En este grupo En todos

Grupo de La Tierra, el lar de la familia



EL AMOR ES IMPRESCINDIBLE PARA UN NIÑO

EDGAR
Humanidades y educacion universidad de...
Escrito por Edgar Carrillo
el 29/05/2012

Cuando un niño recibe amor desde la infancia, dará amor cuando sea adulto. El amor es la mejor fuerza para la formación de su vida física y espiritual.


El compartir
Los hombres dedicados a la ciencia han eludido hace poco tiempo que el amor es el primer factor para la felicidad y ese deberá ser desde la infancia. Los problemas en la actualidad en los jóvenes son mentales debido a que carecen de amor y disciplina. En la actualidad es un hecho que el amor constituye por encima de todo.

La persona que ha crecido con falta de cariño las consecuencias en la edad adula es enorme, en la formación de la personalidad y la conducta en la sociedad.

Los criminales, delincuentes, neuróticas, sicopáticas, antisociales y otras, pueden atribuirse a la falta de amor, el rechazo de la madre puede ser el causante de todos estos detonantes psicológicos.

Los niños construyen su imagen de la sociedad basada por las experiencias con la madre según la conducta de la madre (el amor que le dé) DE ESA MANERA CRESERA VIENDO UN MUNDO CON CARIÑO Y RESPETO O INDIFERENTE.

El niño que ha crecido con amor y cariño, aprende a amar y dar amor. De esa manera los niños que carecen de amor es difícil comprender el significado y aun más dar amor a los que le rodean.

El amor enriquece la vida tanto de quien lo recibe o de quien lo otorga. Y desafortunadamente el mundo carece cada día más del sentimiento AMOR. Este sentimiento es firme disciplinado y no hay sustituto para el amor, ya que nunca perjudica, no corrompe, y solo hace beneficio al mundo.

Querido lector. Note usted por favor las diferencias de los niños en las imágenes.

  1. Es un niño feliz se le puede notar, mientras la imagen.
  2. Muestra un niño triste y con dolor espiritual, como padre tienes la elección de qué hijo quieres tener feliz o infeliz.

El amor y la vida son la misma esencia ya que nuestro sistema de vida requiere de amor.

Si tenemos amor seremos capaces de triunfar y ser mejores seres humanos, da amor para que lo recibas, hace falta en nuestro planeta. Si queremos cambios empecemos por nosotros mismos.



No hay nada mas bonito en la vida que ver la sonrisa de un niño..


esa imagen de abajo me duele solo con mirarla nunca deberia de esistir una lagrima en el rostro de un niño..


DE LA RED

Edgar Carrillo
Humanidades y educacion universidad de...
Escrito por Edgar Carrillo
el 01/06/2012

El niño desde que está en el vientre en forma de feto, necesita estimulación y muchas demostraciones de amor para que nazca ya con la sensación de que se le quiere y se espera con ansiedad.

Edgar Carrillo
Humanidades y educacion universidad de...
Escrito por Edgar Carrillo
el 01/06/2012

¡Qué hermosa es la literatura infantíl!

No solo creo, sino que estoy seguro que todos los seres humanos, durante su infancia, por lo menos fueron dormidos con una "canción de cuna", o un sutil "a la rro rro niñ@", o tuvo la oportunidad de divertirse cantando alguna "ronda"..

Edgar Carrillo
Humanidades y educacion universidad de...
Escrito por Edgar Carrillo
el 01/06/2012
14 Maneras de demostrarle amor a tus hijos
Los que siguen son consejos de la Academia Estadounidense de Pediatría (AAP) que aprovecho a difundir a proposito del día de San Valentín:



1) Use muchas palabras positivas con su hijo. Procure no usar sarcasmo con su hijo. Los niños a menudo no lo entienden, y si lo hacen, crea una interacción negativa.


2) Responda con prontitud y de manera amorosa a las necesidades físicas y emocionales de su hijo, y elimine desaires del vocabulario que usa con sus hijos.


3) Haga un esfuerzo adicional para poner un buen ejemplo en el hogar y en público. Use palabras como "lo siento", "por favor", y "gracias".


4) Cuando su hijo esté enojado, discuta o esté de mal humor, déle un abrazo, acarícielo, o hágale un signo secreto u otro gesto de afecto que él prefiera, y hable con él acerca de sus sentimientos.


