En este grupo En todos

Grupo de Ingeniería ambiental y sanitaria



Ahorro energético a la mano

Freddy A
Conservación de los recursos naturales...
Escrito por Freddy A Moreno
el 21/10/2011

El presente debate tiene como finalidad compartir con todos conocimientos sobre estrategias, mecanismos, sistemas que permitar optimizar el ahorro de la energía en nuestros hogares como principio. Con esas experiencias que podemos hacer para disminuir el consumo en nuestro trabajo o bien en las comunidades donde habitamos. En principio, debemos tomar concienca de APAGAR los bombillos que no estemos utilizando, igual con los equipos de aire acondicionado, utilizar las lavadoras con mayor carga y menos frecuencia, reemplazar bombillos incandescentes por ahorradores y otra actividades similares.
Tu podrás aportar ideas novedosas para que podamos utilizar de modelo.

Freddy A Moreno
Conservación de los recursos naturales...
Escrito por Freddy A Moreno
el 23/10/2011
Ahorro energético

El ahorro de energía o eficiencia energética, consiste en la optimización del consumo energético, cuyo objeto es disminuir el uso de energía pero produciendo los mismos resultados finales.

La energía se utiliza para obtener diferentes resultados, como por ejemplo para calentar la casa en invierno. A menudo se pueden obtener los mismos resultados con diferentes usos energéticos. La eficiencia energética es más alta cuanta menos energía se pierda durante su extracción, transformación, distribución y uso.

El ahorro en la generación de energía se produce por ejemplo por medio de centrales eléctricas con elevado rendimiento, o por medio de la cogeneración que produce simultáneamente energía eléctrica y energía térmica útil.

Podemos también mejorar el ahorro energético por ejemplo haciendo uso de las bombillas de bajo consumo (o lámparas fluorescentes) o con un buen aislamiento térmico en nuestra vivienda.

Freddy A Moreno
Conservación de los recursos naturales...
Escrito por Freddy A Moreno
el 23/10/2011

IDEAS ÚTILES PARA EL AHORRO DE ENERGÍA

Los árboles y las plantas adornan la casa y también ayudan a mantener temperaturas más benignas si los plantamos en lugares estratégicos. El beneficio que obtenemos es el ahorro de energía y la reducción de gastos.

Plante árboles en lugares estratégicos, ya que estos ayudan a desviar las corrientes de aire frío en invierno y proporcionan sombra en verano.

Evite la entrada de calor por las banquetas. Para lograrlo, deje una franja de tierra con plantas entre la banqueta y los muros de la casa.

Evite el uso de chimeneas; son muy decorativas pero contaminan. Además, la madera puede emplearse para la producción de otras cosas, como por ejemplo papel, muebles, lápices y carbón.

Productos que contribuyen al ahorro de energía

Las innovaciones tecnológicas ofrecen alternativas más económicas para lograr el ahorro de energía y la reducción de gastos.

Use baterías recargables. Además de facilitar el ahorro económico, contaminan menos.

· Una batería recargable sustituye aproximadamente a 100 desechables.

· Compre aparatos tales como calculadoras, relojes y otros, que funcionen con energía solar.

Formas de verificar el consumo de energía eléctrica

Después de seis meses de poner en práctica estas recomendaciones conviene que verifique periódicamente el consumo de energía eléctrica y compruebe los ahorros alcanzados.

El medidor de energía eléctrica es un aparato muy confiable, ya que registra la cantidad de kilowatts-hora que se consumen en el hogar. (Un kilowatt-hora es la energía que consumen 10 focos de 100 watts durante una hora).

El medidor tiene 4 carátulas que, de izquierda a derecha, representan millares, centenas, decenas y unidades. Cuando se lleva a cabo la lectura, debe tomarse el menor de los números entre los cuales se encuentre la aguja. Por ejemplo, el medidor de la ilustración indica que la lectura es de 1532 kilowatts-hora.

El consumo en kilowatts-hora es el resultado de la diferencia entre la lectura que se realiza al inicio de un período y la que se realiza al final del mismo. Las cifras de estas lecturas aparecen en el recibo de luz como lectura actual y lectura anterior.

Freddy A Moreno
Conservación de los recursos naturales...
Escrito por Freddy A Moreno
el 23/10/2011
Ahorro energetico para hogares

El ahorro de energía se ha convertido en el tema fundamental de nuestros días. Muchas veces nos preguntamos cómo podemos hacer para contribuir a este ahorro. Debemos enfatizar que con el ahorro de energía no sólo se beneficia el planeta en que vivimos si no que también nos beneficiamos nosotros como habitantes de éste, y de paso estamos beneficiando nuestro bolsillo.

Un buen comienzo es el cambio de los bombillos en el hogar por los de energía eficiente CFLs (Compact Fluorescent Bulbs). Por ejemplo, si compras bombillos Energy Star, Hydro-Québec en su página Web , te ofrece cupones de rebajas hasta de $25 en tu compra.

(JPEG)

Adicionalmente, la Oficina del Medio Ambiente de Canadá recomienda medidas sencillas que puedes tomar para lograr un mayor ahorro de energía en el hogar:

En la cocina, podrías usar en el lavaplatos el ciclo de ahorro de energía a la hora del secado, así como apagar las luces y los electrodomésticos que no estén en uso. Cuando tengas que fregar a mano, trata de no lavar pieza por pieza manteniendo la llave del agua abierta. Enjabonar toda la vajilla antes y luego enjuagarla es la manera más adecuada. Si estás por comprar una nueva nevera u otro electrodoméstico, asegúrate que tenga la etiqueta de uso de energía eficiente. Existe un directorio de artefactos de energía eficiente recomendado por la Oficina del Medio Ambiente de Canadá que puedes consultar en el momento de adquirir un nuevo artefacto electrodoméstico.

Hydro-Québec también recomienda instalar válvulas que controlan la temperatura máxima del agua a la salida del calentador o en los grifos. La instalación de estas válvulas ayuda a que el agua mantenga una temperatura de 60º C, lo que ayuda a reducir también el crecimiento de bacterias.

Ahorrar energía en el baño también es bien sencillo. Cerrar la llave del agua mientras te cepillas los dientes y el cambiar el filtro de la regadera por uno que ayude a reducir el flujo del agua para evitar el desperdicio de esta, son maneras fáciles de ahorrar. Es importante revisar constantemente que no existan botes de agua en el WC o en cualquier llave del agua.

La calefacción en invierno y el aire acondicionado en verano hacen que el consumo de energía en estos dos períodos sea mucho mayor. Por eso es recomendable instalar un termostato que permita regular la temperatura dentro del hogar, sobre todo en la noche o cuando estas fuera. Mantener una temperatura estable te puede ahorrar hasta un 10% en el costo del recibo de luz. Si reemplazas el termostato convencional por uno electrónico puedes recibir una rebaja de hasta $130. Eso sí, antes de hacer la compra tienes que asegurarte que el termostato que vas a comprar esté en la lista que sugiere Hydro-Québec .

Tener algunas plantas dentro del hogar ayuda a mantener la humidificación dentro del hogar en vez del uso contínuo de humidificadores eléctricos.

Si tienes chimeneas a gas es bueno contratar con antelación, antes de la llegada del invierno, una buena compañía de gas para que verifique que no haya ningún escape.

(JPEG)

Cosas que deberíamos saber:

- Si en cada casa de la Provincia de Québec, se reemplazara sólo uno de los bombillos por uno de energía eficiente, se ahorraría cerca de 54 millones kW/h al año, lo cual es el equivalente al consumo de aproximadamente 2. 700 hogares con calefacción eléctrica.
- Si todos los hogares en Québec reemplazara todos los bombillos por los fluorescentes compactos, se podría ahorrar hasta 1. 14 billones kW/h al año, lo cual es equivalente al consumo de cerca de 57. 400 hogares con calefacción eléctrica.
- Dejar un bombillo de 60 vatios, sin razón alguna, encendido por un período de 24 horas, podría originar un costo extra de $35 al año. Ahora piensa cuanto costaría tener millones de bombillos encendidos innecesariamente...

