bigardia. Cura el estómago, tonifica es antiespasmódico; calma los nervios, las perturbaciones morales, los sustos, los dolores de vientre y de estómago. Es un buen aperitivo.

Narciso. Su nombre científico es Narcissus Pseudonarcissus L. Anque tiene propiedades tóxicas, se usa como antiespasmódico y para curar la tos convulsiva de los niños (produce vómitos para aliviar la tos). Debe usarse solo bajo solo bajo prescripción médica. También se emplea en casos de asma, alteraciones nerviosas y diarreas crónicas.

Nogal. Su nombre científico es Juglans Regia. Cura el estómago, aumenta el apetito, mejora la digestión, elimina la tenia solitaria, cura las llagas de la boca, la diaabetes, los flujos blancos, el Mal de Pott y la escrofulosis.

Naranjo dulce. Su nombre científico es Citrus sinensis. El jugo de naranja es una fuente de vitaminas C. El preparado que consiste en la maceración se obtiene dejando la cáscara de naranja en agua de 6 a 8 horas, a temperatura ambiente o bien refrigeradas. Esta agua ingerida en ayunas tiene acción diurética, disminuye la presión de la sangre y es antidiabética.

Nopal. Su nombre científico es Nopalea cochemillifera, opuntia ficus índica. La infusión de la pulpa de la hoja se usa para aliviar las afecciones del sistema digestivo, como gastritis y úlceras digestivas.

En aplicación externa, la savia de la pulpa estimula el crecimiento del cabello, evita su caída y elimina la caspa y la resequedad del cuero cabelludo.

Nuez Moscada. Su nombre científico es Myristica fragans. La nuez moscada es un poderoso estimulante estomacal. La infusión de semillas pulverizadas se usa como antiflatulenta, sudorifica, reducir el sangrado uterino abundante, y para producir irritación en la piel a fin de intensificar la circulación local de la sangre con algún fin determinado de duración.

1. 13 O

Oreja de Ratón. Su nombre científico es Dichendrra Repens. Se usa para lavar llagas, heridas y úlceras, pues resulta un magnífico desinfectante ( en foroma de fomentos).

Olmo. Su nombre científico es Ulmus Campestris. Cura las enfermedades de la piel, por ejemplo el herpes y el eccema.

Ombú. Su nombre científico es Phytolaca Dioca. Cura el reumatismo crónico, combate la constipación pertinaz, y hace vomitar.

Ortiga Blanca de las Antillas. Su nombre científico es Ustica Caccifera. Aumenta la cantidad de orina y cura la blenorragia y la metrorragia.

Olivo. Su nombre científico es Olea europea. Del fruto se extrae un aceite que tiene amplio uso dietético por ser más digestivo y carecer de colesterol. Tiene muy buena reputación como parte del tratamiento destinado a la expulsión de cálculos biliares y al control del colesterol en la sangre. En caso de cólico hepático se recomienda colocar los pies en agua caliente, con una bolsa de agua fría o hielo sobre el hígado y tomar una cucharada de aceite de oliva después de cada comida. En aplicación externa el aceite se usa en caso de escoriaciones, quemaduras, picaduras de insectos y prurito intenso. Mezclado con aceite de romero constituye una buena loción para el tratamiento de la caspa.

Orégano. Su nombre científico es Lippia graveolens, mejorana hortensis, origanum vulgare. La infusión de las hojas y flores se usa para combatir las afecciones bronquiales en caso de tos rebelde. También es útil en inflamaciones de la lengua, la lengua, las encías y aftas, y en inflamaciones de faringe, laringe y amígdalas. Tiene afecto antiespasmódico sobre el sistema digestivo. En caso de menstruación dolorosa, dar a beber una infusión 2 ó 3 días antes de su aparición. El cocimiento se aplica externamente en compresas tibias sobre las heridas.

Orozuz. Su nombre científico es Gkycyrrhiza glabra, lippia dulcis. Las propiedades más notables del orozuz es su acción sobre los bronquios. Expulsa las secresiones y les permite fluir hacia el exterior, especialmente en la tos rebelde y en la congestión pulmonar.

También ayuda a la piel en el proceso de eliminación de las toxinas y promueve la transpiración.

Ortiga Mayor. Su nombre científico es Urtica dioica. La ortiga mayor es una planta muy beneficiosa porque ayuda a expulsar del organismo abundantes impurezas, especialmente de la sangre, el estómago, el intestino, los pulmones y los riñones. Esta planta tiene propiedades expectorantes, ya que expulsa de los pulmones secreciones y flemas, purifica la sangre, corta la diarrea, mejora las úlceras de los intestinos, alivia la disentería crónica, el asma y los sangrados de la naríz.

Además, cura las afecciones de la piel, las quemaduras, elimina la caspa, evita la caída del cabello y produce alivio en caso de reumatismo y gota. El jugo extraído de las hojas frescas de ortiga mayor es diurético, restablece el flujo de orina, disuelve los cálculos de riñones y vesícula, y ayuda a detener las hemorragias urinarias. Es muy eficaz para aliviar dolores reumáticos, la artritis, las pérdidas de sangre de la nariz y la boca, las manchas de la piel de la cara, depura la sangre y aumenta la secreción de leche materna en la mujer que amamanta.

Luis Arturo Ayarza Aguirre
Lic en biologia, msc bioquimic univer...
Escrito por Luis Arturo Ayarza Aguirre
el 03/08/2011

1. 14 P


Paico. Su nombre científico es Chenopodium Ambrosiodes. Estimula la digestión, quita los dolores de estómago y los cólicos del intestino.


Palo Amarillo. Cura la enfermedad de Banti, el bazo , el estómago y el intestino. Mejora la digestión, detiene la diarrea elimina los gases, trata las dispepsias nerviosas, ayuda a curar las inflamaciones, fortalece el hígado, y regulariza las reglas excesivas.


Palo Azul. Es una planta que tiene buena reputación para curar los reumatismo deformantes.


Palo de pájaro, Gallino agati. Su nombre científico es Oeschynomene Graqndiflora. Cura la diabetes, los riñones y el hígado. Baja la fiebre.


Palo de Puerco, Goma de cochimo. Su nombre científico es Monorebea Coccinea. Elimina los gases y es excelente para corregir la constipación.


Palo Santo, Vera. Su nombre científico es Zygophylum Arboreum. Cura el reumatismo crónico, la sífilis. Purifica el organismo y hace sudar.


Pampanilo, Ninfea. Su nombre científico es Nynphea Crenata. Cura las enfermedades venéreas y diminuye el deseo sexual.


Panacea del Mar, Te del Mar. Su nombre científico es Heliotropium Portoriscensis. Regulariza las reglas, estimulando las funciones naturales.


Papayo, Mamon. Su nombre científico es papayo carica comunis. Estimula la digestión y el estómago, cura el catarro, la tos y la bronquitis. Detiene la hematuria de la nefritis, y expulsa la tenia solitaria


Pereira Brava, hoja de mono. Su nombre científico es Cissampelos Pareira, Abutia Rufescens. Es una planta tonificante que aumenta la cantidad de orina, cura la vejiga, la gonorrea y los abscesos.


Parietaria, Pelosilla. Su nombre científico es Parietatia Officinalis. En infusión, cura el catarro, la tos, el pulmón, la hidropesía y las nefritis; aumenta la cantidad de orina, y disuelve los cálculos del riñón. En forma de cataplasma cura los abscesos y forúnculos, las grietas de los senos, las llagas, quemaduras, heridas y la retención de orina. Limpia el cutis.


Pata de Vaca, Patavaca. Su nombre científico es Bauchinia Aculeata. Combate la constipación y cura las hemorroides.


Pelitre. Su nombre científico es Anthemis Pyrethrum. Es estimulante cura los cólicos del intestino, el paludismo, las encías. Calma los dolores de las reglas y los de muelas.


Pensamiento. Su nombre científico es Viola tricolor. En infusión, es excelente purificador de la sangre. Cura el catarro, la piel, las escrofulosis infantiles. En forma de cataplasma cicatriza las heridas, las llagas y las úlceras.


Peral. Su nombre científico Pyrus communis L. Sus frutas, ramas, hojas, flores, yemas, corteza se emplea como laxantes, como diuréticos y calmantes; también pueden tomarse en forma de infusión, en casos de retención de la orina y para deshacer los cálculos.