5) Use formas no violentas de disciplina. Los padres deben instituir tanto recompensas como restricciones muchos años antes de la adolescencia para ayudar a prevenir problemas durante los años de la adolescencia. Permitir a niños de cualquier edad romper constantemente reglas importantes sin ser disciplinados sólo estimula más violaciones de reglas.


6) Haga planes para pasar tiempo solo con su hijo de corta edad o adolescente haciendo algo que él disfrute.


7) Marque noches de juego de la familia en su calendario de modo que toda la familia pueda estar junta. Coloque el nombre de un diferente miembro de la familia bajo cada fecha, y haga que esa persona elija cuál juego se jugará esa noche.

8) El tener un animal de compañía puede hacer que los niños, en especial los que tienen enfermedades y minusvalideces crónicas, se sientan mejor al estimular la actividad física, mejorar su actitud general, y ofrecer compañía constante.


9) Una de las mejores maneras de familiarizar a su hijo con buenas elecciones de alimentos es estimularlo para que cocine con usted. Permítale participar en todo el proceso, desde planear los menús, adquirir los ingredientes, hasta preparar los alimentos y servirlos.


10) Conforme su hija crezca, pasará la mayor parte de su tiempo desarrollando y refinando diversas habilidades en todas las áreas de su vida. Usted debe ayudarle tanto como sea posible al estimularla y proporcionarle el equipo y la instrucción que necesita.


11) La salud de su hijo depende mucho del cuidado y la guía que usted le ofrezca durante sus primeros años. Usted ayuda a proteger y fortalecer el cuerpo de su hijo al llevarlo al doctor con regularidad para consultas, mantenerlo seguro contra accidentes, proporcionarle una dieta nutritiva, y estimular el ejercicio durante toda la niñez.


12) Ayude a su hijo a fomentar relaciones positivas con amigos, hermanos, y miembros de la comunidad.


13) Uno de sus regalos más importantes como padre o madre es ayudar a su hijo a desarrollar autoestima. Su hijo necesita el apoyo y estímulo constantes de usted para descubrir sus puntos fuertes. Necesita que usted crea en él conforme él aprende a creer en sí mismo. Amarlo, pasar tiempo con él, escucharlo y elogiar sus logros son parte de este proceso.


14) ¡No olvide decir, "te quiero" a niños de todas las edades!

DE LA RED

Mayela Rodriguez Ordoñez
Licenciada en educación--- magister en...
Escrito por Mayela Rodriguez Ordoñez
el 01/06/2012

Gracias Edgar, Hermoso debate... SI muy cierto,es medular el Amor para un desarrollo sano y equilibrado en un niño. El amor activa y ejecuta funciones vitales de carácter biológico,psicológico y emocional. Creo que el Amor como sentimiento llena de significado la existencia. En tal sentido,es vital recibirlo desde la concepción. Un Amor sano y equilibrado en un niño, le dará la oportunidad de una existencia feliz... Saludos Amigo.


Edgar Carrillo
Humanidades y educacion universidad de...
Escrito por Edgar Carrillo
el 01/06/2012

Hola Mayela, gracias por comparir tu mensaje.

Si hay que amar a los niños pues....

Hay 3 cosas que los ninos pueden enseñar a los adultos: a estar siempre contentos sin un motivo aparente, a estar siempre ocupado en algo y a exigir con todas sus fuerzas algo
Paulo Coelho
Christiane ,
Escrito por Christiane ,
el 01/06/2012

A veces tambien ,la gente alrededor puede compensar ,por las faltas parentales , no es lo mismo pero es mejor que nada.


Edgar Carrillo
Humanidades y educacion universidad de...
Escrito por Edgar Carrillo
el 01/06/2012

Hola Christiane, cierto, gracias por tu mensaje

Las personas grandes nunca comprenden nada por sí solas y es muy aburrido para los niños tener que darles una y otra vez explicaciones.

Antoine De Saint Exupery

Edgar Carrillo
Humanidades y educacion universidad de...
Escrito por Edgar Carrillo
el 01/06/2012

Arenero
Juan José Morosoli ( uruguayo)

¡Estas arenas del Santa Lucía sí que son arenas!... ¿Y las aguas? Andan siempre entre las piedras. No conocen el barro...