(GIF)

- Cada bombillo de 60 vatios incandescente, que reemplaces por uno fluorescente de 15 vatios permitirá reducir tu recibo anual de electricidad en los casos siguientes, (asumiendo que el bombillo esté encendido unas tres horas al día):
$ 1. 25 por un bombillo exterior
$ 3. 46 por cada bombillo interior

- Aunque el costo de los bombillos fluorescentes es más alto, su larga vida (10. 000 horas o más) te ayudará a ahorrar a la hora de cambiar cada bombillo.

Otra manera sencilla de ayudar a la conservación de nuestro planeta es reciclando. Obtén ya tu caja de material reciclable y comienza desde ahora.

Si tienes materiales de renovación o construcción, termostatos viejos que contengan mercurio o bombillos fluorescentes, incandescentes o halógenos, contacta a tu municipalidad para que te den información de donde puedes llevarlos.

Freddy A Moreno
Conservación de los recursos naturales...
Escrito por Freddy A Moreno
el 23/10/2011
¿Cómo ahorrar energía eléctrica en el hogar?

Estoy realmente contenta porque hoy publico el primer post de un autor invitado (mi primer invitado! Que emoción). Este primer post lo escribió mi querida Strika hace algunos ayeres para la revista Dos Puntos que venía con el periódico Reforma. Desafortunadamente esa revista ya no existe, pero afortunadamente Strika es lectora de blogylana y con motivo del post del recibo de luz , quiso compartir con nosotros este artículo que no nada más viene mucho a cuento sino que es muy bueno y práctico.

Muchas gracias Strika!:

Aunque no todo el mundo esté de acuerdo, la disminución de los subsidios a las tarifas eléctricas es una realidad. ¿Qué hacer para no salir afectado? Aquí le damos algunos consejos de ahorro de electricidad.

Con el fin de evitar un mayor deterioro financiero en las empresas del sector eléctrico, el gobierno federal tomó la decisión de reducir el subsidio a las tarifas de energía eléctrica para uso doméstico. A partir de febrero, los hogares que consumen entre 280 y 500 kilowatts-hora por bimestre, tendrán una disminución gradual y diferenciada del subsidio, mientras que los hogares que consumen más de 500 kilowatts-hora bimestrales quedarán sin subsidio. Si usted no quiere empezar a recibir unos recibos altísimos, no estaría nada mal que empiece a ahorrar electricidad en su casa.

El problema es que luego nos hablan de kilowatts y mucha gente no sabe ni con qué se comen. ¿Usted ya se fijó en su recibo cuántos kilowatts consume al bimestre? Y si es así, ¿Sabe en qué se le van?

Para que se dé una idea, un kilowatt-hora equivale a la energía que consumen:

· un foco de 100 watts encendido durante diez horas

· 10 focos de 100 watts encendidos durante una hora

· una plancha utilizada durante una hora

· un televisor encendido durante veinte horas

· un refrigerador pequeño en un día

· una computadora utilizada un poco más de 6 horas y media


Según datos de la Comisión Nacional de Ahorro de Energía, en los hogares urbanos el 40% del consumo de electricidad corresponde a iluminación, el 29% al refrigerador, el 13% a la televisión, el 6% a la plancha, el 5% a la lavadora, y el 7% restante a otros electrodomésticos, como horno microondas, aspiradora y licuadora. Para los hogares con climatización, el panorama cambia, pues sólo en calefacción y aire acondicionado se va el 44% del consumo total.

Freddy A Moreno
Conservación de los recursos naturales...
Escrito por Freddy A Moreno
el 23/10/2011



Ideas para ahorrar en el consumo energético en tu hogar

Ideas para  ahorrar en el consumo energético en tu hogar

El Gobierno Estadounidense por medio de su Agencia ENERGYSTAR, ha emprendido una sencilla campaña con interesantes objetivos en el ahorro del dinero que destinan los particulares al recibo de la luz. Para ahorrar en el gasto de la energía en nuestros hogares. Esta Agencia de Protección al Medio, se propone acercarse aun mas a los consumidores con interactuando con ellos en la concienciación de los derroches energéticos en el hogar e intentan por medio de este tipo de campañas facilitar el ahorro a las familias de hasta 1900 de dólares en su consumo anual que se acumulan en los famosos bills (los recibos de consumo eléctrico ).

Me gusto mucho una animación flash, por medio de la cual puedes hacer un recorrido por una casa virtual y que es muy ilustrativo para identificar muchas de las cosas que puedes hacer para ahorrar energía y que están al alcance de nuestras manos. La animación flash aparte es muy intuitiva por lo que te invito a que la explores en compañía de quienes forman parte de la familia (tus hijos, tu pareja, tus hermanos, tu madre, tu abuelo, etc.. ) para que fomentes una mejor conciencia y encaminarnos a una cultura energética mas amplia.


Entre estos sencillos consejos se conseguirá un ahorro energético de hasta el 20 por 100 del consumo actual:

1. Empieza por ser mas selectivo, haz tus compras eligiendo aquellos productos son la identificación ENERGYSTAR ( en USA, y en su caso su certificación comunitaria homologa en Europa). En Estados Unidos hay muchos productos de mas de 40 categorías que incluyen entre otros: aparatos de iluminación , de entretenimiento, de demótica, electrónica, etc. Este emblema representa calidad y ahorro energético.
2. Tener muy bien programado el termóstato, ya que muchas veces solo lo programamos de forma estándar, cuando podemos configurarlo de forma integral a las necesidades de cada día. Consideremos contar con un termostato que acepte distintos perfiles para las diferentes necesidades. Este tipo de detalles nos hacen ahorrar cercas de $120 dólares al año en el consumo energético.
3. Identifica si existen fugas de temperatura de nuestro hogar. Ya sea que nos interese retener el frió o el calor, si pudiéramos hacer uso de la fotografía termal conseguiríamos un rastreo mas preciso para identificar las fugas energéticas. Ya que las encuentres sella dichos escapes con los materiales apropiados y sugeridos por un profesional.
4. Acostumbra hacer una revisión periódica de tus equipos de calefacción como de aire acondicionado, poco antes de que inicien las temporadas que les darás un uso intensivo. De esta forma tendrá un equipo funcionando adecuadamente y que no consuma en exceso por algún desperfecto imperceptible para el usuario normal.
5. Añade a tu BOOKMARK de tu navegador de Internet la pagina electrónica de www.energystar.gov/home que te proporciona a lo largo del año distintos tips, consejos destinados al ahorro de de la energía para tu hogar.

Freddy A Moreno
Conservación de los recursos naturales...
Escrito por Freddy A Moreno
el 23/10/2011

Importancia del Ahorro Energético

Por Mario Santizo.

Durante los últimos años la reducción de costos de energía en la industria ha sido objeto de cuidadosa atención. Esto se ha venido logrando con la aceptación e incorporación de medidas que permitan implementar los proyectos de ahorro y establecer un programa sostenible a través de los estudios de Optimización del Uso de la Energía Térmica y Eléctrica.

Cronología del precio del crudo de petróleo

Antes de la década de los años 70, los consumidores de petróleo y sus derivados no se preocupaban del significado de los costos de estos energéticos en su producción, ya que desde 1,900 el aumento del precio era prácticamente del 50% con relación al de principios de siglo; además, se daba por hecho que se trataba de una “fuente inagotable”.

Nada parecía perturbar el futuro del suministro del “oro negro”, ni siquiera la formación de la organización de países exportadores del Petróleo (OPEP), iniciada el 9 de septiembre de 1960, que sólo causó como reacción general en el hemisferio occidental un poco menos que indiferencia.

Cronológicamente podemos resumir los hechos y apreciar el comportamiento del crudo de petróleo:

1 Año 1900, precio del barril: $1. 20


1 Año 1930, depresión económica, crisis general en occidente; precio del barril: $1. 19


1 La política económica del presidente Roosevelt empieza a dar frutos y se inicia el arranque económico después de la crisis; precio del barril: $1. 10

1 Año 1941, Estados Unidos se involucra en lo que pronto sería la segunda querra mundial con el ataque a Pearl Harbor; precio del barril $1. 14


1 Fin de la guerra, creación del nuevo sistema monetario de Bretton Woods alrededor del dólar; inicio del Plan Marshall; creación de las Naciones Unidas; precio del barril $ 1. 20

1 Año 1960, creación de la OPEP; precio del barril $ 1. 80


1 Año 1970, la OPEP tiene 10 años de existencia; precio del barril: $ 1. 70


1 Año 1985, precio del barril: $35. 00


1 Año 1995, precio del barril: $22. 00


1 Año 2,000, precio del barril: $30. 00


1 Año 2,005, precio del barril $32. 00

Fuente: World Energy Outlook

(International Energy Agency)

Expectativas del Petróleo en los años 70s

El impacto en el costo del petróleo y sus derivados a partir de 1973, ha sido la causa que la industria busque desesperadamente fuentes de ahorro. En países industrializados como Estados Unidos, hay organizaciones que con mucha visión tienen bastantes años de estar investigando la forma de ahorrar energía, tales como Dow Chemical Co. , Exxon, General Motors, etc.