Pepita de Pasmo. Su nombre científico Hibiscus Abelmoschus. Sus semillas se usan, en forma de té, para aliviar espamos, temblores, tétanos traumático o nervioso, enfermedad de Corea y tics, nerviosos. Es recomendable en casos de tos convulsa y asma. Es altamente recomendable cuando existe estados depresivos, histerismo, melancolía y todo tipo de excitación nerviosa. Se emplea en procurar un sueño sereno y amanecer sin sobresalto al día siguiente. Además, se usa en caso de hemorroides y quemaduras, en forma de lavativas y cataplasmas.


Perifolio. Su nombre científico es Santhriscus Cerefolium. Aumenta la cantidad de orina, purifica la sangre, cura los ojos inflamados, la diabetes, la gota, el estómago, el histerismo, calma los nervios. Quita la leche estancada de los pechos. En forma de cataplasma, quita la picazón del ano y genitales.


Persea. Su nombre científico es persea gratissima. Detiene la diarrea y cura las llagas.


Pervinca, Violeta de la Bruja. Su nombre cientifíco es Vinca Minor. Cura la boca, la garganta y la piel, detiene la diarrea, y alivia los abscesos.


Plátano. Su nombre científico es Musa Cavendishii Lambert. Es tonificante y antescorbutico. Se recomienda en casos de de reuma y de anemia. Ayuda el crecimiento.


Pimientero amalogo. Su nombre científico es Piper amalago. Cura la angina de pecho, quita el dolor de estómago y de pecho, cura las úlceras crónicas y la escrófula.


Pimienta Negra. Su nombre científico es Piper Nigrum. Descengestiona la piel, cura el tubo digestivo, elimina los gases. PRECAUCIÓN usarla con prudencia.


Pichi. Su nombre científico es Fabriana imbicata y disuelve los cálculos de los riñones y la vejiga.


Pinillo alto, Lengua de Buey/ de perro. Su nombre científico es Anchusa. Posee propiedades similares a las de la borraja. Además de la fiebre tifoidea, elimina los flujos blancos, y evita la caída del cabello.


Pino. Su nombre científico es Pinus Sylvestris. Cura el aparato respiratorio, los catarros, el pecho y la vejiga. Es un gran depurativo, quita la inflamación del estómago cura la garganta, mejora la voz, cura la inflamación intestinal, el reumatismo, la gota, y la leucorrea.


Piperina. Su nombre científico es micrometría silvestre. Cura el dolor de estómago y mejora la digestión, detiene la diarrea, y cura el cólera.


Pipi, Anamú. Su nombre científico es Petiveria alliacea. Cura la cistitis, el reumatismo articular, la poli artritis, la ascitis, la hidropesía, los tics, las parálisis, el histerismo, los calambres

Luis Arturo Ayarza Aguirre
Lic en biologia, msc bioquimic univer...
Escrito por Luis Arturo Ayarza Aguirre
el 03/08/2011

Conocimientos Generales de las Plantas Medicinales

Una de las áreas más emocionantes de la investigación en bosques tropicales es la botánica étnica, que es el estudio de cómo las personas utilizan plantas nativas para tratar enfermedades. La gente del bosque tiene un conocimiento increíble sobre las plantas medicinales con remedios que van desde mordeduras de serpiente hasta tumores.

Hasta la fecha muchos de los fármacos utilizados en el mundo occidental han sido derivados de plantas y el 70 por ciento de las plantas identificadas con características anticancerígenas por el Instituto Nacional del Cáncer de los Estados Unidos se encuentran sólo en la pluviselva tropical.

Típicamente, el conocimiento de las plantas medicinales es llevado por el chamán o "curandero" de una aldea. El chamán trata al enfermo a menudo durante ceremonias y rituales elaborados donde utilizan plantas recolectadas del bosque circundante.

Las plantas han sido empleadas para aliviar los males de la humanidad desde tiempos remotos. El conocimiento empírico acerca de las plantas medicinales y sus efectos curativos se acumuló durante milenios y posteriormente pasó a ser parte integral de sistemas y tradiciones curativas como el ayurveda en la India, la medicina tradicional china o las tradiciones curativas de los indiosnorteamericanos. Aunque a partir del siglo pasado el empuje de la industria farmacéutica hizo que la terapéutica fundamentada en el empleo de plantas viniera a verse como una práctica "primitiva" e irracional, en décadas recientes la fitoterapia (la ciencia que estudia el uso de las plantas con propósitos terapéuticos, experimentó un extraordinario resurgir. Hoy día se reportan numerosos descubrimientos científicos que confirman el enorme potencial curativo que posee el mundo vegetal y que están transformando la fitoterapia en una práctica muy distinta a la de nuestros antepasados. Y cuando hablamos de descubrimientos científicos en torno a las plantas medicinales hay que aclarar que no se trata meramente de un redescubrir antiguos usos. En años recientes, las investigaciones nos han regalado con el descubrimiento de aplicaciones insospechadas para muchas plantas y sustancias derivadas de estas. También han surgido nuevas formas de preparación y de disponibilidad. Hoy encontramos extractos de plantas medicinales en forma de cápsulas, tabletas y otras formas desconocidas para nuestros antecesores. Estos descubrimientos presentan nuevos retos. La cantidad de plantas con propiedades curativas es tal que nadie puede dominar la totalidad del conocimiento de esta materia. Los sanadores tradicionales de numerosas culturas por lo general conocen los usos de cientos de plantas oriundas de su país o región, pero no conocen las plantas oriundas de otras regiones. De cualquier modo, en nuestros días quedan pocos de estos sanadores tradicionales por lo que el conocimiento profundo de las propiedades curativas de muchas plantas corre el riesgo de perderse.

No hay duda de que la ciencia y la tecnología nos pueden ayudar a descubrir y utilizar las propiedades terapéuticas de las plantas medicinales de forma mucho más efectiva. Por otra parte no hay que olvidar el conocimiento empírico desarrollado por culturas distintas o anteriores a la nuestra y los grandes sistemas como el ayurveda, la medicina tradicional de la China o la medicina de los Indios norteamericanos que parten de una visión distinta del ser humano.

Otro problema es el de la acelerada destrucción de los bosques que ha eliminado, y continua eliminando, numerosas especies de plantas que poseen propiedades medicinales. Esto a pesar de los esfuerzos de algunos gobiernos y organizaciones ambientalistas por protegerlas.

Nuevos retos

A pesar de estos problemas hoy tenemos varias ventajas sobre los sanadores tradicionales de la antigüedad. Los modernos sistemas de comunicación y transporte han logrado que en lugar de estar limitados a las especies de plantas que crecen en nuestra región, podamos aprovecharnos del acceso a plantas medicinales y remedios basados en plantas de otros países y tradiciones lejanas. Hoy podemos emplear remedios que antiguamente eran empleados y conocidos únicamente en China, la India, la islas del Pacífico, entre los indios sudamericanos o los indios norteamericanos. Esto ha conducido a lo que muchos han llamado una herbologia planetaria. Por otra parte, el estudio científico moderno de las propiedades curativas de las plantas promete descubrir propiedades que incluso van más allá de los usos tradicionales conocidos.

Sin embargo, la falta de incentivos para este estudio ha sido hasta ahora un escollo formidable. Las compañías farmacéuticas que cuentan con los recursos monetarios para llevar a cabo dichas investigaciones no se sienten motivadas a hacerlo debido a la imposibilidad de patentar y adquirir derechos exclusivos para la comercialización de cualquier planta. No obstante, algunas universidades y entidades gubernamentales han comenzado a responder al clamor y a la necesidad de estudios científicos sobre las propiedades curativas de las plantas.

Ahora bien cuando hablamos de plantas medicinales debemos aclarar a que nos estamos refiriendo. Lo que en la medicina alternativa se considera una planta posiblemente sea distinto lo que muchas personas consideran una planta. Cuando hablamos de plantas medicinales nos referimos a las hojas, corteza, raíces, polen, pétalos, semillas, frutos, y tallos de árboles, arbustos, algas, hongos, hierbas y otros tipos de representantes del reino vegetal. Como vemos, las plantas medicinales comprenden un espectro sumamente amplio.