Además dan de beber a una ciudad. Perico deseaba irse un día aguas abajo y conocer bien el río. Lo que se dice bien. Porque un río debe tener cosas para ver que no se acaban nunca. Lo piensa ahora que está paleando arena, llenando la carreta para ir al pueblo.

En el cauce lento se levanta una suave niebla. Los bueyes alientan un vaho que asciende en la amanecida. El fueguito carrero calienta la pava ennegrecida. Vuelan rectos hacia el cielo los aguateros, y las tijeretas, cortando con golpes de cola las últimas estrellas.

—Hay arena más fina en el mar —le dije un día.

¿El mar? El no lo había visto. Pero conocía a un hombre que viajó por él. Nunca le había hablado de las arenas del mar.

Le llevé un puñado un día.

La miró y dijo simplemente:

-Esto no es arena. Es polvo. No ensucia las manos pero no es arena. Arena es esto!

Levantó del río un puñado, la extendió en la palma de la mano:

—Se puede poner en la boca. Es dulce y fresca.

Paleaba y paleaba Perico. La mañana comenzaba a levantar árboles contra el sol que estaba creciendo tras el bosque.

El mar sería lindo. Pero no tenía árboles. Los barcos no eran sino carretas. No necesitaban caminos para viajar. Y terminaba:

—Mi padre, que era carrero, iba así por los campos. Las estrellas lo guiaban. El será arenero toda la vida. Le gusta mucho el río, las arenas, los árboles. Cuando a uno le gusta una cosa y puede serlo no precisa más...

—Todo es lindo. La mañana y la tarde... ¿Y el mediodía? Guardar bajo las arenas una sandía, y luego partirla, y comerla y beberla mientras arden las cigarras en el talar crespo y gris.

— ¿Y la noche? Hay un rato que el río no canta. Oye.

—Creo que el agua se queda quieta y no va a ningún lado. Oír esto es lindo. Es más lindo que oír los ruidos.

—Claro, oír el silencio tiene que ser lindo.

—Y sacar arena de donde se debe sacar. No es cuestión de sacar y sacar. No. Hay que sacar la que el río no necesita. Y para esto hay que conocer bien el río, que es una cosa viva y está en su cauce como un cuerpo vivo en el aire, y se va por donde necesita ir.

Y Perico hace en la vida lo que desea hacer. Va por ella como un río por la tierra. Cumple su misión con respeto de sacerdote por su religión. Pero él no sabe esto. Lo hace así porque él también tiene arena dulce y rubia en el fondo. Perico es como un río


Gladys
Escrito por Gladys
el 01/06/2012

Gracias Edgar por invitarme a este lindo e interesante debate.

La experiencia temprana del amor y aceptación es entonces fundamental para el desarrollo de la identidad y el aprendizaje de formas de relación de la persona, la relación de los primeros años del pequeño tiende por lo general a proveer de un substrato básico de confianza y relaciones positivas del niño con su mundo.

Gladys
Escrito por Gladys
el 01/06/2012

La primera infancia es el período en el cual los seres humanos aprenden y se desarrollan más rápidamente, por lo que resulta necesario que los niños sean cuidados con mucho afecto, cuidados, atención y con una adecuada estimulación, además de buena alimentación para facilitar un mayor crecimiento y mejor desarrollo en esta temprana etapa que influirá por el resto de la vida.

El juego forma parte fundamental de este período y tiene una influencia directa en la constitución subjetiva del niño, por lo se debe tener muy en cuenta al momento de la crianza de nuestros hijos. Es necesario impulsar y propiciar el juego en los niños.

Edgar Carrillo
Humanidades y educacion universidad de...
Escrito por Edgar Carrillo
el 01/06/2012

Si Gladys, tienes razón, Gracias.

mi vida tiene un objetivo adicional como docente y humano, los niños son aquellos seres a quienes debemos formar de la mejor manera que podamos, y que nunca les demos malos ejemplos , que siempre tengamos los mejores esfuerzos para darles lo mejor de nuestras experiencias en esta vida.


Paula De La Luz Vazquez
Licenciatura en econòmia universidad a...
Escrito por Paula De La Luz Vazquez
el 01/06/2012

Hola es genial lo que compartes con nosotros, en esta pagina.
Recibe un abrazo.

