En este grupo En todos

Foro de Medicina general



El sueño, la muerte, y la Biblia.

Javier
71-72 instituto goya (zaragoza)
Escrito por Javier Rubio Ortín
el 16/06/2011

El sueño, la muerte, y la Biblia.

El argumento general, de toda la Biblia, solo consiste, en la historia, del rescate-salvación-liberación de la muerte, y la, redención-santificación-finalización definitiva del mal, sufrida, de las vidas, perdidas, o extraviadas, lamentablemente, desde hace diez mil años, en las cuevas y cavernas, del mundo (Planeta Tierra-Vigilia-Demonio), de unos cosmonautas del Dios Trinidad (Los Atlantes), viajeros, todos ellos, de un viaje cósmico, engañado, o timado, de ida y vuelta, entre el Reino de los cielos, y el límite visitable, por las personas, de la Creación, realizado, por medio de los Carros de fuego, Nubes, u ovnis tetraédricos.

Y por tanto, la Biblia, si estuviera bien traducida, o genuinamente traducida, por sus traductores humanos, debería de consistir, solamente, en la conversión progresiva, de todas las muertes, de todos los habitantes del mundo, por las conciliaciones, de sus sueños eternos, en el Reino de los cielos, el Cielo, y la Eternidad, completamente vivas, o sin cadáveres humanos, de por medio.

Y si esto, no se hace manifiesto, al leer la Biblia, es debido, a que el traductor humano, de la Biblia, donde debería haber escrito, realmente: “Conciliación del sueño eterno, sana y salva (Sin cadáver humano, de por medio), por parte de una o varias personas”, simplificando el asunto, con su ignorancia, escribió, en su lugar: “La muerte, de una o varias personas, con cadáveres”

Ejemplo:

El caso, de Job.

Traducción, correcta, de la Biblia: “Y Job, después de terminar de cumplir, su redención o santificación sufrida, entera, concilió el sueño eterno, completamente sano ya salvo, y sin ningún cadáver suyo, de por medio”

Traducción, incorrecta, de la Biblia,: “Y Job, después de redimirse, completamente, murió, dejando un cadáver suyo, en el mundo”

……………………………………..