Estudiar y comprender todas las posibles aplicaciones de las plantas medicinales es una tarea gigante acerca de la cual cada día se descubre algo nuevo. Sin embargo, hoy ya sabemos lo suficiente para concluir que, cuando son usadas correctamente, las plantas medicinales proveen alternativas para prevenir y tratar numerosas condiciones de salud de forma efectiva y segura. Más aún, existen plantas medicinales y sustancias derivadas de estas que pueden ayudarnos a incluso optimizar y mejorar diversas funciones de nuestro organismo aún en el caso de personas que al parecer gozan de buena salud.

Examinemos algunas de las más conocidas plantas medicinales y lo que sabemos sobre sus propiedades curativas.

Luis Arturo Ayarza Aguirre
Lic en biologia, msc bioquimic univer...
Escrito por Luis Arturo Ayarza Aguirre
el 03/10/2011

GLUCIDOS
Los glúcidos son las biomoléculas más abundantes en la naturaleza y sus unidades básicas
son los monosacáridos.
La condensación covalente de monosacáridos permite obtener moléculas de mayor tamaño,
los oligosacáridos que están formados por 2-20 monosacáridos y los polisacáridos con
más de 20 monosacáridos que poseen una masa molecular de alrededor de millones de
daltons (macromoléculas).
Monosacáridos
Los monosacáridos son polihidroxialdehídos o polihidroxicetonas.
De acuerdo a la naturaleza química del grupo carbonilo pueden clasificarse en aldosas o
cetosas y según el número de átomos de carbono en triosas, tetrosas, pentosas, hexosas y
heptosas.
Una aldosa tiene un grupo carbonilo en un extremo de la cadena carbonada. Si el carbonilo
se encuentra en otra posición, el monosacárido es una cetosa.
H
C = O Grupo aldehído CH2OH
l l
H - C – OH C = O Grupo cetona
l l
CH2OH CH2OH
Gliceraldehído Dihidroxicetona
Todos los monosacáridos, excepto la cetotriosa, contienen uno o más átomos de carbono
asimétricos o centros quirales. Un C asimétrico es aquel que lleva cuatro sustituyentes
diferentes y por lo tanto no puede superponerse a su propia imagen especular.
La aldosa más simple, el gliceraldehído, contiene un C asimétrico y tiene dos isómeros
ópticos, el D y el L.
H H
C = O C = O
l l
H - C – OH HO - C - H
l l
CH2OH CH2OH
D-gliceraldehído L-gliceraldehído
Los glúcidos con configuración D son los más abundantes en la naturaleza.
· Las hexosas: monosacáridos de 6C
La D-glucosa es la única aldosa comunmente presente en la naturaleza como monosacárido.
Material elaborado porF. Agius, O. Borsani, P. Díaz, S. Gonnet, P. Irisarri, F. Milnitsky y J. Monza. Bioquímica. Facultad de Agronomía
En solución acuosa los monosacáridos con cinco o más átomos de C en su cadena se
encuentran predominantemente en forma cíclica (en anillo). La ciclación ocurre como
consecuencia de un enlace covalente intramolecular entre el grupo carbonilo y el oxígeno de
un grupo OH. El enlace resultante se conoce generalmente como hemiacetal.
Como consecuencia de la ciclación se genera un átomo de carbono asimétrico adicional en la
glucosa, el C1 que se llama anomérico y 2 estereoisómeros, á y â de la D-glucosa. Esta forma
cíclica se denomina piranosa porque es similar al pirano, compuesto cíclico con 6 átomos en
el anillo.
La fructosa, cetohexosa abundante en las frutas y con alto poder edulcorante, casi el doble
que el azúcar de mesa, se cicla en forma similar al furano (anillo de 5 miembros) y se
denomina furanosa.
· Las pentosas: monosacáridos con 5 C
Las aldopentosas ribosa y 2-desoxi-ribosa son componentes de los nucleótidos y los ácidos
nucleicos. Observe que la molécula representada tiene forma cíclica con 5 vértices.
b-D-Ribosa b-D-2- Desoxirribosa
Material elaborado porF. Agius, O. Borsani, P. Díaz, S. Gonnet, P. Irisarri, F. Milnitsky y J. Monza. Bioquímica. Facultad de Agronomía
Si bien en estas representaciones figuran los -OH y los -H, comunmente se omiten y la
presencia de barra significa un -OH y la ausencia, un -H. Recuerde que en cada vértice hay
un C. Observe que la diferencia entre estas dos pentosas está en el carbono 2.
· Las células fosforilan los monosacáridos
En el metabolismo de glúcidos, los intermediarios son derivados fosforilados de los mismos.
La condensación del ácido fosfórico con un -OH da lugar a un éster fosfato. Por ejemplo en la
figura se observa como la glucosa se transforma en glucosa-6-fosfato.
· Los monosacáridos son agentes reductores
Los monosacáridos pueden ser oxidados por agentes oxidantes suaves como Fe+3 o Cu+2. En
estas reacciones el carbonilo se oxida a ácido carboxílico. Esta propiedad es la base de la
reacción de Fehling, ensayo que se usa para determinar la presencia o no de glúcidos
reductores.
Oligosacáridos
Los oligosacáridos más sencillos y más representativos desde el punto de vista biológico, son
los disacáridos.
· Los disacáridos contienen un enlace glucosídico
Los disacáridos se forman por la unión de dos monosacáridos a través de un enlace
covalente: el enlace glucosídico. Este enlace se da entre un hemiacetal y un alcohol (grupo
hidroxilo de un segundo monosacárido).
Los disacáridos pueden hidrolizarse por acción de ácidos o enzimas y rinden los
monosacáridos componentes.
CH2OH
Material elaborado porF. Agius, O. Borsani, P. Díaz, S. Gonnet, P. Irisarri, F. Milnitsky y J. Monza. Bioquímica. Facultad de Agronomía
Cuando un C anomérico forma parte de un enlace glicosídico, ya no puede actuar como
reductor. Así los disacáridos que tienen un C anomérico libre son reductores y los que tienen
los dos C anoméricos formando el enlace glucosídico no son reductores.
· La maltosa: un glúcido abundante durante la germinación de algunas
semillas
La maltosa por hidrólisis rinde dos moléculas de glucosa. En este disacárido las glucosas
están unidas por enlace á 1- 4. La maltosa es un glúcido reductor, ya que el C anomérico libre
(del segundo residuo de glucosa) puede oxidarse.
· La lactosa es un disacárido exclusivo de la leche
El disacárido lactosa rinde por hidrólisis galactosa y glucosa. Como se puede deducir
observando su fórmula, se trata de un disacárido reductor.
· Sacarosa: el azúcar de mesa
La sacarosa es un disacárido formado por glucosa y fructosa que se sintetiza en plantas. Sus
dos C anoméricos se encuentran formando el enlace glucosídico, por lo tanto, no es un
glúcido reductor.
La sacarosa es el principal fotosintato translocado al grano en cereales. En el maíz dulce, el
contenido de sacarosa en el grano es 2 a 4 veces mayor durante el desarrollo del grano que
en otros tipos de maíz.
Material elaborado porF. Agius, O. Borsani, P. Díaz, S. Gonnet, P. Irisarri, F. Milnitsky y J. Monza. Bioquímica. Facultad de Agronomía
Polisacáridos
La mayoría de los glúcidos naturales son polisacáridos o polímeros de alto peso molecular.
Estas moléculas pueden ser hidrolizados totalmente por ácido o enzimas y rendir
monosacáridos.
El extremo de la cadena polisacarídica que contiene el C anomérico libre (que no forma parte
de un enlace glucosídico) se conoce como extremo reductor. De todas formas, los
polisacáridos no son reductores si bien presentan ese extremo libre con capacidad
reductora. La razón es que un grupo reductor cada cientos de moléculas (vea la fórmula del
almidón por ejemplo) no es suficiente para ser visualizado a través de las técnicas como
Fehling o Tollens usadas para determinar poder reductor.
· ¿Por qué las células deben producir polisacáridos?
El almacenamiento de grandes cantidades de moléculas pequeñas como los monosacáridos
produciría una entrada de agua a la célula que podría hacerla entrar en choque osmótico.
Los polisacáridos no tienen una masa molecular específica sino que muestran una gama de
pesos moleculares relativos muy distintos, porque la cantidad de monosacáridos que los
componen varía.
Los distintos polisacáridos difieren en la cantidad, naturaleza de sus unidades repetitivas, en
los tipos de enlace entre las unidades y en su grado de ramificación.
Los polisacáridos formados por un solo tipo de monosacárido, se denominan
homopolisacáridos y los formados por dos o más tipos, heteropolisacáridos. La posibilidad de
más de un enlace glicosídico por monosacárido, permite que se produzcan estructuras
ramificadas.
Las funciones biológicas de los polisacáridos son: estructurales, de almacenamiento de
energía y de reconocimiento.
· Los vegetales han desarrollado un sistema de defensa frente a la invasión de bacterias
y hongos, que se inicia con la ruptura de un fragmento del polímero de la pared celular
que está siendo atacada: los oligosacáridos u oligosacarinas. Su producción inicia la
transcripción de un antibiótico. Las oligosacarinas también ayudan a controlar los
niveles de hormonas en las plantas, como las auxinas.
· Los biólogos están estudiando el papel de los diferentes oligosacáridos en el
reconocimiento celular. En un organismo multicelular, las células están marcadas en
su superficie para interactuar con otras células o moléculas y hacer posible que un
organismo pueda reconocer sus propias células como inmunológicamente distintas de
las células extrañas. Para que los oligosacáridos actúen como señales de
reconocimiento debe haber proteínas que se unan a ellos de manera específica. Un
grupo de proteínas que se unen a los oligosacáridos son las lectinas.
· ¿Por qué los oligosacáridos desempeñan con frecuencia el papel de marcadores
celulares? Esto se debería a que pueden presentar una notable variedad de estructuras
en cadenas relativamente cortas (distintos monómeros, que pueden estar modificados,
con enlaces y ramificaciones diferentes).
Material elaborado porF. Agius, O. Borsani, P. Díaz, S. Gonnet, P. Irisarri, F. Milnitsky y J. Monza. Bioquímica. Facultad de Agronomía
· Polisacáridos de almacenamiento o reserva
Son moléculas ricas en enegía química potencial que se libera con facilidad.
Cuando hay abundancia de glúcidos a nivel celular o por lo tanto de energía (ATP), se
sintetizan polisacáridos de reserva. En caso contrario, cuando el ATP celular disminuye, los
polisacáridos se degradan y las moléculas resultantes son llevadas a CO2, H2O y ATP. Los
polisacáridos de reserva forman parte de la región intracelular (en el citoplasma y organelos).
Las bacterias, hongos y células de mamíferos almacenan glucógeno como polisacárido, a
diferencia de los vegetales que acumulan almidón.
 Glucógeno
La molécula de glucógeno está formada por 8 a 12 glucosas unidas por enlace á 1- 4 con
ramificaciones á 1- 6. En los mamíferos el glucógeno es acumulado en el citoplasma de
células del hígado y del músculo como reserva de C y energía. Si bien las moléculas son
iguales funcionalmente, el glucógeno hepático contribuye en el mantenimiento de la glicemia
(concentración de glucosa en sangre) mientras que el muscular es para uso exclusivo del
músculo.
glucógeno
 Los almidones están formadas por dos tipos de moléculas; la amilosa y
la amilopectina
El almidón constituye alrededor del 65% de la materia seca de los granos de cereales y es
muy abundante en tubérculos como la papa. La mayoría de los almidones contienen de 20 a
30% de amilosa y de 70 a 80% de amilopectina y se almacenan dentro de los cloroplastos,
reserva a corto plazo, o en amiloplastos, reserva a largo plazo, en forma de gránulos.
La amilosa está formada por 1000-4000 glucosas unidas por enlace á 1-4 en cadenas lineales
que forman una hélice. El iodo se ubica en el centro de la hélice que forma la amilosa y esa
disposición es responsable del color azul intenso de la reacción de Lugol.
Material elaborado porF. Agius, O. Borsani, P. Díaz, S. Gonnet, P. Irisarri, F. Milnitsky y J. Monza. Bioquímica. Facultad de Agronomía
Amilosa
La amilopectina consta de residuos de glucosa unidos por enlaces glucosídicos á 1-4 y á 1-6.
En este sentido es similar al glucógeno, si bien difiere la frecuencia de las ramificaciones
(cada 24-30 unidades) y la longitud de las mismas.
Algunas aplicaciones industriales del almidón
La extracción del almidón a partir de los gránulos se llama gelatinización. El procedimiento
consiste en calentar suspensiones de gránulos hasta que se rompen e hidratan. La temperatura de
gelatinización es característica para cada cereal.
El almidón se emplea como adherente de papeles y telas, como espesante y formador de geles en
la industria alimentaria, para adhesivos y tintas para impresión, como ligante, etc.
Los productos de su hidrólisis se emplean en la industria alimentaria. La hidrólisis ácida del
almidón produce jarabes que contienen glucosa, maltosa y oligosacáridos. El jarabe de maíz con
alto contenido de fructosa se produce transformando enzimáticamente parte de glucosa en
fructosa y se usa como endulzante. De hecho, su capacidad edulcorante es 70% mayor que la de
la sacarosa, por lo que se usa menor cantidad para endulzar los alimentos y por lo tanto se
ingieren menos calorías.