Edgar Carrillo
Humanidades y educacion universidad de...
Escrito por Edgar Carrillo
el 01/06/2012

Hola Paula, Gracias por estar.

El enseñar a los niños a querer a sus padres y hermanos y a ser respetuosos con sus superiores, hecha los cimientos de correctas actitudes mentales y morales para llegar a ser buenos ciudadanos.

Confucio

Edgar Carrillo
Humanidades y educacion universidad de...
Escrito por Edgar Carrillo
el 01/06/2012

a todos y a todas.

Edgar Carrillo
Humanidades y educacion universidad de...
Escrito por Edgar Carrillo
el 01/06/2012

los cifras para novio

Dra.
Escrito por Dra.
el 01/06/2012

La Familia es la Escuela del Amor Todos tenemos el deseo innato de amar y ser amados. Los poetas escriben sobre el amor, los cantantes cantan canciones de amor y todos siempre pensamos y soñamos con el amor. El amor es la fuerza más grande y poderosa en el universo y la fuente de la vida y la felicidad.

Directa o indirectamente, buscamos alegría y felicidad a través de la experiencia del amor. Para ser felices necesitamos de una relación con algo o alguien. Sólo cuando tenemos relaciones armoniosas de amor verdadero con los demás sentimos felicidad duradera. La conclusión es que el amor es lo más precioso en la vida. Ninguna suma de dinero, poder o conocimientos puede igualarse al infinito poder del amor verdadero. No importa cuanto tiempo vivimos, nuestra existencia biológica no tiene valor a menos que experimentemos el amor. ¿Vivimos los hombres y las mujeres con el propósito de comer tres veces por día y dormir ocho horas cada noche? Definitivamente no, vivimos para el éxtasis y el cumplimiento del amor.

¿Donde encontramos la institución que nos enseñe sobre el amor? La respuesta obvia debe de ser: La familia. La familia es la escuela del amor y el lugar de entrenamiento para la realización del verdadero amor.

En la familia, cada uno crece, aprende y experimenta los ilimitados reinos del amor: Primero, el amor filial hacia nuestros padres, luego el amor entre hermanos y hermanas, después el amor conyugal con nuestra pareja, y finalmente el amor paternal hacia nuestros propios hijos e hijas. Cuando aprendemos y experimentamos estos cuatro reinos de amor en nuestro corazón, nos graduamos en esta escuela del amor. A través de este proceso nos preparamos para señorear todas las complejas relaciones de la sociedad en general. Debido a que somos diferentes de los animales, los seres humanos tenemos pocos instintos que nos guían. Aprendemos cómo amar y vivir, básicamente de nuestra familia y cultura. Por esta razón, es esencial establecer verdaderos patrones de comportamiento en nuestras familias para que luego modelen constructivamente la vida humana de las futuras generaciones.

De entre todas las instituciones que existen, la familia es la primera, la más básica e importante. La familia es la unidad fundamental y el elemento indispensable en la construcción de cualquier sociedad. Si no podemos lograr paz, amor y felicidad en nuestros hogares, no existirá esperanza de crear paz, amor y felicidad en la sociedad, la nación o el mundo. El propósito de nuestra existencia es la realización de este ideal de amor verdadero y felicidad en la familia, el cual se extenderá naturalmente a la sociedad. Buenas familias son elemento imprescindible para realizar una sociedad sana, prospera y feliz en cualquier parte.

Cuando observamos la familia, vemos que los padres están en la posición central. La familia se forma sobre la base del amor entre un hombre y una mujer. El amor es como el pegamento, el elemento que los une y que mantiene esa unidad. El amor de nuestros padres origina nuestra vida física y transmite el linaje. El amor y la familia son inseparables y por lo tanto es absolutamente necesario descubrir el valor y el propósito transcendental que el amor tiene en nuestras vidas. Sin lugar a dudas, el amor es una fuente de alegría y felicidad, pero cuando el amor se desvia y se mal usa, es también la fuente de los mas grandes desengaños y sufrimientos. El amor ilícito o prohibido es el principal enemigo de la familia y la causa de amargas tragedias tanto para las personas y familias involucradas como para la sociedad en general.