Desde el punto de vista de disponibilidad del petróleo, sabemos que es un recurso no renovable y a pesar de los problemas internacionales relacionados con el crudo de petróleo y la OPEP; no se le ha dado la importancia necesaria a pesar de que desde finales de la segunda década del Siglo XX fue reconocida esta situación, según puede apreciarse en los siguientes comentarios:


Churchill dijo en 1919, al terminar la primera querra mundial: “Es indudable que los aliados sólo han podido navegar hasta la victoria sobre la corriente ininterrumpida del petróleo del Oriente Medio”.


Lord Curzon dijo: La verdad es que los aliados deben su victoria al petróleo”.


El francés George Clemenceau fue más pragmático: “De ahora en adelante para las naciones y los pueblos, una gota de petróleo vale tanto como una gota de sangre.


En 1951, la “Comisión Paley” a petición del presidente Truman, entregó un informe cuya conclusión dice: “Antes de veinte años [1970], América habrá perdido su independencia energética y deberá ir, todos los días, a buscar su petróleo a Oriente Medio”.


En 1970, Denys Hayes, investigador del Worldwatch Institute”, de Washington, dijo, refiriéndose al petróleo: “Actualmente representa sólo los dos tercios de todo el presupuesto energético mundial. Ahora bien, sólo queda petróleo para menos de 30 años”.


En el mismo año el Club de Roma, creado por el italiano Aurelio Peccei publica un manifiesto titulado “Alto al crecimiento”, en el que declara que “Las reservas mundiales de petróleo, a la tasa actual de extracción y consumo, se agotarán alrededor del año 2000. Así pues, al petróleo del que depende ahora por entero la sociedad industrial, sólo le quedan 30 años aproximadamente”.


El panorama de la década actual es crítico desde el punto de vista de costo y desabastecimiento energético debido a lo cual muchas empresas han iniciado programas de ahorro energético y como consecuencia han obtenido ahorros energéticos entre el 7% al 24% e incremento en la capacidad productiva del orden del 2 al 5%.

¿Por qué ahorrar energía?

El incremento de los precios de la energía, así como la incertidumbre de su suministro, han hecho que los Estudios integrales de energía sea una importante estrategia para las Industrias en Centroamérica.

Después de realizado el Estudio Integral de Energía se desarrolla e implementa un programa sistemático para la gestión de la energía.

El estudio aporta dos ventajas importantes: una mayor protección ante los problemas de suministro de la energía y beneficios superiores por reducción de costos de energía.

Una planificación cuidadosa puede minimizar los riesgos de un futuro energético cambiante . Todas las industrias deben prepararse ante la posible escasez o interrupciones en el suministro de energía. (Recurrir al carbón o desechos Agroindustriales).

Primeramente, los problemas potenciales de suministro deben ser vigilados para determinar la probabilidad de que ocurran realmente y qué impacto podrán tener en las actividades de la industria. Después, deben establecerse planes específicos para asegurarse el suministro de energía ante los casos previstos de máxima emergencia.

Con estas estrategias, la Industria puede ayudar a mantener los niveles de producción y evitar la pérdida de ventas derivados de estos problemas de suministro de energía.

El control del costo de la energía es una estrategia importante para mejorar la rentabilidad .

En algunas industrias los costos de energía representan un gran porcentaje del costo de producción total. Pero la energía es el aparato cuyos costos crecen más rápidamente y uno de los pocos costos que pueden ser realmente controlados por expertos en el uso de la energía . A través de los Estudios Integrales de Energía, las industrias pueden implantar un programa sistemático para utilizar eficientemente la energía y ahorrar dinero. Se puede ahorrar de un 7% a un 24% de la energía dependiendo de la actividad industrial y la automatización del proceso productivo.

Efecto de la globalización

El proceso de globalización económica exige que las empresas redefinan sus estrategias y sus procesos con la finalidad de lograr un uso eficiente de sus recursos y aumento de su productividad, de modo que puedan competir con éxito en el mercado.

Existen mecanismos que promueven el logro de la eficiencia y reducción de costos, en los sistemas de producción de las empresas.

A través de los estudios integrales del uso eficiente de la energía se establece una serie de pautas y patrones que las empresas eficientes deberán seguir con la finalidad de implementar un sistema de gestión y aseguramiento de la energía en el desarrollo de sus procesos. Como consecuencia de los estudios del uso eficiente de la energía, se logra también una mejora en la productividad de la empresa.


La implementación de estos estudios genera las condiciones precisas para una gestión de costos más efectiva y contribuye a lograr mayor participación en el mercado.

Representa adicionalmente una ventaja competitiva y un factor de diferenciación frente a las empresas que hasta el momento no han adoptado estas exigencias.

El modelo a seguir para la implementación del sistema de gestión de la energía dependerá de las características del proceso.

Algunas ventajas del Estudio Integral del Uso de la Energía Térmica y Eléctrica

1 Ahorro en energía del 7% hasta un 24%, al aplicar los proyectos de Ahorro Energético las cuales buena parte no requieren inversión.


1 Incremento en la disponibilidad de las líneas de energía.


1 Mejoramiento del Mantenimiento predictivo.


1 Incremento en la vida útil de los equipos.


1 Disminución de la contaminación ambiental.


1 Información para nuevos proyectos en lo que respecta a disponibilidad de energía y capacidad de líneas.

Algunas áreas industriales auditadas por la empresa

1 Cerveza.

1 Alimentos.

1 Aceites y grasas.

1 Jabones y detergentes.

1 Ingenios de azúcar

1 Cartoneras.

1 Textileras.

1 Hielo.

1 Curtiembre de cuero.

1 Hoteles.

Freddy A Moreno
Conservación de los recursos naturales...
Escrito por Freddy A Moreno
el 23/10/2011

Ahorrar energía es el camino más eficaz para reducir las emisiones contaminantes de CO2 (dióxido de carbono) a la atmósfera, y por tanto detener el calentamiento global del planeta y el cambio climático. Es también el camino más sencillo y rápido para lograrlo. Por cada kilovatio /hora de electricidad que ahorremos, evitaremos la emisión de aproximadamente un kilogramo de CO2 en la central térmica donde se quema carbón o petróleo para producir esa electricidad.

Además, ahorrar energía tiene otras ventajas adicionales para el medio ambiente, pues con ello evitamos; lluvias ácidas, mareas negras, contaminación del aire, residuos radiactivos, riesgo de accidentes nucleares, proliferación de armas atómicas, destrucción de bosques, devastación de parajes naturales, desertificación.

Pero esas ventajas también alcanzan a nuestros bolsillos: cada kilovatio-hora le cuesta al consumidor más de 17 pesetas (en 1993), de forma que cambiar de hábitos o sustituir los aparatos por otros menos despilfarradores nos ahorra dinero; en algunos casos la alternativa que proponemos puede parecer más cara, pero lo que nos gastemos al principio lo recuperamos de manera más o menos rápida, pues habremos reducido el gasto en energía (factura de la luz, etc. ) Una vez amortizado, comenzamos a ahorrar dinero (lo que dejamos de gastar en energía)

Todas estas ventajas se traducen por sí mismas en una mejor calidad de vida, más aún si consumir menos energía va unido a la mejora de los servicios que ésta nos proporciona (luz, calor, movimiento... ), es decir, se trata de mejorar la eficiencia energética.

Así pondremos freno a la actual situación de despilfarro energético: en muchas ocasiones consumimos demasiada energía, que no necesitamos, recibiendo poco o ningún servicio y, a veces, un mal servicio e incluso perjuicios.