Shirley Guerra
Enfermeria universidad autonoma de chi...
Escrito por Shirley Guerra
el 04/10/2011

ALGUNAS PLANTAS MEDICINALES:

BOLDO:
Propiedades:
Hígado, Litiasis biliar. Ictericia. Infusión do hojas al 10 por Mil. Como estimulante y digestivo se toma caliente después de las comidas. Como bebida para los hepáticos, se toma fría en vez do agua.

AMAPOLA:
Propiedades:
Insomnio. Infusión de 5 gramos de flores secas en medio litro de agua, a tomar durante las dos horas que preceden el acostarse. Resfríos, Tos, etc. Infusiones bien calientes de flores secas al 10 ó 15 por mil. Edulcorar con miel, o con regaliz.

VERBENA:
yerba de todos los males - Hierba sagrada) Esta planta, a la que se atribuían en la antigüedad todas las virtudes imaginables facilita la labor del estómago evitando todas las molestias inherentes a las digestiones pesadas. Es también eficaz contra los dolores reumáticos, contusiones y esquimosis. Es diurético, galactogoga, emenagoga, vulneraria, antidiarreica.

VALERIANA:
Indicaciones: todo tipo de trastornos nerviosos.
Dosis: hasta 10 grs diarios de raíz en polvo, o su equivalente en cualquier otra preparación.

TOMILLO:
Excelente como condimento, es antiséptico, diurético, antiespasmódico y sudorífico.
Es eficaz contra lodo tipo de infecciones del aparato digestivo y urinario, y como activa ligeramente la secreción de saliva y jugo gástrico, facilita la digestión, también es eficaz en las afecciones de las vías respiratorias.

SALVIA
Diurética, sudorífera, desinfectante y algo aslrigente, desintoxica el hígado y los ríñones, es antidiarreica, facilita la sudo-ración en casos de fiebre y enfriamiento, a la vez que modera la sudoración morbosa de ciertos enfermos graves (por ejemplo los sudores nocturnos de los tuberculosos).

RUIBARBO
inapetencia, atonía intestinal, estreñimiento, insuficiencia hepática.
Dosis: infusión prolongada, un vaso grande en ayunas. Tintura, 1 a 4 grs. Diarios (tónico).
Contraindicaciones: no usar los enfermos de gota, de los ríñones, los dispépticos, los que padecen hemorroides y las madres laclantes.

LA RUDA (común o de jardín - Ruda silvestre)
Son amenagogas estomacales, diuréticas, anlisárnicas, vermífugas, sudoríferas, antinerviosas. Para uso interno se prepara un té, y para uso externo en forma de vinagre. La ruda silvestre es venenosa, no debe usarse.

Planta romero
Su agradable aroma silvestre lo hace muy delicado como condimento. Contribuye a normalizar las funciones hepáticas y es muy saludable, por sus sustancias aromáticas volátiles, para las vías1 respiratorias. No solo sirve como condimento, sino que se puede preparar una excelente infusión con unos 20 grs. De romero en un litro de agua

PICO DE LORO (También llamado Pico de Gallo)
Para indigestiones y empachos en los pequeños. Se usan las ramas jóvenes en té y al 25 por 1000.

Luis Arturo Ayarza Aguirre
Lic en biologia, msc bioquimic univer...
Escrito por Luis Arturo Ayarza Aguirre
el 21/11/2011

-

3- Partes de las Plantas Medicinales

3. 1 Baya

Frutos otoñales: acerolo rojo y blanco (Crataegus azarolus), azofaifo (Ziziphus jujuba bajo los acerolos rojos), majoleto (Crataegus oxycantha bajo acefaifos), endrina (Prunus spinosa bajo acerolos blancos).