Se puede hacer una analogía entre el poder físico de la energía atómica y el poder espiritual del amor. Si la energía atómica se usa sabiamente para propósitos pacíficos, es una fuente de prosperidad y progreso inimaginable, pero mal usada, la energía atómica se convierte en la fuerza más destructiva. En forma similar, cuando el amor se experimenta en la dirección correcta nos eleva y nos hace sentir la más grande felicidad, paz y armonía imaginables, pero si el amor se experimenta de forma inmadura o equivocada nos degrada y produce trágicos resultados, como divorcios, embarazos no deseados, abortos, incestos, violencia en el hogar, etc.

En la búsqueda de una familia estable y feliz necesitamos establecer un principio imprescindible: Las relaciones sexuales pertenecen solo al matrimonio.

Cuando observamos a los adolescentes, vemos que se están preparando para el amor tanto en lo físico como en lo espiritual. Por eso suelen ser muy románticos, idealistas, sensibles y apasionados. Son las señales de que se están abriendo a las sensaciones completas del amor en el cuerpo, la mente y el espíritu. Son como un capullo antes de abrirse. La dulzura está guardada dentro. Así pues, cada joven debería valorar y guardar cuidadosamente su pureza y virginidad como su más valiosa fortuna, así como también lograr una completa madurez física y emocional antes de ser bendecidos en matrimonio. Esa es la mejor garantía para el éxito de su futura familia. La castidad y la pureza de corazón antes del matrimonio garantizan el continuo crecimiento de nuestra personalidad y espíritu. Existe una definitiva correlación entre el desarrollo de una sexualidad sana y el crecimiento espiritual hacia una vida de integridad y rectitud como adulto. Estos elementos son necesarios para construir con éxito una unión de amor verdadero en el matrimonio. Sobre ese fundamento, hombre y mujer pueden establecer una pareja fuerte y ser padres capaces de transmitir a sus hijos una verdadera tradición de amor.

Nuestra virginidad, que representa nuestro primer y verdadero amor, es la posesión o fortuna más valiosa y sagrada que tenemos, no hay suma en dinero que la pueda comprar. Cuando la virginidad e inocencia se pierden en las circunstancias erróneas, llegan a ser irrecuperables, presentando una enorme dificultad para esa persona el continuar su crecimiento interno. Es como la fruta inmadura, que una vez arrancada del árbol, no puede colocarse de nuevo, para que siga creciendo. Por eso, cuando tenemos suficiente sensibilidad espiritual y llegamos a darnos cuenta de este hecho, es una verdadera tragedia el regalar o perder esta posesión única y sin precio en un descuidado momento de pasión o incontinencia. Esa perdida puede tener consecuencias devastadoras para nuestras futuras actitudes y comportamiento.

Desafortunadamente muchos de los programas educativos modernos de educación sexual para la juventud, presentan una mera información física (genital), centrandose fundamentalmente en los aspectos biológicos, médicos e higiénicos del sexo, con toda gama de detalles sobre todos los métodos posibles para evitar el embarazo y las enfermedades de transmisión sexual. Estas enseñanzas están a menudo desprovistas de los valores éticos y morales y fallan miserablemente en reconocer el valor verdadero y sagrado del amor y su expresión sexual. No es ninguna sorpresa, por tanto, que el resultado de este tipo de educación ha conducido a un incremento del mismísimo problema que tratan de solucionar. En lugar de enfatizar el valor de la castidad y una seria preparación para el amor y el matrimonio, estos métodos han servido en muchos casos a una abierta invitación a la experiencia sexual prematura, fomentando la actitud de que el sexo es una mera necesidad biológica y que sólo las consecuencias constituyen un problema si no se toman las medidas apropiadas.

La creciente amenaza de la epidemia del SIDA, que desafortunadamente, debido a los falsos enfoques adoptados hasta ahora, sumergirá a ciertos paises en una crisis de proporciones catastróficas, nos obliga a reflexionar y buscar honestamente las opciones para el comportamiento sexual y nos empuja a reconocer que sólo la pureza antes de casarse y la fidelidad matrimonial son el mejor y único antídoto aceptable.

El impulso sexual es la fuerza interior más poderosa. Si no somos capaces de controlarla, conquistarla y usarla en la dirección correcta, entonces será esa fuerza la que nos conquistará a nosotros. Esta es la razón por la que ha sido tan difícil para el hombre superar el deseo por el amor ilícito.