Ahorrar energía es también un deber de solidaridad, si tenemos en cuenta que cada habitante de los países desarrollados consume, por término medio, la misma energía que 16 ciudadanos del Tercer Mundo, y que los europeos occidentales somos responsables de la emisión de seis veces más cantidad de CO2 que los africanos.

Cuanta energía puedes ahorrar
  • Bombilla fluorescente compacta (de bajo consumo), 80%.
  • Lavadora en frío, 80 - 92%.
  • Lavadora de bajo consumo energético, 40 - 70%.
  • Frigorífico de bajo consumo energético, 45 - 80%.
  • Calefacción en casa bien aislada, 50 - 90%.
  • Calefacción de gas en vez de eléctrica, 53 - 80%.
  • Bomba de calor en vez de calefacción eléctrica, 50%.
  • Cocina de gas en vez de eléctrica, 73%.
  • Horno a gas en vez de eléctrico, 60 - 70%.
  • Tender en vez de secadora, 100%.
  • Lavavajillas con toma de agua caliente, 68%.
  • Lavavajillas en frío, 75%.
  • Usar papel reciclado en vez de papel virgen, 50%.
  • Reciclar el aluminio, 90%.
  • Compartir el coche con dos, tres o cuatro personas, 50 - 66 - 75%.
  • Usar el autobús en vez del coche, 80%.
  • Caminar o ir en bicicleta en vez de en coche, 100%.
  • Coche de bajo consumo, 16 - 25%.
  • Conducir a 90 Km/h en vez de a 110 Km/h, 25%.
  • Coche pequeño en vez de grande, 44%.
  • Tapar las cacerolas al cocinar y ajustar el tamaño de la llama, 20%.
  • Permitir la ventilación de las rejillas de la nevera, 15%.
  • Subir un grado la temperatura del termostato de la nevera, 5%.
  • Tostador de pan en vez de horno, 65 - 75%.
  • Calentador de agua a gas, o solar con apoyo eléctrico, en vez de solamente eléctrico, 60 - 70%.
  • Calentador de agua solar, con apoyo a gas, en vez de calentador a gas, 60%.
  • Calentador de agua solar, con apoyo a gas, en vez de calentador eléctrico, 85%.
  • Ventilador de techo en vez de aire acondicionado, 98%.
  • Aire acondicionado evaporativo en vez de refrigerativo, 90%.
  • Necesidades de calor /frío tras cerrar pequeños escapes de aire en el techo /paredes, 20 - 25%.
  • Necesidades de calor /frío tras aislar el techo, 20 - 25%.
  • Cambiar el filtro de aire del coche, 20%.
  • Neumáticos bien inflados, 10%.

Las cifras indican el porcentaje de energía que se ahorra respecto a la que consumía el aparato/hecho en cuestión antes del cambio.

Freddy A Moreno
Conservación de los recursos naturales...
Escrito por Freddy A Moreno
el 23/10/2011
Bombillas de bajo consumo, ¿Son tan rentables?
Las bombillas debajo consumo son un ejemplo de que es posible mejor su eficacia, ahorrar energía, dinero y, a la vez, cuidar el Medio Ambiente.
¿Por qué ese tipo de bombillas consumen menos?

Porque se consigue, mediante efectos físicos, la emisión de luz con la misma o superior intensidad lumínica que las bombillas clásicas pero con menos consumo de energía (Vatios).

La unidad de intensidad o flujo luminosos es el lumen (lux/m2), por tanto, las bombillas de bajo consumo son aquellas que tienen una mayor eficacia, es decir, la que la relación entre el flujo luminoso producido y la energía consumida para ello es superior y claramente favorable al primero.

Las lámparas de bajo consumo son aquellas que generan un mayor flujo luminoso por vatio de energía (más lúmenes por vatio) lo que implica una reducción de los costos de la iluminación. Con las bombillas de LED se están consiguiendo entre 80-150 lúmenes/w, mientras que una halógena tan sólo 20-25 lúmenes/w (por eso la necesidad de mayor consumo de estas últimas).

¿Cuánto puedo ahorrar al mes?

Con las bombillas de bajo consumo de LEDS se puede reducir el coste de la luz, entre un 40% y un 90%, según el tipo de bombillas que estemos sustituyendo. Si sustituimos las bombillas de bajo consumo "normales" (que no dejan de ser fluorescentes en pequeño, con un contenido de gases tóxicos) por las de tipo LEDS podemos reducir un 35-40 % del recibo de la luz. Si lo que sustituimos son incandescentes o halógenas, el ahorro puede estar entre el 75-90 % del recibo de la luz.

¿Dan el mismo calor?

La luz de bajo consumo de LEDS es una luz fría ya que al consumir poca energía emite poco calor. Aproximadamente el 95 % de energía se transforma en luz y un 5 % en calor.

  • En los halógenos e incandescentes es justamente al contrario. En un halógeno de 50 W, 45 (aproximadamente) se convierten en calor. Esto supone un gasto extraordinario en aire acondicionado, siendo necesarios unos 70 W adicionales para deshacerse de ese calor generado por la bombilla.
  • En los fluorescentes y las denominadas bombillas de bajo consumo, halogenuros metálicos y de sodio, un 35 % lo consumen en calor y 65 % en luz.

Se ha de sumar los consumos en calor de los respectivos transformadores y reactancias.

¿Son iguales todas las bombillas de bajo consumo?

Como hemos visto se distinguen varios tipos de bombillas de bajo consumo: los de LED (diodos conductores), los de fluorescencia, las lámparas de sodio y los halogenuros metálicos. Ya hemos visto algunas diferencias pero a continuación expondremos más ventajas sobre las bombillas basadas en iluminación LED pues consideramos que son el futuro por su muy bajo consumo, y otros datos que enumeraremos a continuación.