Corte vertical, el endocarpio es jugoso y el mesocarpio es la carne gruesa. Para otros usos de este término, véase Baya (desambiguación).

En botánica, una baya es el tipo más común de fruto carnoso simple, en la cual la pared entera del ovario madura, generalmente, en un pericarpio comestible.

El ovario es siempre súpero en estas flores, y tienen uno o más carpelos dentro de una cubierta fina y los interiores muy carnosos, las semillas encajadas en la carne común de un ovario que es simple o multicarpelado.

Ejemplos de bayas son la uva y el tomate, pero muchas otras frutas comunes se consideran botánicamente como bayas: los hesperidios como naranja y limón son bayas modificadas; el aguacate, el caqui, la berenjena, la guayaba, y el pimiento son consideradas como bayas también.

En las especies de plantas con un ovario inferior, el tubo floral puede madurar junto con el ovario, creando una fruta accesoria llamada baya falsa. Se incluyen en esta categoría el plátano, el pepino, la calabaza, la sandía, la grosella espinosa, el arándano y el melón entre otros.

Muchas bayas son pequeñas, jugosas, y de un color brillante que se pone en contraste con su fondo para hacerlos más sensibles a los animales que los dispersan ayudando así a dispersar las semillas de la planta.

En idioma español baya no es lo mismo que fruta del bosque, debe tenerse cuidado porque muchos otros idiomas la misma palabra se refiere a ambos conceptos, por ejemplo las uvas son bayas pero no frutas del bosque, las fresas son frutas del bosque pero no bayas y las grosellas son ambos tipos de frutos.

Bulbo

Los bulbos, al igual que los rizomas, cormos y tubérculos, son órganos subterráneos de almacenamiento de nutrientes. Las plantas que poseen este tipo de estructuras se denominan colectivamente plantas bulbosas.

El bulbo está formado por el engrosamiento de la base de las hojas y consta de 5 partes principales:

El disco basal, es la parte inferior del bulbo desde donde crecen las raíces.

Los catáfilos o escamas, carnosas, que son el órgano de almacenamiento principal, ya que en sus tejidos parenquimáticos es dónde se acumulan los nutrientes.

La túnica, es una capa que rodea a las escamas y las protege de la desecación.

el vástago, que consiste en una yema floral y otras yemas en desarrollo.

yemas laterales, las que durante el período de crecimiento darán origen a nuevos bulbos, denominados bulbillos.

Los bulbos se clasifican en dos tipos, tunicados, en los que sus bases están rodeadas por capas superpuestas, como la cebolla, y escamosos, en los que dichas bases están imbricadas (como las tejas de un tejado) y son más carnosas. Ambas clases producen bulbillos que sirven para reproducir las plantas, una vez que han alcanzado el tamaño suficiente.

Entre los bulbos tunicados se incluyen el tulipán (Tulipa), el narciso (Narcissus), el jacinto (Hyacinthus), el muscari (Muscari), la cebolla y los ajos ornamentales (Allium). Un ejemplo de bulbo imbricado es el lirio (Lilium). El bulbo imbricado no tiene la túnica que protege las escamas carnosas.

Algunos de los géneros de plantas que forman bulbos son:


· Allium

· Amaryllis

· Camasia

· Chionodoxa

· Crinum

· Erythronium

· Eucharis

· Fritillaria

· Galanthus

· Galtonia

· Haemanthus

· Hippeastrum

· Hyacinthus

· Hymenocallis

· Leucojum

· Lilium

· Lycoris

· Muscari

· Narcissus

· Nerine

· Oxalis

· Polyanthes

· Scilla

· Tigridia

· Tulipa

· Veltheimia

· Zephyranthes


Algunas orquídeas epifitas forman órganos similares a los bulbos, no subterráneos, llamados pseudobulbos.


Luis Arturo Ayarza Aguirre
Lic en biologia, msc bioquimic univer...
Escrito por Luis Arturo Ayarza Aguirre
el 30/01/2012

VEAMOS ESTE ARTÍCULO CIENTÍCO , MIS ESTIMADOS.

Actividad antimicrobiana de plantas medicinales argentinas sobre bacterias antibiótico-resistentes

Antimicrobial activity of Argentine medicinal plants on antibiotic-resistant bacteria

Iris Catiana Zampini1*, Norma Cudmani2**, María Inés Isla3*

1. Farmacéutica, estudiante de doctorado de la Universidad Nacional de Tucumán. Becaria del CONICET. Auxiliar Docente de 1a Categoría.
2. Bioquímica. Bacterióloga
3. Doctora en Bioquímica. Investigador del CONICET. Profesora Asociada.

* Cátedra de Fitoquímica. Instituto de Estudios Vegetales "Dr. Antonio R. Sampietro". Facultad de Bioquímica, Química y Farmacia. Universidad Nacional de Tucumán.
** Hospital de Clínicas "Dr. Nicolás Avellaneda". San Miguel de Tucumán - Tucumán. Argentina.

Resumen

El propósito del presente trabajo fue determinar la potencia antimicrobiana de extractos alcohólicos de plantas utilizadas popularmente en Argentina como antisépticos y antiinflamatorios: Dasyphyllum diaconthoides, Erythrina cristagalli, Larrea cuneifolia, Larrea divaricata, Phytolacca dioica, Pithecoctenium cynanchoides, Prosopanche americana, Schinus molle, Schkuhria pinnata, Senna aphylla y Solidago chilensis. La inhibición del crecimiento bacteriano se determinó a través de ensayos de difusión en agar, macrodilución en medio sólido y microdilución en medio líquido frente a 47 aislamientos clínicos multirresistentes a antibióticos, obtenidos de pacientes de un hospital de Tucumán, Argentina: Escherichia coli, Klebsiella pneumoniae, Proteus mirabilis, Enterobacter cloacae, Serratia marcescens, Morganella morganii, Acinetobacter baumannii, Pseudomonas aeruginosa, Stenotrophomonas maltophilia. De acuerdo con los valores de concentración inhibitoria mínima (CIM), tres de las once especies ensayadas fueron las más activas: L. Divaricata, L. Cuneifolia, y S. Aphylla (CIM de 25 a 200 µg/mL).P. Mirabilis, A. Baumanni y S. Maltophilia fueron las cepas más susceptibles con valores de CIM entre 25 y 50 µg/mL seguido por P. Aeruginosa con valores de CIM de 50 a 100 µg/mL. Los valores de concentración bactericida mínima (CBM) fueron semejantes o dos veces superiores a los valores de CIM. Mediante ensayos bioautográficos se comprobó que los extractos más activos presentaban al menos dos principios antimicrobianos. Análisis fitoquímicos indican que estos compuestos son de naturaleza fenólica. Los resultados obtenidos justificarían el uso de estos extractos para el tratamiento de infecciones bacterianas, especialmente aquellas de origen dérmico.

Palabras clave: Plantas medicinales argentinas; Actividad antimicrobiana; Bacterias gram negativas multirresistentes a antibióticos; Compuestos fenólicos

Summary

The present study was conducted to investigate antimicrobial activity of alcoholic extracts of Argentine medicinal plant species (Dasyphyllum diacanthoides, Erythrina cristagalli, Larrea cuneifolia, Larrea divaricata, Phytolacca dioica, Pithecoctenium cynanchoides, Prosopanche americana, Schinus molle, Schkuhria pinnata, Senna aphylla and Solidago chilensis) against multidrug resistant human pathogen gram negative bacteria isolated from a Hospital in Tucumán, Argentina. Inhibition of bacterial growth was investigated using disc diffusion, agar macrodilution and broth microdilution methods against multiresistant clinical isolates of nine different specie of gram negative bacteria: Escherichia coli, Klebsiella pneumoniae, Proteus mirabilis, Enterobacter cloacae, Serratia marcescens, Morganella morganii, Acinetobacter baumannii, Pseudomonas aeruginosa, Stenotrophomonas maltophilia. A significant antimicrobial activity was found in three of the eleven plant species studied. Based on minimal inhibitory concentration (MIC) values, three plant species, L. Divaricata, L. Cuneifolia, and S. Aphylla were the most potent ones with MIC values between 25-200 µg/mL. Overall, P. Mirabilis, M. Morganii and P. Aeruginosa isolates were the most susceptible to these extracts with MIC values of 25 to 50 µg/mL. All extracts showed significant inhibitory activities on bacteria growth in a dose phenolic compound-dependent fashion. The minimal bactericidal concentration (MBC) values were identical to the MIC values or twofold higher than the corresponding MIC. Contact bioautography indicated that crude extracts possess several major antibacterial components. Phytochemical screening showed that the bioactive compounds correspond to polyphenols. Investigations are in progress to purify the bioactive principles.