El acto del amor está destinado a ser la experiencia más hermosa, sagrada y sublime. Pero si ese acto se realiza de forma ilícita se convierte en la experiencia más sucia, degradada y vergonzosa. Por lo tanto, el amor ilícito o prohibido es también una fuerza destructiva que causa grandes frustraciones, desengaños y sufrimientos.

La corrupción sexual ha causado la caída de muchos grandes hombres y naciones a lo largo de la historia humana. Desde lo más remoto, pueblos y profetas compartieron juntos la creencia de que tarde o temprano la conducta sexual no controlada traería consigo el enojo de los dioses en forma de decadencia y autodestrucción. Las investigaciones modernas corroboran esta creencia. Arnold Toynbee, uno de los más grandes historiadores modernos escribe: "De entre las 21 civilizaciones más notables de la historia, 19 perecieron no por haber sido conquistadas, sino por la decadencia interior. " Otro historiador, el doctor J.D.Unwin de la universidad de Cambridge, hizo un estudio de ochenta civilizaciones que hubo en un período de cuatro mil años y concluyó diciendo que una sociedad o bien escoge promiscuidad sexual y degenera, o disciplina sexual y crea energía. Sigmund Freud creador del psicoanálisis expresa: "Sólo puedo decir una y otra vez -porque nunca fui capaz de descubrirlo de otro modo- que la sexualidad es la clave para el problema de la psiconeurosis y de las neurosis en general". (Tres ensayos sobre la teoría de la sexualidad).

Muchas investigaciones sociológicas y estadísticas, nos prueban que en la sociedad muchos delincuentes y criminales provienen de hogares desintegrados y que la mayor parte de los problemas de alcoholismo, drogadicción y violencia están ligados a la distorsión o falta de amor en el hogar. De hecho, donde haya homosexualidad, amor promiscuo, drogas y alcoholismo, no tiene cabida un mundo de verdadero amor. ¿Cuántos han experimentado la crueldad de la infidelidad y el divorcio? ¿Dónde está el amor en los placeres de una noche? ¿Qué podríamos decir de la pesadilla en la que viven los niños que han sido abusados sexualmente por uno de los padres? ¿Vale tanto ese amor promiscuo como la vida de un niño destrozado? La promiscuidad sexual es absolutamente contrario al ideal de la familia. El amor surge del estímulo de una emoción inmaculada, pero la promiscuidad sexual carece completamente de pureza o de verdadera emoción.

Como escribió William Graham Cole: "Los objetos robados pueden devolverse o compensarse, las mentiras pueden ser retractadas y corregidas, la envidia puede ser superada. Pero el acto sexual cometido con otra persona no puede anularse. Las relaciones mutuas sufren un cambio radical, y la pareja afectada nunca jamás volverá a ser lo que era antes. Algo indeleble les ha marcado".

En el tiempo actual, muchos problemas pueden ser eliminados gradualmente por el avance de la ciencia, la tecnología y el empleo de nuevos y más avanzados sistemas económicos, políticos y sociales. Pero, sin importar la magnitud de estos avances, observamos que cuanto más desarrollado llega a ser un país parece más incapaz de reconocer y controlar la inmoralidad sexual, el adulterio y los delitos sexuales. Tales actos inmorales casi siempre se cometen en secreto y en una sociedad libre no hay forma de prevenirlos, a menos que se eleve nuestra sensibilidad, corazón y conciencia. Simples leyes, reglamentos, castigos u otros métodos externos aceptables, prueban, tanto ahora como en el pasado, ser ineficaces para controlarlos. Como los seres humanos no podemos vivir sin experimentar el amor, si no somos capaces de vivir por las normas del amor verdadero, es evidente que la alternativa es el amor ilícito.

El hombre existe para la mujer y la mujer existe para el hombre. De manera que podemos decir que desde el mismo momento en que una persona nace, nace para su compañero o compañera. En la historia, distintos puntos de vista sobre la vida y el universo nos han presentado problemas no resueltos. La solución de estos problemas se hallará cuando un verdadero hombre y una verdadera mujer se unan con el absoluto estandard del amor verdadero, creando una unidad absoluta, debido a que ese es el propósito original de nuestras vidas y la fuente del valor absoluto.