Ventajas de las bombillas de bajo consumo del tipo LED
  • Ahorro en costes de mantenimiento: como el LED no tiene filamentos o partes mecánicas sujetas a rotura o fallos de fundido no existe un punto en que dejen de funcionar, si no que su degradación es gradual a lo largo de su vida. Se considera una duración entre 30. 000 y 100. 000 horas. En este caso su luminosidad decae por debajo del 70% de la inicial; esto significa entre 10 y 30 años en una aplicación de 10 horas diarias, unos 300 días/año.
  • Encendido rápido: El encendido y apagado de las bombillas de bajo consumo tipo LED, a diferencia de otros sistemas, es muy rápido.
  • Versatilidad: se pueden utilizar en múltiples aplicaciones decorativas y con todos los colores posibles (Torre Agbar de Barcelona)
  • Índice de reproducción cromática muy alto: este índice nos proporciona una medida de la calidad de la luz. La obtenida por la fluorescencia y las llamadas bombillas de bajo consumo además de no ser instantáneas en su encendido y vibrar su luz tienen un índice muy bajo, en torno a 44 (luz muy poco natural); en cambio, el LED está en torno a 90. Es por ello que conseguiremos que se aprecien mucho más los matices de los colores.
  • Más ecológico: en las bombillas de bajo consumo tipo LED su huella ecológica es menor ya que no contienen mercurio, ni gases tóxicos o CFL, como otras bombillas.
  • No atrae a los insectos: Al no emitir rayos ultravioletas atrae muchísimo menos a todo tipo de insectos.
Freddy A Moreno
Conservación de los recursos naturales...
Escrito por Freddy A Moreno
el 23/10/2011
Ahorro de energía en la cocina
Con seguir unos sencillos consejos y modificar algunos hábitos, podemos conseguir un importante ahorro de energía de nuestra cocina y resto del hogar.
Electrodomésticos de cocina
  • Procure no operar su lavadora de platos con media carga. Opérelo menos veces con cargas completas.
  • Recuerde de usar el "ahorrador de energía". Los platos se secan con aire en lugar de calor. Toma más tiempo, pero se ahorra la energía.
  • Instale un reloj automático y opérelo de noche. Esto evita que el calor y la humedad llenen la casa mientras el aire acondicionado esté funcionando más.
  • Evite mantener el refrigerador abierto. Decida antes de abrirlo qué necesita sacar.
  • Limpie las bobinas detrás de su refrigerador varias veces al año para que funcione con más eficiencia. Cerciórese que esté desconectado el refrigerador y que no se doble o se rompa nada durante la limpieza.
  • Los refrigeradores y congeladores que estén en la cochera gastan demasiada energía. Las altas temperaturas hacen que utilicen más energía, y esto aumenta sus costos. Considere la posibilidad de desconectarlos durante el verano, o de ponerlos en un sitio con aire acondicionado.
  • Considere la posibilidad de comprar un refrigerador nuevo si el suyo tiene más de doce años. Los refrigeradores nuevos son más eficientes y usan menos electricidad. Cuando compre su refrigerador, vea la etiqueta "Energy Guide" para ver cuánta electricidad usa la unidad. Entre más baja la clasificación, es mejor la eficiencia.
  • Mantenga el congelador libre de escarcha. Cuando se acumula una capa de hielo, actúa como aislante y hace funcionar demasiado el refrigerador.
  • Mantenga el refrigerador o congelador lleno, más no rebosante. Ponga envases con agua para llenar los espacios vacíos.
  • Mantenga su refrigerador entre 36 y 42 grados, y su congelador entre -5 y +6 grados. Si su refrigerador tiene calibrador que marca "Alto, Mediano y Bajo", ponga un termómetro por la noche en la parte media para tomar la temperatura exacta de las calibraciones.
Elaboración de alimentos
  • Los hornos microondas ayudan a mantener su cocina fresca y le ahorran tiempo al preparar sus alimentos. Además, procure usar utensilios que usen menos calor, como sartenes eléctricos, ollas eléctricas y hornos tostadores.
  • Cocinar a la parrilla puede ser divertido y una forma relajante para que no se acumule calor en su cocina.
  • Prepare sus alimentos cuando su cocina esté más fresca, generalmente en la mañana. Se aprovecha más su estufa y horno si los ocupa a su capacidad. De ser posible, prepare toda su comida a la misma vez.
  • Para pérdidas mínimas de calor, use sartenes de fondo y lados rectos, tapaderas que sellen bien y del tamaño del quemador.
  • Cuando esté horneando, ponga el horno a la temperatura exacta. El horno no se calentará más rápidamente si se pone a una temperatura más elevada.
  • No encienda el horno de antemano a menos que lo indique su receta.
  • No abra el horno si no es necesario. Cada vez que lo hace, la temperatura baja como 25 grados, y se gasta más energía para que vuelva la temperatura al nivel deseado.
  • Apague el horno como cinco minutos antes de terminar para que el calor restante se use para terminar de hornear.
  • Use el calor más bajo posible para preparar los alimentos sobre la estufa. Que la sartén sea del mismo tamaño del quemador.
  • Use tapaderas en las ollas y sartenes para que no se pierda calor.
  • Al hornear, ponga el máximo de cosas para que se horneen a la misma vez. Procure hornear dos o tres tantos a la misma vez para ahorrar energía.
  • Utilice platos de vidrio para hornear cuando sea posible. El vidrio retiene el calor más fácilmente que otros materiales y, por lo tanto, se hornea más rápidamente y podrá bajar la temperatura del horno 25 grados.
  • Si está en el plan Tiempo-de-Uso, hornee durante las horas de demanda mínima. En la Navidad y Año Nuevo no se preocupe, ambos son de demanda mínima.
  • Jamás use su horno como fuente de calor para calentar su casa.

Nota de EBM: en este artículo el autor recomienda el uso del microondas y aparatos eléctricos desde un punto de vista de ahorro energético.
Otro tema es que a nivel de salud o de sabor de los alimentos, el microondas sea o no tan recomendable.

Freddy A Moreno
Conservación de los recursos naturales...
Escrito por Freddy A Moreno
el 23/10/2011
Como ahorrar energía en el uso del aire acondicionado
Encuentra otros artículos relacionados a Como ahorrar energía en el uso del aire acondicionado en nuestra sección Hogar

Los consejos para gastar menos, sea en el ámbito que sea, nunca vienen mal. Es por eso que te explicamos algunas cuestiones a tener en cuenta con el aire acondicionado para ahorrar energía.


- Lo que parece una obviedad no lo es tanto, y es que tratar de no utilizar el aire aondicionado cuando no es necesario debería ser algo que no hiciera falta aclarar, pero algunos distraídos se olvidan de que esta en funcionamiento y hasta a veces se abrigan para adaptarse ellos al clima del ambiente cuando debería ser al revés. Por eso hay que estar atento y apagar el equipo cuando el clima ya sea el adecuado para así ahorrar energía.

- Elegir una temperatura idónea para la habitación es también ahorrar consumo energético, ya que las temperaturas demasiado bajas conllevan una mayor exigencia para el artefacto y por ende mayor consumo

- Procurar colocar el aire acondicionado en un lugar alejado de posibles fuentes de calor (radiación solar, etc... ) y con una buena circulación del aire.

- Asegurarse que el equipo esté instalado correctamente.

- Se puede reducir el consumo de energía del aire acondicionado hasta en un 30% reduciendo la entrada de calor en la habitación mediante el uso de toldos, persianas o cortinas en aquellas superficies acristaladas.

- Constatar que las entradas y salidas de aire del aire acondicionado no están siendo obstruidas, como así también mantenerlas limpias y libres de suciedad, polvo y objetos extraños. Lo misma regla corre para los filtros que dispone el equipo.


- Por último, aprender a aprovechar los recursos de la naturaleza es la regla básica del ahorro de consumo eléctrico, por eso se debe aprovechar en verano el aire de la calle fresco de las primeras horas de la mañana y durante la noche, para ventilar la casa.

En resumén, estos consejos para ahorrar energía en el uso del aire acondicionado apuntan a un correcto mantenimiento del mismo, un adecuado uso de medios alternativos para refrescar un ambiente y en el uso con responsabilidad del aire acondicionado..

Freddy A Moreno
Conservación de los recursos naturales...
Escrito por Freddy A Moreno
el 23/10/2011
Aire Acondicionado



¿Sabes comprar o elegir el mejor aire acondicionado? : Te explicamos lo que mas te conviene.

En invierno hablar de aire acondicionado es una tontería pero no tanto. En verano este aparato es cada vez necesario pero en invierno es también aprovechable para muchos. Las altas temperaturas registradas en nuestro país estos dos últimos veranos han provocado que las ventas se hayan disparado. Pero nueve de cada 10 aparatos comprados por los consumidos estivales también incorporan calefacción. Se trata de las llamadas bombas de calor que permiten tener la casa con una temperatura agradable para el ser humano en frías épocas como son, por ejemplo, las navidades. Entonces, gracias a estos aparatos podremos tener frescor en verano y calidez en invierno.

Los especialistas aseguran, considerando la capacidad de adaptación del cuerpo a las condiciones climáticas y que en los meses de más calor vestimos prendas más ligeras, que para una vivienda la temperatura adecuada una temperatura es de entre 21 y 25 grados.

Expertos en domótica y arquitectura de interiores señalan que para combatir el calor veraniego dentro del hogar debe lograrse una diferencia de alrededor de 10 grados respecto al exterior. Una de las maneras de conseguirlo es utilizar un sistema de aire acondicionado, que permite rebajar la temperatura interior.

Tipos de aparatos de aire acondicionado

Split Fijo. Además de ser el más demandado del mercado, es el más económico en su instalación (unas 50. 000 pesetas) y mantenimiento. Está compuesto por una unidad interior y otra exterior, que se conectan a través de un tubo. Se instala en el techo o en la pared, según el modelo. Su precio oscila entre 600 y 1200 euros.

Split Móvil o aire acondicionado portátil. Se puede trasladar de habitación y su instalación no requiere la intervención de un profesional. Sin embargo, la gama de potencias es limitada y consume mucha energía. Sólo resulta aconsejable cuando la complejidad de la instalación hace inviable otro tipo de climatizador. Se vende desde 500 euros.

Multisplit. Se trata de un sistema Split con varias unidades interiores, lo que permite climatizar toda la vivienda (recomendable en casas de más de 100 metros cuadrados y en las unifamiliares ubicadas en zonas de climas muy calurosos). El precio varía en función del número de consolas que se incorporen: dos unidades desde 1200 euros.

Aire Zone o aire acondicionado por conductos. Se conoce también como Noche/Día y es la mejor opción cuando hay más de una habitación a climatizar. Consta de un aparato central que distribuye el frío mediante conductos, y dispone de un termostato que abre o cierra el paso del aire en función de la habitación, esté o no ocupada. Para un domicilio de 90 metros cuadrados, el precio por el aparato y su instalación oscila entre 3000 euros y 4000 euros. A pesar de su elevado coste, este sistema resulta rentable a largo plazo debido al ahorro energético que permite.


