En este grupo En todos

Grupo de "El Liderazgo en la Educación".



¿Quiénes son los líderes educacionales?

Oruam Cadex
Licenciatura en cultura física unica
Escrito por Oruam Cadex Marichal Guevara
el 18/04/2013

El objetivo del debate es socializar la vida y obra de los grandes líderes educacionales del mundo, personas que realmente dedicaron su vida entera a la educación de su país, aportando a la teoría y a la vida práctica, toda idea es válida en este debate, una imagen, un artículo, una biografía, etcétera. A continuación comienzo con uno de los grandes líderes educacionales desde mi punto de vista.

https://grupos.emagister.com/imagen/jose_agustin_caballero_1762_1835/t1168776-0.jpg

José Agustín Caballero

( La Habana , 28 de agosto de 1762 - La Habana , 6 de abril de 1835 ) fue un sacerdote , teólogo y filósofo cubano . Es considerado como el primer iniciador de las teorías cartesianas en la isla de Cuba. [ 1 ]


Biografía

A la edad de doce años comenzó sus estudios en el Seminario de San Carlos y San Ambrosio , en La Habana. Posteriormente ingresó en la Universidad de San Jerónimo de La Habana , donde obtuvo los títulos de Bachiller en Artes en el año 1781 , Bachiller en Sagrada Teología en 1787 y Doctor en Sagrada Teología en 1788 . Para el año 1781 se dedicó al sacerdocio.

Labor

Se le conoce como uno de los más importantes representantes de la Ilustración Reformista criolla desde los finales del siglo XVIII y principios del XIX, un movimiento ideológico que dio comienzo a la reforma de los estudios de la Filosofía en Cuba, introduciendo en sus lecciones de Filosofía, las doctrinas de Locke y Condillac, así como distintos aspectos de la física de Issac Newton además de ser el responsable del comienzo de la transformación cultural e ideológica en la Isla . Poseedor de una obra literaria extensa, en la cual abarcó desde distintos temas sociales hasta críticas literarias. También fue un traductor importante, llevando al español distintas obras en latín, inglés , y francés .

Su labor intelectual se enmarca en las reformas a la educación de nivel medio en Cuba y sus notables esfuerzos por lograr una enseñanza primaria gratuita. Fue también maestro de maestros, entre sus alumnos destacan Félix Varela , José Antonio Saco , y su sobrino José de la Luz y Caballero . Fue partícipe en la creación del Papel Periódico de la Havana (primer periódico publicado en Cuba)en el año 1790 siendo su primer redactor, además de colaborar en El Observador Habanero .

Entre sus obras más destacadas se encuentran: Philosophia electiva ( 1944 ), “Discurso sobre la Física” ( 1791 ), Discurso filosófico ( 1798 ), Las ideas y la filosofía en Cuba ( 1970 )

Muerte

Murió el 6 de abril de 1835 en el Seminario de San Carlos, La Habana, Cuba, a la edad de 73 años.


Ade Salinas
Contabilidad instituto tecnológico de ...
Escrito por Ade Salinas
el 18/04/2013

José Vasconcelos


José Vasconcelos
Datos personales
José Vasconcelos
9 de junio de 1920 12 de octubre de 1921


1921 1924



Nacimiento 27 de febrero de 1882
Flag of Mexico.svg México , Oaxaca
Fallecimiento 30 de junio de 1959 (77 años)
Flag of Mexico.svg México , Ciudad de México
Profesión Abogado , político , escritor , educador, funcionario público y filósofo

José María Albino Vasconcelos Calderón (Oaxaca, 27 de febrero de 1882 - ciudad de México, 30 de junio de 1959) fue un abogado, político, escritor, educador, funcionario público y filósofo mexicano. Autor de una serie de novelas autobiográficas que retratan detalles singulares del largo proceso de descomposición del porfiriato, del desarrollo y triunfo de la Revolución mexicana y del inicio de la etapa del régimen post-revolucionario mexicano que fue llamada «de construcción de instituciones». [ 1 ]

Fue nombrado Doctor Honoris Causa por la Universidad Nacional de México y por las de Chile, Guatemala y otras latinoamericanas. Fue también miembro de El Colegio Nacional y de la Academia Mexicana de la Lengua. [ 2 ] Fue llamado el Maestro de América


Rector de la Universidad Nacional

Fue rector de la Universidad Nacional del 9 de junio de 1920 al 12 de octubre de 1921 .