¿En qué lugar finalmente se conectan el hombre y la mujer para la consumación de su amor? Ese lugar son los órganos sexuales. ¿De dónde se originó la humanidad? No de los ojos, no de la nariz, no de la cabeza, pero si de los lugares más sagrados: Los órganos reproductores, los órganos del amor, los órganos sexuales. Esos órganos son los palacios del amor, los lugares más importantes y sagrados, pues a través de ellos se realiza el acto del amor, a través de ellos se crea la vida y se transmite el linaje. Nuestros ideales, nuestra existencia, la vida y la felicidad, todo esta conectado a ese lugar central donde se consuma el amor.

El hombre y la mujer están hechos de tal forma que se armonizan sexualmente. El órgano sexual del hombre es propiedad de su esposa y viceversa. Marido y esposa intercambian la propiedad de sus órganos y desde ese momento hay un sólo dueño para siempre. Esta es una verdad simple y ningún poder la podrá cambiar. El problema ha surgido con la idea de que nosotros tenemos la potestad sobre nuestro órgano sexual y que tenemos el derecho de usarlo de cualquier modo que el cuerpo desea.

Sólo el marido y la esposa tienen la llave de acceso para abrir esos lugares sagrados para el cumplimiento del amor celestial. Ese acto de amor está destinado a ser la posesión mas sagrada del marido y su esposa y nunca debe profanarse permitiendo que un extraño entre y lo adultere o corrompa. Esta es la única forma correcta de comprender la relación entre marido y esposa. Una vez que el hombre y la mujer encuentran su amor verdadero, es algo eterno y permanente y no puede existir un amor alternativo.

La primera noche cuándo se comparte el primer amor, el momento cuándo marido y esposa se funden juntos en total unidad a través de un amor completo físico y espiritual, cuándo los órganos sexuales se ensamblan en armonía total - ese es el lugar y el momento donde se cumple con el propósito entero de nuestra existencia.

Hombres y mujeres tenemos los órganos sexuales para que como marido y esposa podamos unirnos, lo que supone la bendición más increíble. A través de esa unión, ellos sienten placer en el Palacio del Verdadero Amor (los órganos sexuales). Ese es el punto de comienzo de la felicidad verdadera. Ese no sólo es el momento cumbre de consumación para hombre y mujer, sino que es el punto culminante de consumación también para nuestro Creador. Ese es el comienzo de la felicidad y la esperanza, por eso debemos de restaurar y lograr ese ideal. Esa es la forma de vida que nuestro Creador concibió para cada hombre y mujer aquí en la tierra y cuándo se termina esta clase de vida en la tierra, iremos al mundo espiritual eterno. El hombre es un ser privilegiado, por ser capaz de realizar el acto del amor, una y otra vez, toda su vida y continuar después en el mundo espiritual. Las experiencias de amor con los demás son nuestro verdadero tesoro y forman nuestra personalidad, identidad y carácter. Esa es la única riqueza o posesión que podemos llevar con nosotros para siempre.

La satisfacción y realización definitivas para cualquier hombre o mujer se encuentran, sin lugar a dudas, en el verdadero amor. La relación sexual entre el marido y su esposa es el estado del amor verdadero. Esta unión está destinada a ser lo mas sublime y el valor supremo, lo más sagrado de todas las cosas santas. No existiría nada mejor. Sería la experiencia suprema, el clímax, la intoxicación y el éxtasis de la vida. El ancla que nos daría estabilidad permanente. Aunque podamos tener muchas distintas experiencias en el transcurso de la vida, siempre permaneceríamos conectados a esa ancla central. Cuando el amor de marido y esposa se consuma en este nivel tan sagrado, el marido y la mujer pueden sentirse satisfechos y realizados para siempre. Así como el hombre no puede cambiar a sus padres que le dieron nacimiento, una vez que un hombre y una mujer se casan bajo el poder absoluto del amor verdadero, no pueden separarse. Son el marido y mujer en esta tierra y también en el mundo espiritual por la eternidad. Este es el verdadero significado de la expresión "amor eterno".

El amor, la vida y el linaje están relacionados con los órganos sexuales. El vínculo del amor, la vida y linaje es lo qué da a la historia su continuidad, enlazando el pasado, el presente y el futuro.