A tener en cuenta

AIRE ACONDICIONADO CON BOMBA DE CALOR INVERTER

La bomba de calor tiene como ventaja ser utilizada como calefacción en invierno y como aire acondicionado en verano. Su tecnología se basa en el principio de Carnot, descubierto en 1824 y utilizado también para enfriar el frigorífico. El mecanismo se compone de una unidad exterior y otra interior. La tarea de la bomba de calor es transportar calor hacia el interior o el exterior de la casa, según se busque enfriar o calentar la vivienda. Para la operación de refrigeración, el aire de la casa pasa a través del tubo interno. Se absorbe el calor del aire interior y el aire más frío resultante vuelve a hacerse circular por la casa a través de los conductos del sistema. El calor de la casa sale por el tubo exterior. En el caso de la calefacción, la bomba de calor básicamente invierte el proceso de refrigeración para calentar la casa durante el frío. El precio del aparato es algo más caro, depende del tamaño de la habitación que se quiera enfriar.

Puede encontrar modelos en el mercado desde 750 euros. La instalación y su coste son similares a la de los aparatos de aire tradicionales. En cuanto al consumo diario, las bombas de calor presentaban hasta hace dos años un gran inconveniente: el consumo excesivo de energía. Pero es precisamente en este campo donde mayor desarrollo han experimentado y en el que más se ha rentabilizado el consumo. Una unidad colocada en un dormitorio gasta unos 0. 06 euros a la hora.

A la hora plantearse adquirir un aparato de aire acondicionado es bueno tener en cuenta alguno de estos factores para que la elección de su sistema sea acertada y adecuada a sus necesidades y a sus posibilidades económicas.

- El clima y la humedad ambiental: En Madrid, por ejemplo, cualquier aparato necesita entre un 10% y un 15% menos de potencia que en otras zonas del país debido a la baja humedad relativa de esta capital.

- Ambientes secos: Se recomienda que el sistema lleve incorporado un humidificador.

- La situación de la vivienda en el edificio. Cuanto más alto esté situado el piso, mayores serán las temperaturas, por lo que conviene un aparato con mayor capacidad de refrigeración. Lo mismo ocurre si la vivienda está orientada al Sur.

- Elementos interiores. La iluminación de la vivienda aumenta la temperatura, especialmente cuando es halógena debido a su gran capacidad calórica.

- Dimensiones de la zona a refrigerar y potencia del aparato: Una habitación soleada de 25 metros cuadrados necesita una potencia media de unas 3. 000 frigorías/hora.

Dra.
Escrito por Dra.
el 24/10/2011

25 consejos para el ahorro de energia en tu hogar.


1. La calefacción representa el 41 % del consumo energético de una vivienda. Por eso, es muy importante la eficiencia.

2. Para un funcionamiento óptimo, el departamento debe estar dotado con sistemas de regulación de temperatura como son los termostatos programables. Esto hace compatible nuestro confort con el ahorro energético.

3. Debemos recordar que cada grado que aumentemos la temperatura ambiente, incrementa el consumo de energía un 7% aproximadamente.

4. Sin dejar de sentirte confortable en tu hogar, te recomendamos tener la vivienda a una temperatura ambiente de entre 19 y 21 ºC durante el día y entre 15 y 17ºC en los dormitorios durante la noche.

5. Si durante la noche, las persianas y cortinas permanecen cerradas, evitarás perder el calor que se ha acumulado durante el día. Incluso puede ser innecesario poner en marcha la calefacción al aprovechar este calor.

6. Cuando salgas de casa durante unas horas, puedes reducir la temperatura a 15º C.

7. Utiliza válvulas termostáticas en los radiadores para ajustar la temperatura según las necesidades de cada estancia.

8. El mejor lugar para colocar un radiador es debajo de las ventanas.

9. Si quieres aprovechar al máximo el calor que emiten los radiadores, evita taparlos u obstruirlos con ropa o similares.

10. Al inicio de la temporada de calefacción, purga los radiadores. El aire contenido en su interior dificulta la transmisión de calor.

11. ¡Con 10 minutos es suficiente! Es el tiempo idóneo para ventilar tu vivienda sin que se enfríe totalmente el departamento.

12. Es importante realizar el mantenimiento preventivo de la caldera para garantizar que se mantienen sus prestaciones originales.

13. Asegúrate de que las ventanas, persianas y puertas de tu casa cierran bien y están adecuadamente aisladas. Sólo así no se escapará el calor generado. Los sistemas de doble cristal o doble ventana reducen a la mitad las pérdidas de calor.

14. El gasto energético destinado a producir agua caliente sanitaria es el segundo en importancia y representa un 26 % del total. Para ahorrar en este servicio es muy importante disponer de un aparato que ajuste la potencia a las necesidades reales que puedan darse en cada momento.

15. La energía solar nos ofrece la posibilidad de precalentar el agua, llegando a prescindir en muchos casos del uso del sistema agua caliente del edificio.

16. Si tienes llaves independientes, agua fría y caliente, es aconsejable que los cambies por un único grifo de mezcla: monomando.

17. Si no necesitas agua caliente, utiliza los grifos monomando en la posición extrema del agua fría para evitar pequeños caudales que consuman agua caliente.

18. ¿Ducha o baño? Una ducha consume cuatro veces menos energía y agua que un baño. Tú decides.

19. La temperatura ideal para la ducha y el aseo personal, se sitúa entre los 37 y 40ºC.

20. En la cocina se consume gran cantidad de gas. El consumo energético derivado se estima en un 11% del total y el ahorro en gas es posible si se tienen en cuenta algunas recomendaciones.

21. Procura que el fondo de los recipientes sea ligeramente superior a la zona de cocción para que la llama incida totalmente en su base.

22. Si utilizas ollas a presión, además de ahorrar tiempo, consumirás menos energía. Con ollas convencionales, sólo necesitas taparlas para ahorrar energía.

23. Apaga el horno antes de finalizar la cocción. ¡El calor residual será suficiente!

24. Tanto si tienes un horno a gas como si es eléctrico, evita abrirlo innecesariamente: cada vez se pierde el 20% del calor acumulado.

25. Aprovecha al máximo la capacidad de tu horno.

Amalia Garcia De Jaar
licenciada - diplomada en servicios p...
Escrito por Amalia Garcia De Jaar
el 24/10/2011

Hola Freddy interesante tu debate... Es de extrema importancia y necesidad que cada uno de nosotros nnos concientizemos que el cuidado del planeta no es de unos cuantos... Sino de todos nosotros.... Ya estamos sufriendo las inclemencias del tiempo, clima etc. En el mundo entero como consecuencia a tan indignante indiferencia y actitud global de cada uno de nosotros en este planeta, desperdiciando luz, agua, haciendonos participes activos dee tan desvastadora guerra comercial de cuanta cosa no aporta nada sano a la atmosfera.

saludos
Amalia Garcia

graciela susana
Escrito por graciela susana
el 24/10/2011

¿Cómo ahorrar energía en casa?

Calefacción:

  • No abras las ventanas con la calefacción encendida.
  • Para ventilar la casa son suficientes 10 ó 15 minutos.
  • No tapes las fuentes de calor con cortinas, muebles o elementos similares.
  • Instala un termostato en la calefacción y regúlalo para una temperatura de no más de 20º C en invierno, por cada grado adicional gastarás aproximadamente un 5% más de energía.
  • Revisa periódicamente el estado de la caldera, aumentará su eficiencia y su duración.
  • Cierra los radiadores que no precises y apaga completamente la calefacción si tu casa va a estar desocupada.
  • Prefiere en este orden: solar, biogás, biomasa, leña, gas natural, propano o butano. Evita la electricidad.

Aislamiento:

  • A la hora de realizar reformas en tu vivienda, no dudes en colocar un aislamiento térmico en los cerramientos exteriores.
  • Instala doble acristalamiento en lugar de doble ventana, ya que aunque es más costoso, también se producirá un ahorro mayor.