Keywords: Argentine medicinal plants; Antimicrobial activity; Antibiotic-multiresistant gram negative bacteria; Phenolic compounds

INTRODUCCIÓN

Los principales problemas de resistencia detectados en América latina lo producen las bacterias gram negativas, principalmente los bacilos no fermentadores como Pseudomonas sp. Y Acinetobacter sp. (resistencia a carbapenem), Escherichia sp. Y Klebsiella sp. (altas tasas de resistencia a b -lactámicos y con producción de b -lactamasa de espectro extendido), Enterobacter sp. Y otras enterobacterias como Serratia sp. Y Citrobacter sp. (productoras de b -lactamasas cromosómicas inducibles). Es importante resaltar que los grados de resistencia pueden variar mucho de un hospital a otro, de ciudad a ciudad y de una nación a otra. Las realidades pueden ser completamente diferentes, de allí, la importancia de regionalizar los estudios, analizando los efectos de potenciales antibióticos sobre patógenos aislados localmente. Las infecciones intrahospitalarias más graves en Argentina son producidas por: bacilos gram negativos no fermentadores, enterobacterias multirresistentes y cocos gram positivos con sensibilidad disminuida a b-lactámicos y/o glucopéptidos (1). En general, la multirresistencia se ha desarrollado debido al uso indiscriminado de antibióticos comerciales comúnmente utilizados para tratar las enfermedades infecciosas. Esta situación, así como la aparición de efectos indeseables de ciertos antibióticos, ha llevado a los científicos a investigar nuevas sustancias antimicrobianas a partir de plantas consideradas popularmente medicinales. Los ensayos realizados hasta este momento revelan que las plantas representan una potencial fuente de nuevos agentes antimicrobianos (2-13). Las plantas examinadas en este trabajo son utilizadas popularmente en Argentina como antisépticos, antiinflamatorios y cicatrizantes (14-16).
El propósito del presente trabajo fue investigar la actividad antimicrobiana de plantas utilizadas como medicinales en el norte argentino sobre microorganismos multirresistentes a antibióticos, obtenidos de aislamientos clínicos de un hospital de Tucumán.

MATERIALES Y MÉTODOS

Material vegetal
Las especies vegetales seleccionadas para este trabajo fueron: Schinus molle L. (IEV 1036), Senna aphylla Cav. (IEV 1021), Erythrina cristagalli L. (IEV 1028); Dasyphyllum diaconthoides Less (IEV 1024), Phytolacca dioica (L) Moq. (IEV 1022), Prosopanche americana (R. Br. ) Baillon. (IEV 1044) que se recolectaron de la zona de Trancas, Tucumán a 700 metros sobre el nivel del mar (msnm), mientras que Larrea cuneifolia Cav. (IEV 1023), Larrea divaricata Cav. (IEV 1032), Pithecoctenium cynanchoides D.C. (IEV 1037), Schkuhria pinnata Lam. (IEV 1041), Solidago chilensis Meyer (IEV 1010) se recolectaron en Amaicha del Valle, Tucumán a 2. 400 m.s.n.m. Fueron identificadas por personal especializado y los ejemplares herborizados se encuentran en el Instituto de Estudios Vegetales (IEV) de la Facultad de Bioquímica, Química y Farmacia de la Universidad Nacional de Tucumán. Se utilizaron las partes aéreas de estas plantas.

Preparación de preparados fitoterápicos
La droga seca y finamente dividida (1 g) se maceró en 5 mL de alcohol 96° a temperatura ambiente (18 a 24 °C) durante 7 días, con agitación (40 ciclos/min). Se filtró y se conservó a 4 °C hasta su uso (17).

Determinación del contenido de compuestos fenólicos totales y flavonoides totales
El contenido de compuestos fenólicos totales se determinó por el método de Folin-Ciocalteau (18). Los resultados se expresaron como equivalentes de cumarinas.
El contenido de flavonoides totales se determinó espectrofotométricamente a 420 nm utilizando el método de Woisky y Salatino (19). Los resultados se expresaron como equivalentes de quercetina.

Análisis fitoquímico
Los componentes de los diferentes extractos fueron separados por cromatografía en capa fina (CCF) en Silica gel 60 F-254 (0,2 mm, Merck). Se utilizó como solvente de corrida cloroformo: metanol (9:1). Se sembraron 20 µg de compuestos fenólicos de cada uno de los extractos.
Los componentes separados se visualizaron bajo luz ultravioleta (254 y 365 nm, Lámpara UV Modelo UV 5L-58 Mineralight Lamp) y se revelaron con tricloruro férrico 1%, reactivo de productos naturales (1% 2-aminoetil difenilborato, NP) (20) o cloruro de aluminio para compuestos fenólicos, hidróxido de potasio para cumarinas, reactivo de Dragendorff para alcaloides y anisaldehído/ácido sulfúrico para esteroides y terpenos (21).

Microorganismos y medios de cultivo
Todas las cepas bacterianas se obtuvieron de aislamientos de pacientes del Hospital de Clínicas "Dr. Nicolás Avellaneda", San Miguel de Tucumán, (Tucumán, Argentina) durante 1999, a saber: Escherichia coli (n=12), Klebsiella pneumoniae (n=7), Proteus mirabilis (n=6), Enterobacter cloacae (n=9), Serratia marcescens (n=2), Morganella morganii (n=2), Acinetobacter baumannii (n=2), Pseudomonas aeruginosa (n=4), Stenotrophomonas maltophilia (n=3). Se incluyeron en este estudio las siguientes cepas de referencia: Escherichia coli ATCC 35218, Escherichia coli ATCC 25922 y Pseudomonas aeruginosa ATCC 27853.

Identificación, tipificación y conservación de las cepas bacterianas aisladas
La identificación y tipificación de las cepas bacterianas aisladas se realizaron conforme a perfiles bioquímicos y a las recomendaciones del Manual de Microbiología Clínica (22). Todos los aislamientos fueron mantenidos en BHI (infusión cerebro corazón) que contenía 30% (v/v) de glicerol y 0,6% de agar a -20 °C.
Las colonias aisladas se resuspendieron en caldo Müller Hinton adicionado de cationes divalentes (CAMHB). La turbidez de la suspensión se ajustó a 0,5 de la escala de Mc Farland. Para llegar al inóculo adecuado, en cada caso se empleó como diluyente CAMHB. El número de colonias en CAMHB se estimó usando la técnica de dilución seriada de acuerdo a recomendaciones del CLSI 2006 (Clinical Laboratory Standards Institute) (23).

Susceptibilidad bacteriana evaluada por el método de difusión en agar
Tres mL de medio BHI que contenía 0,6% de agar se inocularon con 30 µL de cada suspensión bacteriana (105 bacterias/mL). Se distribuyó sobre placas de Petri de 9 cm de diámetro con 10 mL de agar Müller Hinton (AMH). Se realizaron cuatro perforaciones con sacabocados de 5 mm de diámetro y se cargaron con cantidades crecientes de cada fitocomplejo (hasta 400 µg de compuestos fenólicos). Se realizaron controles con antibióticos comerciales: imipenem, meropenem, cefotaxima, ceftazidina, vancomicina, oxacilina, ampicilina, gentamicina, penicilina. Las placas se incubaron aeróbicamente a 35 °C durante 16-20 horas.
La actividad antibacteriana fue determinada como la media del diámetro de inhibición producido alrededor de cada perforación o disco. Todos los ensayos fueron realizados por triplicado.