Por esta razón, el acto del amor debería ser lo más precioso, hermoso y santo en la vida. Pero, sin embargo, es muy significativo descubrir el hecho de que constantemente durante toda la historia humana, los órganos sexuales y el acto del amor hayan sido vistos como algo sucio y vergonzoso. También es sintomático que la mayoría de los idiomas usan frecuentemente el lenguaje más obsceno y vulgar para describir los órganos sexuales y el acto del amor. Esto degrada el amor sexual, la experiencia más sublime, bella y sagrada, convirtiendola en algo casual, obsceno, impuro y vulgar. Cada experiencia de amor, debería ser una regocijante explosión celestial de energía y creatividad.

El adulterio es la más grande traición imaginable contra el amor y, sin embargo, este problema, desafortunadamente lo vemos repetido, en todos los ámbitos y culturas a través del tiempo, así como la prostitución, que reduce el sexo a una mera mercancía. Los incestos, los abortos, las violaciones y toda clase de perversiones sexuales que se realizan a través de los órganos del amor, invadieron y contaminaron la vida de los hombres en todas las razas culturas y religiones a través de toda la historia humana pasada y presente.

Estas son pruebas evidentes de que existe algo terriblemente equivocado y desviado en la conducta humana, en relación al amor y su expresión sexual. Dicha conducta necesita ser corregida y superada, de lo contrario, nunca encontraremos la felicidad verdadera y permanente en este mundo.

La verdadera paz mundial y armonía entre las naciones no se inicia a nivel nacional, sino en la perfección de nuestra conducta moral como individuos. Ahí es donde la paz mundial germina. Cada uno de nosotros, somos el verdadero punto de partida de la paz mundial y el establecimiento de un mundo mejor. Necesitamos restaurar completamente nuestra sensibilidad espiritual, de forma que jamás podríamos con nuestra conducta, dañar o perjudicar a otros, ya que sentiríamos la pena y el dolor de los demás como el nuestro propio.

Tenemos que reconocer, por consiguiente, que de todas las grandes transformaciones, que afectaron los destinos de la historia, la más grande e importante está todavía por realizarse. De todas las batallas que jamás se han luchado, la más fundamental es aquella, que cada uno individualmente tiene que librar, para finalmente subyugar el mal dentro de nosotros mismos; es decir, purificarnos y liberarnos de la inmoralidad. Siendo más específico, eliminar y borrar completamente de nuestros corazones y memorias, ese amor falso e ilícito, que ha contaminado por tanto tiempo a la humanidad.

En realidad somos conscientes de que esas son metas muy elevadas y difíciles de lograr, y que la mayoría de las personas que tienen éxito en realizarlas, se apoyan en fuertes creencias morales o religiosas que les permiten luchar contra la corriente actual en la que prevalecen actitudes más tolerantes hacia una falsa conducta sexual. Sin embargo, creemos firmemente que estas son metas alcanzables y las más valiosas normas u orientaciones para la realización del Amor Verdadero.

Ivana Esquivel
Zulia, Venezuela
Escrito por Ivana Esquivel
el 01/06/2012

lindo debate ,si desde que la madre esta en los primeros meses de gestación tiene que vivir una vida feliz,los niños parece mentira sienten lo que la madre padece, hermoso debate

Florencio Ulerio Martinez
Pintor auto didacta solo bachiller
Escrito por Florencio Ulerio Martinez
el 01/06/2012

Eggar gracias por este gran aporte, por que en rtealidad, si no hay amor en el crecimiento de un niño, no habra aamor en su adultes, gracias muy buen aporte. Que Jehova te de mucha salud.

Gisel Gonzalez
Tecnologo en admon agropecuaria centr...
Escrito por Gisel Gonzalez
el 01/06/2012


La formacion empieza a temprana edad el amor encierra muchas cosas la principal saber escucharlos, al abrir su corazon podemos entrar a formar valores a darles las armas para enfrentarse a la vida, el decir yo amo a mis hijos encierra no solo de palabra sino de hecho hay que demostrarles con un abrazo una caricicia una palabra. Abrazaste hoy a tu hijo? Le preguntaste como le fue? Que piensa? Eso es amor...

Saludos a ti edgar... Gracias por invitarme a tu debate