Su espíritu iberoamericano, expresado en su obra literaria, queda también reflejado en la propuesta al Consejo Universitario, en abril de 1921 , del escudo que la UNAM ostenta hasta la fecha y en el que plasma su convicción de que los mexicanos deben difundir su propia patria con la gran patria hispanoamericana como una nueva expresión de los destinos humanos. La leyenda que propone para dicho escudo constituye hasta ahora el lema de la Universidad Nacional: «Por mi Raza Hablará el Espíritu».

«Yo no vengo a trabajar por la Universidad, sino a pedir a la Universidad que trabaje por el pueblo». Estas palabras del discurso del rector Vasconcelos signan lo que fue su propósito en la rectoría de la UNAM .

Apóstol de la educación

Tras reorganizar la estructura de la Universidad Nacional, Vasconcelos fue nombrado secretario de Instrucción Pública, y desde esa posición inició un ambicioso proyecto de difusión cultural en el país, con programas de instrucción popular, edición de libros y promoción del arte y la cultura. El objetivo era integrar a México de manera más amplia en las grandes transformaciones que siguieron al fin de la primera Guerra Mundial . Vasconcelos, un personaje carismático y capaz de entusiasmar a sus colaboradores, hizo de los maestros rurales un ejército de paz y de cada profesor, según su propia metáfora de raíz católica, inspirada en el sacrificio de los misioneros del período colonial, un «apóstol de la educación». Al trabajo de los maestros rurales sumó el apoyo, nunca antes visto en México, de la edición masiva de algunas de las más grandes obras del pensamiento europeo y occidental, que fueron distribuidas por todos los rincones del país en lo que Vasconcelos no dudó en calificar como Misiones Culturales .

Además, inició un ambicioso programa de intercambio educativo y cultural con otros países americanos, las llamadas «embajadas culturales», que llevaron a algunos de los más brillantes estudiantes mexicanos de la época a entrar en contacto a edad temprana con sus pares de Argentina, Brasil, Colombia, Perú y otros países de América Latina.

Apoyó, además, a multitud de artistas e intelectuales. A algunos de ellos los convenció para que se establecieran en México y --con ellos-- ideó nuevas fórmulas de expresión artística, masiva, que a pesar de sus tintes políticos y propagandísticos tienen un valor estético exento de duda. Tal fue el caso de muralistas como David Alfaro Siqueiros , José Clemente Orozco y Diego Rivera . El apoyo de la Secretaría de Instrucción Pública de Vasconcelos no se limitó, sin embargo, a los artistas mexicanos, como lo demuestra su relación con la chilena Gabriela Mistral , ni tampoco al campo de lo artístico; un ejemplo entre otros muchos es su relación con el político peruano Víctor Raúl Haya de la Torre.

Constructor de instituciones
Estatua de José Vasconcelos en el Colegio de San Ildefonso.

Un aspecto clave de su gestión, fue la reconstrucción o construcción de edificios de uso público para la difusión de la cultura, como el Estadio Nacional , escuelas públicas de diferentes niveles, bibliotecas y, de manera más general, los edificios destinados a albergar el aparato burocrático del sistema educativo a lo largo y ancho de la nación.

Vasconcelos, sin embargo, encontró difícil conciliar su condición como pensador independiente con las exigencias de los cargos de gobierno que ejerció. Además, su relación con Álvaro Obregón y Plutarco Elías Calles estuvo siempre mediada por la desconfianza que le inspiraban los mexicanos del norte de la república. Hábil para acuñar punzantes aforismos, frases célebres o para ridiculizar a sus adversarios en debates o en intercambios epistolares, en más de una ocasión expresó, con un dejo de desdén, que en México la civilización terminaba donde empezaba el consumo de carne asada, [ 4 ] en obvia referencia a las regiones del norte de México, de donde provenían Obregón y Calles.

Es por eso por lo que, luego de su brillante inicio como funcionario público, Vasconcelos decidió retirarse del ejercicio de los cargos públicos, para dedicarse a satisfacer su pasión por la escritura, el análisis filosófico y la polémica. A pesar de ello, tuvo una participación destacadísima en las luchas por obtener la autonomía de la Universidad Nacional, al lado de Antonio Caso, Manuel Gómez Morín y otros personajes destacados de la década de los veinte.