Ensayos bioautográficos
Se sembraron 20 µg de compuestos fenólicos de cada uno de los extractos en placas de Sílica gel 60 F-254 (0,2 mm, Merck). Se utilizó como fase móvil cloroformo: metanol, 9:1 v/v. Dos mililitros de infusión cerebro-corazón que contenía 0. 6% de agar inoculado con 105 unidades formadoras de colonias/mL (UFC/mL), de Pseudomonas aeruginosa (F305) se dispersaron sobre la placa de sílica gel. Las placas se incubaron a 35 °C durante 16-20 h. Transcurrido este tiempo las placas se rociaron con una solución de MTT, 2,5 mg de 3-(4,5 dimetiltiazol-2il)-2,5-difenil tetrazolio en 1 mL de tampón de fosfato de sodio 10 mM, pH 7, que contenía NaCl 0,15 M. Se incubaron las placas a 35 °C durante 1 h en la oscuridad. Se evaluó la viabilidad celular mediante la reducción de la sal de tetrazolio en azul de formazán observándose áreas de inhibición del crecimiento bacteriano de color amarillo sobre un fondo azul (24).

Determinación de la concentración inhibitoria mínima (CIM) y la concentración bactericida mínima (CBM) Método de macrodilución seriada en agar
Se realizaron diluciones en etanol 96° de cada extracto (volumen final de 1 mL). Se agregaron 9 mL de medio AMH llegando a una concentración final de 25 a 1. 000 µg de compuestos fenólicos/mL. Se homogenizó la mezcla y se colocó en placas de Petri de 9 cm de diámetro. Cada placa fue inoculada con 2 µL de suspensión bacteriana (105 UFC) e incubada aeróbicamente durante 16-20 h a 35 °C. Se incluyó en cada tratamiento un control de crecimiento bacteriano y un control negativo de etanol 96°.
La concentración inhibitoria mínima (CIM) del desarrollo bacteriano se consideró como la mínima concentración de extracto, en equivalentes de compuestos fenólicos, necesaria para inhibir el crecimiento bacteriano.
Se determinaron los valores de CIM para levofloxacina, piperacilina/tazobactam, imipenem, meropenem, ceftriaxona, cefotaxima, ceftazdina, cefuroxima, cefepima, amikacina y ampicilina/sulbactam para bacterias gram negativas. Cada tratamiento fue realizado por triplicado. Los agentes antimicrobianos fueron de Sigma Chemical (EE. UU. ) y Laboratorio Britania S.A. (Argentina).

Método de microdilución seriada en medio líquido
Por el método de microdilución en medio líquido se determinaron los valores de CIM y CBM de los fitocomplejos en estudio contra los organismos de prueba, siguiendo recomendaciones del CLSI 2006 (Clinical Laboratory Standards Institute) (23).
Los extractos fueron transferidos a pocillos de policubetas estériles de modo de obtener una dilución seriada al doble (25 a 1. 000 µg de compuestos fenólicos/mL). Cien µL de cada suspensión bacteriana (5. 105 UFC) se colocaron en cada uno de los pocillos. Se realizaron controles de esterilidad, viabilidad bacteriana, controles positivos con los agentes antimicrobianos comerciales y controles negativos.
Las placas se incubaron aeróbicamente a 35 °C durante 16-20 h. Al término de la incubación, el crecimiento bacteriano fue evaluado espectrofotométricamente midiendo los valores de absorbancia a 625 nm mediante un lector de ELISA (BioRad).
La CIM se consideró como la menor concentración de extracto necesaria para inhibir el crecimiento a un nivel <0,05 a 625 nm (ningún crecimiento visible macroscópicamente).
Para determinar los valores de CBM se tomaron 10 µL de cada pocillo de la microplaca sin crecimiento visible y se transfirieron a placas que contenían 15 mL de MHA las que se incubaron 16-20 h a 35 °C.
La CBM se consideró como la menor concentración necesaria para producir la muerte del 99,9% de las bacterias.
Los valores de CIM fueron determinados para levofloxacina, piperacilina/tazobactan, imipenem, meropenem, ceftriaxona, cefotaxima, ceftazidima, cefuroxima, cefepima, amikacina y ampicilina/sulbactan frente a bacterias gram negativas.

Análisis estadístico
Los datos fueron analizados utilizando el programa estadístico SPSS 7. 5 para Windows. Los resultados se expresaron como medias ± desviación estándar.

RESULTADOS

La Tabla I resume los datos etno-botánicos de las diez especies de plantas medicinales recolectadas en dos ambientes fitogeográficos de Tucumán. Estas especies, en general, son utilizadas popularmente como antisépticos y antiinflamatorios. Las especies vegetales fueron extraídas con etanol 96°. Los análisis fitoquímicos revelaron que estas especies presentan un elevado contenido de compuestos fenólicos, principalmente flavonoides, y no contienen alcaloides.

Tabla I. Usos populares de las plantas medicinales estudiadas.

Actividad antibacteriana
Se utilizaron bacterias gram negativas multirresistentes aisladas de muestras de líquido cefalorraquídeo, lavado broncoalveolar, herida de sitio quirúrgico, catéteres, sangre y orina de pacientes del Hospital de Clínicas "Dr. Nicolás Avellaneda", Tucumán, Argentina. Las cepas aisladas incluyen K. Pneumoniae, cefotaxima resistente (CIM igual o mayor a 124 µg/mL);
E. Cloacae, E. Coli, S. Marcescens, cefotaxima resistente (CIM igual o mayor a 64 µg/mL); P. Aeruginosa y A. Baumanii ceftazidima resistente (CIMs igual o mayor a 32 µg/mL). Imipenem y meropenem fueron efectivos frente a enterobacterias cefotaxima resistentes (más del 90% de los aislamientos fueron susceptibles). Por otro lado, meropenem (carbapenem) mostró una limitada actividad frente a cepas ceftazidima resistente ( Tabla II ). P. Aeruginosa F 305 fueron resistentes a imipenen y sensible a meropenem.
A concentraciones de 400 µg/mL, L. Divaricata , L. Cuneifolia y S. Aphylla mostraron actividad contra todas las cepas de bacterias gram negativas ensayadas mediante ensayos de difusión en agar. E. Crista-galli , D. Diacanthoides , P. Dioica , P. Cynanchoide , P. Americana , S. Molle , S. Pinnata , y S. Chilensis fueron activas contra algunas de las cepas ensayadas ( Tabla III ). Los diámetros de los halos de inhibición de los extractos más activos ( L. Divaricata , L. Cuneifolia , P. Cynanchoides , S. Chilensis y S. Aphylla ) estuvieron en el rango de 1,5 a 2,5 cm. L. Divaricata , L. Cuneifolia y S. Aphylla presentaron valores de CIM  200 µg/mL ( Tabla IV ). P. Mirabilis , A. Baumanni y S. Maltophilia fueron las más susceptibles, con valores de CIM entre 25 y 50 µg/mL seguido por P. Aeruginosa con valores de CIM de 50 a 100 µg/mL.
P. Cynanchoides resultó activo contra todas las bacterias analizadas con valores de CIM de 400 µg/mL, excepto sobre K. Pneumoniae , mientras que S. Chilensis tuvo actividad contra todas las bacterias ensayadas (valores de CIM de 200 a 600 µg/mL) excepto sobre E. Coli y S. Marcescens . En todos los casos, los valores de CBM fueron similares o dos veces superiores a los valores de CIM.
Las bioautografías de contacto indicaron que los extractos totales de las tres especies más activas presentan al menos dos compuestos químicos con capacidad antibiótica. Las bandas de inhibición del crecimiento microbiano son coincidentes con los valores de Rf obtenidos en los ensayos fitoquímicos para los polifenoles ( Fig.1 ).

Tabla II. Caracterización de las cepas bacterianas utilizadas para realizar los ensayos.

Tabla III. Actividad antibacteriana de extractos de plantas medicinales argentinas
mediante método de difusión en agar.

Tabla IV. CIM (µg/mL). Efecto de extractos de plantas medicinales argentinas sobre el crecimiento de bacterias patógenas humanas aisladas de pacientes del Hospital de Clínicas "Dr. Nicolás Avellaneda" así como cepas de referencia.