Electrodomésticos:

Ten en cuenta el etiquetado energético en los electrodomésticos

El etiquetado energético informa al usuario sobre el consumo de energía y otros datos complementarios relativos a cada tipo de aparato a lo largo de su vida, por ejemplo: el ruido, la eficacia de secado y de lavado, el ciclo de vida normal, etc. Este tipo de información aparece en aparatos eléctricos tales como los frigoríficos, congeladores, lavadoras-secadoras y lavavajillas e incluso también en fuentes de luz como son las lámparas.



Las clases de eficiencia energética se pueden englobar en siete categorías desde la letra A hasta la letra G:

Categoría de eficiencia energética

Consumo de energía

Evaluación

A

<55%

Bajo consumo de energía

B

55-75%

C

75-90%

D

90-100%

Consumo de energíaMedio

E

100-110%

F

110-125%

Alto consumo de energía

G

> 125%

Mediante esta clasificación, se pueden comparar electrodomésticos del mismo tipo. Así, si se elige una lavadora de clase A, se consumirá menos de la mitad que otra de clase E, lo que supondrá un ahorro muy grande a lo largo de la vida útil de la lavadora.

  • Al comprar un electrodoméstico fíjate en su etiqueta energética. En ella se indican diferentes características: el grado de eficiencia energética, el nivel de ruido, el consumo de agua. La escala es de 7 letras de la A a la G siendo la A la que indica máxima eficiencia. Aunque el costo inicial de los más eficientes sea mayor es una inversión que se amortiza a medio plazo.
  • Utilizarlos preferentemente de noche, cuando la demanda de energía es más baja.

Para un lavado más respetuoso con el medio ambiente

  • Lava en frío o baja temperatura, el 90% de la electricidad que se consume es para calentar el agua. Utiliza preferentemente los ciclos de lavado a 30º o 40 º y evita los de 90 º.
  • Para el lavado llena la lavadora y emplea programas económicos.
  • Utiliza la dosis de detergente recomendada por el fabricante.
  • Limpia periódicamente los filtros, un óptimo rendimiento garantiza un menor consumo.
  • Limita el uso del prelavado a las prendas muy sucias.

A la hora de lavar los platos

  • Elige el programa más económico: éste limita el consumo de agua y calienta a una temperatura adecuada (50º C).
  • Evita aclarar los platos antes de ponerlos en el lavaplatos.
  • Utiliza detergentes ecológicos.
Para un uso eficiente de la nevera
  • El frigorífico sitúalo alejado de las fuentes de calor y con suficiente ventilación.
  • Mantén una distancia mínima entre la nevera y la pared.
  • Deja que los alimentos calientes se enfríen completamente antes de colocarlos en la nevera.
  • Evita mantener la puerta abierta mucho tiempo: puede ahorrar hasta un 5% de energía.
  • Descongelar cuando la capa de hielo supere los 5 mm.
  • Descongelando los alimentos en el interior de la nevera aprovechamos la energía que se ha utilizado para congelarlos.

Iluminación:

  • Aprovecha la luz del día.
  • Apaga las luces al salir de las habitaciones.
  • Utiliza luces próximas para trabajos como leer, estudiar... Y elimina las luces indirectas que suponen gran consumo al tener que ser de mayor potencia.
  • Sustituye las bombillas "normales" por otras de bajo consumo. El precio de compra es mayor pero amortizarás pronto la inversión pues consumen un 80% menos y duran 8 veces más.
  • Si tienes instalados tubos fluorescentes, continua utilizándolos, consumen mucho menos que las bombillas tradicionales.
  • Utiliza balastos electrónicos en vez de magnéticos en los tubos fluorescentes, y no los dejes encendidos si no los vas a usar. Ya no consumen mucho al encenderse.
  • Mantén limpias las bombillas, tubos fluorescentes y reflectores.

Aire acondicionado:

  • Antes de comprar un aparato de aire acondicionado, plantéate si realmente lo necesitas. Existen posibilidades de refrigeración más baratas y ecológicas (toldos, ventiladores, etc.).
  • Cierra las ventanas y baja las persianas en las horas de más calor y ábrelas cuando refresque.
  • Colocar el aparato de aire acondicionado en una parte sombreada. Si lo colocas al sol su consumo será mucho mayor.
  • Utilizarlo siempre a una temperatura razonable, el frío excesivo aumenta considerablemente el consumo de energía.
  • Mantén limpios los filtros del aire acondicionado y no lo uses con las ventanas abiertas.

Cocina y horno:

  • Cocinar con olla a presión y con poca agua supone un ahorro del 50% de energía.
  • Tapando las ollas, cazuelas y sartenes conseguiremos ahorrar un 25% de energía.
  • La mejor opción para cocinar es el gas natural o butano, pero debemos mantener en buen estado los quemadores y evitar que la llama sobrepase el fondo de los recipientes.
  • No abrir la puerta del horno si no es imprescindible
  • No usar el horno para cocinar pequeñas cantidades de alimentos, ni para recalentar o descongelar.

Agua caliente:

  • Una temperatura del agua de 40º C es suficiente para ducharse. Regula el calentador a esa temperatura para evitar calentar agua y luego enfriarla mezclándola.
  • Ahorrando agua caliente ahorramos energía. Todos los consejos para ahorrar agua son válidos para ahorrar energía.

Ordenadores:

  • Compra ordenadores que estén dotados de sistemas de ahorro de energía. Uno de los logotipos más extendidos es el conocido como Energy Star de la Agencia de protección ambiental de EEUU que garantiza que cada componente tiene un consumo inferior a 30 W. Otros logotipos son los de las marcas suecas Nutek y TCO
  • El monitor es el principal responsable del gasto eléctrico de los ordenadores y su tamaño determina su consumo energético. El salvapantallas que implica un ahorro significativo es el que funciona en modo black screen (pantalla en negro). Se aconseja un tiempo de diez minutos para que entre en funcionamiento.

El gasto de los electrodomésticos "en reposo”:

  • Muchos electrodomésticos siguen consumiendo energía mientras están apagados. Son los que quedan con un piloto encendido en posición de reposo o stand by a la espera de que alguien accione el mando a distancia, o los que funcionan con corriente continua e incorporan un transformador que permanece siempre encendido (radiocasetes, minicadenas, etc. ), u otros que permanecen encendidos se empleen o no, como el vídeo, el amplificador de antena o el teléfono sin hilo. Estos consumos, pequeños pero permanentes, pueden hacer que un aparato consuma más energía en el tiempo que está en espera, que en el que está en uso. Por ello apaga los aparatos que queden conectados permanentemente a la red, exige a los fabricantes que indiquen en las etiquetas el consumo en reposo del aparato y elige aparatos que no registren consumos internos cuando no se usen.

Freddy A Moreno
Conservación de los recursos naturales...
Escrito por Freddy A Moreno
el 25/10/2011
Ahorrando energía eléctrica en el hogar.
Cuantas veces no nos quejamos de que las cuentas de electricidad están llegando demasiado altas y que, por más que lo intentemos no logramos reducir el gasto. Pero, ¿De verdad hacemos todo lo necesario por ahorrar la energía eléctrica?


A continuación presentamos unos tips que te ayudaran a que esas cuentas sean cada vez más ajustadas a tu bolsillo. A primera vista, algunas de las recomendaciones te parecerán coontradictorias porque implican un gasto adicional, pero son una inversión que a la larga dará sus frutos:

1. Utiliza sólo los bombillos adecuados para cada espacio. Por ejemplo, no utilices uno de 100 watts donde puedes usar uno de 60, esto para espacios donde no vas a realizar un gran esfuerzo visual. Se recomienda el uso de bombillos fluorescentes de ahorro de energía, los cuales ahorran hasta un 80 por ciento de energía si lo comparamos con los bombillos tradicionales. Son caros pero a la larga valen la pena.

2. Enciende las luces sólo cuando lo necesites. No dejes luces encendidas en espacios que no vayas a utilizar por tiempo prolongado, a menos que lo hagas por seguridad.

3. Enciende el calentador de agua una hora antes de su uso y apágalo cuando termines de usarlo, esto te permitirá un ahorro sustancial. Son recomendables los temporizadores que permiten programar mediante un reloj la hora a la que se enciende y se apaga el calentador; éstos son útiles sobre todo cuando el calentador se usa siempre a una misma hora.

