En este grupo En todos

Grupo de Formación continuada en Urología, y Medicina Sexual



Apuntes sobre Traumatismos Urogenitales (Primera parte): Respuestas.

KHALIL
Medicina valencia
Escrito por Khalil Ahmad Samhan
el 06/05/2014

1-C.

En pacientes politraumatizados

-Las personas más afectadas son varones adultos jóvenes.

-Se producen por un golpe directo, contusión abdominal o toraco-abdominal, caída, aplastamiento.

-El riñón se desplaza contra la columna vertebral o contra las costillas.

-Pueden estar implicados un riñón o ambos riñones.

2-D.

Las lesiones de vísceras intraperitoneales que se producen en las lesiones renales penetrantes, representan el 80%.

3-A.

Los traumatismos renales cerrados suelen ocurrir por accidente de automóvil, golpe en abdomen, o flanco en los deportes, y caídas accidentales.

4-C.

Las lesiones renales por Contusión, representan el 40-60%.

5-A.

Las lesiones renales por estallamiento, ocurren en 5-8%.

6-E.

Entidades susceptibles de traumatismo renal son: angiomiolipoma renal y obstrucción de la unión ureteropiélica.

7-B.

20% de los traumatismos renales externos precisan intervención quirúrgica urgente, debido a la hemorragia interna.

8-A.

El traumatismo de la unión ureteropiélica (UUP) que más consistentemente descrito es la avulsión, en la que el ureter está cortado completamente de forma transversal, a nivel de su sujección con la UUP.

9-E.

Procedimientos que pueden causar lesiones ureterales son operaciones de riñón, uréter, vejiga y próstata.

10-C.

En presencia de hematomas, celulitis y abscesos, con el uréter pélvico corto, la técnica preferida es la transureteroureterostomía.

11-D.

La interposición del íleo entre dos segmentos ureterales separados por un traumatismo puede dar lugar a una obstrucción ureteral mecánica por la formación de moco, o funcional por la falta de coordinación del peristaltismo (Chargi 1979; Perkash et al, 1970; Waters et al, 1981).

12-A.

Solamente alrededor de 8-10% de las fracturas pélvicas se asocian con una lesión traumática de la vejiga.

13-E.

En perforación vesical espontánea suele existir: dolor abdominal bajo de comienzo repentino, distensión abdominal progresiva, y dificultad para orinar con o sin hematuria.

14-B.

Los traumatismos de la uretra posterior son de aparición infrecuente, afectan mayoritariamente al varón y se asocian a fracturas del cinturón óseo pelviano. Se producen en pacientes politraumatizados por golpes directos en accidentes de tráfico, caída a horcajada, aplastamiento, etc.

15-C.

La rotura de la uretra posterior puede ser completa e incompleta. La incompleta ocurre en el 30-35% de los casos (Pobil et al, 1993). El mecanismo de la lesión puede ser penetrante o más frecuentemente romo (90% de los casos).

16-A.

Las lesiones de la uretra pueden localizarse en:

-Uretra anterior por debajo del diafragma urogenital, es decir, uretra peneana y bulbar.

-Uretra posterior, por encima del diafragma urogenital, es decir, uretra membranosa y prostática.

17-D.

En los traumatismos de la uretra posterior, existen fracturas óseas pélvicas asociadas en más del 90% de los casos.

18-A

En el traumatismo penetrante de la uretra posterior, se afectan con más frecuencia cuello vesical, uretra membranosa y próstata.

19-D

La infiltración hemática subcutánea en el escroto y el periné indica hematoma perineal por lesión del diafragma urogenital. Aquí es típica su distribución en alas de mariposa.

20-C.

Cuando existe una extravasación urinaria pélvica indica: rotura uretral parcial o completa por encima del diafragma urogenital en el área del ápex prostático y la uretra bulbar indemne.