DISCUSIÓN Y CONCLUSIONES

S. Aphylla , L. Divaricata y L. Cuneifolia son especies ampliamente distribuidas en regiones áridas y semiáridas de la Argentina. Son utilizadas en medicina popular argentina como anti-inflamatorios, vulnerarios, antirreumáticos y emenagogos. En trabajos previos se ha demostrado que el extracto acuoso de Larrea divaricata tiene actividad antiproliferativa (25-27) y antimicrobiana sobre bacterias gram positivas (28). Por otro lado, extractos alcohólicos de L. Cuneifolia , y L. Divaricata presentan actividad antifúngica (29) y antibacteriana contra bacterias gram positivas (30). No existen antecedentes acerca de la composición química ni sobre las potencialidades medicinales de S. Aphylla . Los resultados obtenidos en este trabajo revelan una marcada actividad sobre bacterias gram negativas multirresistentes. Aunque los valores de CIM son altos comparados a los antibióticos comerciales, los resultados obtenidos resultan interesantes ya que se ensayó el extracto total y no los compuestos puros (31).
Los efectos antimicrobianos obtenidos son altamente reproducibles y los compuestos químicos responsables parecen ser químicamente estables ya que el efecto se mantiene en el tiempo. Por otro lado, se demostró que 20 µg de compuestos fenólicos separados por TLC son suficientes para inhibir el crecimiento de P. Aeruginosa y K. Pneumoniae . Se están realizando investigaciones para purificar los principios activos.

Agradecimientos

Los autores agradecen al Consejo de Investigación de la Universidad Nacional de Tucumán, Argentina (CIUNT), Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Técnicas, Argentina (CONICET) y Agencia Nacional de Promoción Científica y Tecnológica (ANPCyT) por el financiamiento de este trabajo de investigación.

Correspondencia

Dra. María Inés Isla
Instituto de Estudios Vegetales.
Facultad de Bioquímica, Química y Farmacia.
Universidad Nacional de Tucumán.
Ayacucho 471
4000 - SAN MIGUEL DE TUCUMÁN. ARGENTINA
E-mail: misla@tucbbs.com.ar

Referencias bibliográficas

1. Casellas J, Visser M, Mac Dougall N. Multicenter study in southern South America of the in vitro activity of telitromycin in strains with defined resistance phenotypes isolates from community acquired respiratory infections. Rev Esp Quimioter 2001; 14 (3): 269-74.
2. Caceres A, Lopez B, González S, Berger I, Tada I, Maki J. Plants used in Guatemala for the treatment of protozoal infections. I- Screening of activity to bacteria, fungi and american trypanosomas of 13 native plants. J Ethnopharmacol 1998; 62: 195-202.
3. Kelmanson JE, Jäger AK, Van Staden J. Zulu medicinal plants with antibacterial activity. J Ethnopharmacol 2000; 69: 241-6.
4. Meng JC, Zhu QX, Tan RX. New antimicrobial mono-and sesquiterpenes from Soroseris hookeriana subsp. Erysimoides. Planta Med 2000; 66: 541-4.
5- Nostro A, Germano MP, D'Angelo V, Marino A, Cannatelli MA. Extraction methods and bioautography for evaluation of medicinal plant microbial activity. Lett Appl Microbiol 2000; 30: 379-84.
6. Ali NAA, Julich WD, Kusnick C, Lindequist U. Antimicrobial and phytochemical studies on 45 Indian medicinal plants against multi-drug resistant human pathogens. J Ethnopharmacol 2001; 74: 113-23.
7. Scrinivasan D, Nathan S, Suresh T, Perumalsamy O. Antimicrobial activity of certain Indian medicinal plants used in folkloric medicine. J Ethnopharmacol 2001; 74: 217-20.
8. Salvat A, Antonnacci L, Fortunato RH, Suarez EY, Godoy HM. Screening of some plants from Northern Argentina for their antimicrobial activity. Lett Appl Microbiol 2001; 32: 293-7.
9. Masika PJ, Afolayan AJ. Antimicrobial activity of some plants used for the treatment of livestock disease in the Eastern Cape, South Africa. J Ethnopharmacol 2002; 83: 129-34.
10. Ordóñez A, Cudmani N, Gómez J, Vattuone M, Isla M. Antimicrobial activity of nine extracts of Sechium edule (Jacq. ) Swartz. Microb Ecol Health D 2003; 15 (1): 33-9.
11. Arias ME, Gómez JD, Cudmani NM, Vattuone MA, Isla MI. Antibacterial activity of ethanolic and aqueous extract of Acacia aroma Gill. Ex Hook et Arn. Life Sci 2004; 75(2): 191-202.
12. Daud A, Gallo A, Sánchez Riera A. Antimicrobial properties of Phrygilanthus acutifolius. J Ethnopharmacol 2005; 99: 193-7.
13. Zampini IC, Vattuone MA, Isla M. Antibacterial activity of Zuccagnia punctata Cav. Ethanolic extracts. J Ethnopharmacol 2005; 102: 450-6.
14. Ratera EL, Ratera MO. Plantas de la flora Argentina empleadas en medicina popular. Buenos Aires: Hemisferio Sur SA; 1980.p. 189.
15. Toursarkissian M. Plantas medicinales de la Argentina. Buenos Aires: Hemisferio Sur SA; 1980.
16. Alonso JR. Tratado de Fitomedicina. Bases Clínicas y Farmacológicas. Buenos Aires: ISIS S.R.L; 1998.
17. Farmacopea Nacional Argentina. Codex Medicamentarius Argentino. 6a ed. Buenos Aires: Editorial Codex S.A. ; 1978.
18. Singleton VL, Orthofer R, Lamuela-Raventos RM. Analysis of total phenols and other oxidation substrates and antioxidants by means of Folin Ciocalteu reagent. Meth Enzymol 1999; 299: 152-78.
19. Woisky RG, Salatino A. Analysis of propolis: some parameters and procedures for chemical quality control. J Apicultural Res1998; 37: 99-105.
20. Wagner H, Bladt S, Zgainsky E. Plant Drug Analysis: A Thin Layer Chromatography. Berlín: Springer; 1984.
21. Krebs K, Heusser D, Wimmer H. En: Stahl E, editors. Spray Reagents in Layer Chromatography a Laboratory Handbook. Berlín: Springer-Verlag; 1969.p. 854-905.
22. Murray PR, Baron EJ, Faller MA, Tenover FC, Yolken RH. Manual of Clinical Microbiology, 7th ed. Washington, DC: ASM; 1999.
23. Clinical and laboratory Standards Institute. Performance Standards for Antimicrobial Susceptibility Testing; Seventeenth Informational Supplement M100-S17 Wayne, USA. 2006.
24. Nieva Moreno MI, Isla MI, Cudmani NG, Vattuone MA, Sampietro AR. Screening of antibacterial activity of Amaicha del Valle (Tucumán, Argentina) propolis. J Ethnopharmacol 1999; 68: 97-102.
25. Anesini C, Genaro A, Cremashi G, Zubillaga M, Boccio J, Sterin-Borda L, et al . In vivo and in vitro antitumoral action of Larrea divaricata Cav. Acta Physiol Pharmacol Ther Latinoam 1996; 46: 33-40.
26. Anesini C, Genaro A, Cremashi G, Sterin Borda L, Borda E. Antimitogenic effect of Larrea divaricata Cav: participation in arachidonate metabolism. Comparative Biochemistry and Physiology. Part C: Pharmacol Toxicol Endocrinol 1999; 122: 245-52.
27. Anesini C, Ferraro G, Lapez P, Borda E. Different intracellular signals coupled to the antiproliferative actino of aqueous crude extract from Larrea divaricata Cav. And nor-dihydroguaiaretic acid on a lymphoma cell line. Phytomedicine 2001; 8: 1-7.
28. Anesini C, Perez C. Screening of plant used in Argentine folk medicine for antimicrobial activity. J Ethno-
pharmacol 1993; 39: 119-28.
29. Quiroga EN, Sampietro AR, Vattuone MA. Screening antifungal activities of selected medicinal plants. J Ethnopharmacol 2001; 74: 89-96.
30. Amani SM, Isla MI, Vattuone MA, Poch MP, Cudmani NG, Sampietro AR. Antimicrobial activities in some Argentine medicinal plants. Acta Horticultura 1998; 501: 115-22.
31. Rios JL, Recio MC, Villar A. Screening methods for natural products with antimicrobial activity: a review of a literature. J Ethnopharmacol 1998; 23: 127-49.

Aceptado para su publicación el 18 de mayo de 2007

Luis Arturo Ayarza Aguirre
Lic en biologia, msc bioquimic univer...
Escrito por Luis Arturo Ayarza Aguirre
el 21/07/2012

Muy pronto hablaremnos de los flavonoides y del curso de frutoterapia.