4. Procura tener las puertas de la nevera siempre cerradas. El dejarlas abiertas por más tiempo que el necesario hace que el frío acumulado se escape y que el motor tenga que iniciarse antes de tiempo.

5. Haz uso adecuado de lo electrodomésticos. Por ejemplo, no dejes una cafetera eléctrica encendida por demasiado tiempo, además de que quema el café, gasta mucha electricidad y aumenta el riesgo de un incendio en caso de que se te olvide apagarla.

6. Asegúrate de haber apagado aparatos como, equipos de sonido, computadoras, decodificadores de TV por cable, etc. Una vez terminado su uso.

7. Haz que verifiquen periódicamente el medidor de luz de tu inmueble, con frecuencia se pueden descubrir comportamientos anormales como fugas eléctricas y hasta robo de electricidad.

Freddy A Moreno
Conservación de los recursos naturales...
Escrito por Freddy A Moreno
el 25/10/2011
Pincelada: Ahorrar, ahorrar y ahorrar





En los tiempos que corren, a todos nos toca apretarnos el cinturón, sobre todo después de las vacaciones, que siempre suelen salir algo más caras de lo que habíamos previsto.

Si las expresiones más usadas tuviesen un ránking, seguro que la frase "no llego a fin de mes" se convertiría en el número uno de lás más oídas actualmente en España. En septiembre, con el curso escolar a punto de comenzar y todos los gastos que ello conlleva, ¿De dónde sacar, si no hay? Los castizos contestarían aquí: " ¡Ahorrando, que es gerundio!"

Seguro que muchos de ustedes tienen su receta personal de reducción de gastos. La verdad es que, en estos casos, me acuerdo mucho de mi madre. Ella sí que sabía sacar preparar exquisitos menús con cuatro cosillas. Pero ahora, con eso de que casi todas las mujeres trabajamos fuera de casa, se ha perdido la cultura de "reciclar" los restos de la comida del día anterior, ya sea por cansancio, por pereza, o , simplemente, porque ya no se sabe guisar como lo hacían las amas de casa de antaño. Lo cierto es que la jornada de trabajo en el hogar de nuestras madres y abuelas era muchísimo más larga que la nuestra en una empresa. Por aquel entonces, también las familias eran más numerosas y los maridos mucho más exigentes. Además, ellas no disponían ni de lavadoras, ni secadoras, ni aspiradoras, ni de ningún otro tipo de aparato que las ayudase en sus duras tareas. Lo hacían todo a mano, siempre y cuando no tuviesen la gran suerte de disponer de una criada o de una mujer de hacer faenas, que es como entonces se llamaba a las "empleadas del hogar" o "asistentas por horas".

Pues estudiando en qué se podría ahorrar, podríamos empezar por la electricidad, que ha subido una barbaridad en los últimos dos años. Tendríamos que volver a la buena costumbre de encender sólo las luces de la habitación donde nos encontremos, en lugar de dejar todas las lámparas de la casa prendidas, como si de una iluminación navideña se tratase.

El aire acondicionado es otro factor muy a tener en cuenta: 25º en verano y 20º en invierno deberían bastar. Las lavadoras y los lavavajillas se deberían sólo utilizar cuando estén llenas y no a media carga. Además, como ahora nos duchamos y cambiamos de ropa a diario, ésta no suele estar casi sucia, por lo que un lavado a 30º o a 40º es más que suficiente. Las secadoras consumen el doble de energía eléctrica que una lavadora, por lo que conviene no usarla más de lo imprescindible.

Y ya que hablamos de ahorrar, piensen también en el cafetito o en el bocata de media mañana, que muchos, por costumbre, toman en el bar. O en los bollicaos de los nenes. Preparar los bocadillos en casa y convencer a los niños de que la dulcería industrial no sólo es insana, sino que, para más inri, engorda un montón, podría suponer un ahorro adicional de 50 a 80 euros al mes.
Margarita Rey
Freddy A Moreno
Conservación de los recursos naturales...
Escrito por Freddy A Moreno
el 27/10/2011

Muy buenos aportes. Gracias por participar y compartir la información.

Eudes A Zambrano A
Geografía, facultad de ciencias forest...
Escrito por Eudes A Zambrano A
el 01/11/2011

Uno de los sustentos importantes de la vida ciudadana es la energía empleada en el desarrollo de nuestras actividades. El estudio de las diferentes formas de energía y su influencia sobre el medio ambiente se hace con demasiada
frecuencia de forma incompleta. Es decir, una fuente energética no sólo puede afectar a su entorno inmediato en el momento en el que está generando electricidad; para llegar a esa posibilidad, es necesaria la extracción de la materia prima y a partir de aquí, transformarla, transportarla, utilizarla en la central y más tarde gestionar los residuos (sólidos, líquidos o gaseosos) que se han producido en dichas fuentes. Por ejemplo, el caso del petróleo , tan cercano a nuestras vidas (calefacción, plásticos, nilón, poliester, transporte... )cuya explotación ha generado impactos desde que seconocen los famosos "pozos mpetroleros", pero que, hoy día está siendo explotado mar adentro (plataforma territorial maritimas) y sabemos lo que está ocasionando su extracción en los ecosistemas marinos como el del "Derrame del Golfo de México".
Si hablamos de las centrales nucleares, además de los riesgos que existen en la propia central (ejemplo: Chernobil y, más recientemente, el de Fucuyama), sigue sin resolverse el grave problema de la eliminación de residuos que permanecen radiactivos durante miles de años (actualmente se tiran directamente al fondo del mar o se acumulan en minas abandonadas, los “cementerios nucleares” como el de El Cabril en Córdoba, pero también tenemos los problemas por contaminación de suelos y cursos de agua en países como Francia, por ejemplo).
Un problema al que se enfrenta el planeta y que está relacionado totalmente con el consumo energético es el cambio climático provocado por el efecto invernadero, que se produce, fundamentalmente, por el incremento de CO2 en la atmósfera, gas que procede de la quema de combustibles fósiles (petróleo, carbón, gas natural...). Las soluciones para abandonar el uso de los combustibles fósiles y la energía nuclear existen. Para ello es necesario acabar con el actual despilfarro de energía y usarla con más racionalidad y eficiencia, y sustituir estas fuentes sucias por otras limpias y renovables. Otra serie de alternativas está en la búsqueda de combustibles que procedan de deshechos de otras actividades y cuya utilización sea mucho menos contaminante (por ejemplo, la utilización del alpechín, residuo procedente de la elaboración del aceite de oliva).
De cualquier modo, e independientemente del origen de la fuente energética es preciso una reducción importante en el consumo ya que este ha ido creciendo paralelamente al modelo de desarrollo capitalista. Y aunque siem pre se ha incidido en la necesidad de buscar nuevas fuentes de energía para apoyar y sustituir a las que, por su falta de renovabilidad o por su utilización específica, es necesario alternar, debemos ir más allá y preguntarnos como causantes de este crecimiento exacerbado y pensar en fórmulas y actuaciones que optimicen la energía que consumimos y cuál es la procedencia de dicha energía y el impacto que tiene tanto su generación como su utilización. Los desequilibrios planetarios, en el ámbito social y medio ambiental, en cuanto a recursos y niveles de calidad de vida, están estrechamente relacionados con la multitud de decisiones que, como consumidores, realizamos a lo largo del día. Todos sabemos ya, que la producción de electricidad tiene un elevado impacto ambiental. Si procede de centrales nucleares, su uso implica generar residuos radiactivos. Si la electricidad procede de centrales térmicas, las emisiones de dióxido de carbono que se producen inciden decisivamente en el recalentamiento planetario y el cambio climático.
Por este motivo es necesario concienciarnos e incorporar hábitos de compra y consumo que impidan un despilfarro innecesario que castiga la biosfera. La presión de los consumidores, el cambio de hábitos y la innovación tecnológica podrían resolver este derroche, del que somos, en buena parte, responsables. Como alternativa a estos tipos de energías existen diversas fuentes clasificadas como energías limpias y renovables, son: solar, eólica, hidráulica, geotérmicas (calor interno de la tierra), etc.
Fuente consultada: "Guía de consumo responsable. La otra cara del consumo"

www.consumoresponsable.com




Freddy A Moreno
Conservación de los recursos naturales...
Escrito por Freddy A Moreno
el 18/11/2011

Excelente aporte. Mil gracias