En este grupo En todos

Grupo de Dirección y gerencia



Humildad

Marco Antonio
Contador público - auditor universidad...
Escrito por Marco Antonio Barahona G.
el 23/10/2018

Humildad…

Todos hemos sentido y tenido miedo alguna vez o que nos hagan daño. De hecho, mostrar nuestro lado más frágil, nuestra debilidades hay quienes lo puede considerar como un error, por eso nos protegemos con la coraza del orgullo (soberbia).

Por eso, ser humildes es una virtud que hoy escasea en nuestro mundo, por ello, debemos aprender mucho más de la humildad partiendo desde nuestros hogares pasando por la formación primaria, técnica y profesional, sin dejar de lado tus creencias - religión, donde la verdad es poco o nada lo que te enseñan del tema, más bien en muchos de ellos solo te enseña a triunfar, el cómo no importa. La gran pregunta es qué pasa con aquellos que fracasan en parte.

Si reflexionamos o mejor aún si hacemos un parale en nuestras agitadas vidas y generamos una limpieza nos deshacemos de nuestro orgullo (soberbia), la verdad es que empezaremos a vivir la humildad, la que por consecuencia nos brindara beneficios para el desarrollo personal. Implica la posibilidad de aprender de los demás, y en consecuencia a aprender más cosas en la vida, generando la comunicación, comunión y mejores relaciones con los demás dejando de lado la arrogancia o la envidia.

Cómo ser humilde y sencillo

La verdad no es fácil, todos los días uno debe tratar de cultivarlo para no desviarse, recuerda el mundo hoy por hoy nos proporciona muchos escenarios donde solo tú debes discernir… pero una vez que tu adquieras la humidad sabrás el momento justo en que debes emprender el vuelo, tu camino en tu vida o cuando parar si estas equivocado, teniendo la certeza de un mayor éxito.

¿Ser humilde es vivir una vida plena, cómo?

a. - Aprende a reconocer tus errores

Haber nuestra condición de humanos es que siempre cometemos errores o nos equivocamos.

Hay muchas cosas que se nos dan bien u otras tantas en las que no somos tan afortunados o diestros.

Revisamos lo señalado anteriormente y si estás pensando que a ti todo te sale bien, empieza a pensar que ser más humilde te puede hacerte bien.

En el otro extremo, saber que cometemos errores y que no pasa nada, es un primer paso para aprender a ser más humilde con toda certeza.

Ahora, se han fijado que existen personajes que no admiten equivocarse, estos suelen ser personas muy exigentes consigo mismas, el errar les produce ansiedad que prefieren guardarlo en vez de liberarlo. Si esto les ocurre debemos empezar a admitir nuestros errores y a aprender de ellos, algo que nos hará ser humildes de corazón y nos permitirá vivir con más calma.

b. Confianza en los demás

Haber no quisiera señalar que te vuelvas una persona confiada con todo el mundo, pero tampoco es bueno ser alguien que no confía en nadie, pues eso solo nos llevará a la soledad.

Es cierto que las relaciones humanas hacen daño en ocasiones, todo el mundo se puede equivocar, o muchos pueden jugarnos una mala pasada.

Pero, si no confiamos en nadie nunca experimentaremos el amor que se vive en una relación, y no estaremos dándonos todas las oportunidades para ser felices.

A veces ser valiente y arriesgarse es fundamental en la vida. No importa mostrarse tal y como eres, siempre que estés contento contigo mismo.

Considera que, si alguien te hace daño, el problema es más suyo que tuyo.

Por tanto, ya sabes una forma de ser más humilde es confiar en los demás.

c. Aprende del humilde

Para convertirse en una persona humilde y sencilla y adquirir esa virtud debes rodearte de personas que posean. Para ello, revisa tu círculo más cercano, reconocerás ese tipo de personalidad; los que consiguen vivir la vida de una forma que no solo les hace más feliz a los mismos, sino que también aportan algo importante a los demás.

Fíjate en estos y en cómo se toman la vida, aprende de las personas humildes y de sus valores porque así tú también lo serás.

Además, el hecho de querer aprender de otras personas te permitirá dar un primer paso hacia la humildad, reconociendo que hay formas de tu vida en las que necesitas mejorar. Querer ser humilde te hará más sabio, aprenderás, experimentarás cosas nuevas y conseguirás acercarte más a los demás.

Practica la humidad

Piensa siempre en tu familia y amigos. Mantente cerca de ellos y cuida la relación que tienes con quienes sean más cercanos. Intenta mantener la comunicación, aun si tienes que irte lejos por trabajo o para cumplir algún objetivo. Poder escuchar siempre a quienes te han acompañado a lo largo del camino, es la mejor forma de evitar salirte del camino y por supuesto, para no olvidarte de ellos.

Estar siempre dispuesto a aprender de quienes tienen más experiencia que tú. Ser humilde consiste en aceptar que, si bien puedes tener talento, eso no significa que no haya alguien mejor que tú y que ya sepa a lo que se está enfrentando. En vez de dejarte arrastrar por los celos, puedes acercarte a ese alguien y tomar las cosas de una manera más positiva. Es algo que te dejará más cerca de cumplir tus mayores sueños.

Recuerda que hasta los más grandes en algún momento tuvieron que empezar desde abajo. Si quieres llegar lejos, debes tener en claro que no lo conseguirás poniéndote exigente desde el principio. Hay pruebas muy duras a las que te debes acostumbrarte antes de que el éxito venga hasta ti. Incluso las personalidades más famosas tuvieron que pasar por numerosos obstáculos.

Agradece lo que tienes desde el principio. Uno de los mayores errores que comete la mayoría de las personas, es pensar en las cosas que quieren y podrían tener, en vez de estar agradecidos con lo que actualmente pueden disfrutar. Apuesto a que, si piensas en ello detenidamente, tú mismo te darás cuenta de que tienes mucho y no has sabido apreciarlo como corresponde, debido a que te has acostumbrado a ello. Pero si te llegara a faltar, seguro que lo harías.

Acepta que no eres mejor que los demás solo por el simple hecho de creerlo. Todos queremos sentirnos superiores en un aspecto u otro. Es un sentimiento que prácticamente forma parte de todo ser humano. Pero comprender que esto no es cierto, te ayuda a poner las cosas en perspectiva e incluso puede convertirte en un gran líder, que siempre se preocupa por los demás antes de pensar en su propio beneficio.

Ten presente que todos necesitan ayuda. Ciertamente ser independiente es algo que no le hace daño a nadie, pero eso no quiere decir que no puedas recibir algo de apoyo de vez en cuando. Negarte a esto solo logrará que te cierres a quienes en verdad te tienen aprecio y encontrar a alguien con buenas intenciones, es tener mucha más suerte de la que piensas. ¿Por qué desperdiciar ese tipo de oportunidades?

Como ya ves, tener un poco de humildad en verdad puede hacer la diferencia en muchas de tus decisiones, así como convertirte en la persona que siempre has querido ser.

El reflexionar acerca de cómo ser humilde, es algo que te puede ayudar enormemente en la vida. No olvides que, para alcanzar el éxito, además de trabajo duro y constancia, también debes adoptar la mejor actitud.

Esperando que les sirva, que estén bien, sean creyentes o no que nuestro señor los acompañe hoy y siempre, les aliviane la carga como la cruz que cada uno lleva.

Atte.,

Marco Barahona G.


Fuente: (Google) definición de orgullo; Feliciteca. Com; refugiodelalma. Com; es.wikihow.com