En su filosofía como educador propone: Sentir la cultura mestiza como base del concepto de mexicanidad. Mexicanizar el saber, es decir, hacer objeto de estudio la antropología y el medio natural del país. Hacer de Latinoamérica el centro de una gran síntesis humana. Emplear el sentido del servicio y amor fraterno del ser humano como medio de ayuda a los más desprotegidos, y Valerse del industrialismo -como simple medio, nunca como un fin- para promover el progreso de la nación.


Legado

Biblioteca José Vasconcelos.

Su obra dejó una marca profunda en la vida cultural mexicana. Su doctrina filosófica lo caracteriza como cercano a Arthur Schopenhauer y Miguel de Unamuno. El humanismo vasconcelista tiene perspectiva vivencial en su monumental serie autobiográfica Ulises Criollo (1935), La tormenta (1936), El desastre (1938), El proconsulado (1939) y La Flama. Los de Arriba en la Revolución. Historia y Tragedia (1959). La Raza Cósmica (1925) adelanta la más poderosa crítica hasta ahora del racismo con el que, desde el siglo XVI, se ha tratado de justificar la sumisión de los pueblos de América Latina frente a Europa y la América sajona. Se trata en su conjunto de una obra que ha sido influyente para la conformación del pensamiento filosófico, humanista y político en Latinoamérica, que recorrió y cultivó intelectualmente como se atestigua en las narraciones de «La raza cósmica».

Vasconcelos, hombre de gran capacidad intelectual ensombreció, empero, su propia imagen al escribir su autobiografía, en la que criticó a muchos personajes de la revolución y de la política mexicana que fueron más exitosos que él. Las alusiones personales a gente trascendente de su época, con apodos que la ridiculizaba, empobrecen la obra de Vasconcelos.

Ensayos y tratados escritos a lo largo de su vida dan cuenta de su pensamiento, del cual puede decirse que cambió y evolucionó desde un espíritu idealista a uno tortuoso; pero siempre dotado de una luminosidad típicamente latinoamericana, que sale a relucir en su mordaz crítica filosófica hacia autores existenciales europeos como Søren Kierkegaard, lo que en cierta manera constituye una profecía autocumplida de su propia tesis filosófica racial expuesta en «Raza cósmica» acerca de los temperamentos humanos, sus características y potencial.

Su filosofía está contenida en «Pitágoras, una teoría del ritmo» (1916), «El monismo estético» (1918), «Tratado de metafísica» (1929), «Ética» (1932) y «Estética» (1935) que es considerada por estudiosos de su pensamiento como la mejor de sus obras; al respecto dice Antonio Castro Leal, en el prólogo de su obra compilatoria «José Vasconcelos: Páginas Escogidas» (México, 1940, Ed. Botas) lo siguiente: «La Estética, libro de los más importantes en la literatura filosófica iberoamericana, recoge y rectifica temas tratados en los cuatro libros anteriores, y tiene esa audacia de inspiración que sorprendió en sus primeros ensayos. Es una estética propiamente dicha y una metafísica; es, en realidad, una metafísica estética. » (cf. Ibid.p. 15).

Uno de sus principales logros es la literatura de género divulgativo, lo que logra con «Estudios indostánicos» (1921), «Historia del pensamiento filosófico» (1937), «Manual de filosofía» (circa 1945) y «Breve historia de México» (1956). Es notable que casi la totalidad de sus escritos fueron publicados en primera o segunda edición por Editorial Botas (México), cuyo director recibía los manuscritos de primera mano.

Vasconcelos se aventuró en las aguas de la ficción literaria con obras en diversos géneros. En el rubro de la crítica destacan sus Divagaciones literarias (1919), en materia de drama su Prometeo vencedor (1916), en materia de relatos está La sonata mágica (1933), además de la obra política que complementa a la autobiográfica, como en el caso de Cartas políticas (1959), publicadas de manera póstuma por el Fondo de Cultura Económica, la institución que ahora tiene la titularidad de los derechos de sus Obras Completas.

Vasconcelos editó la Revista Continental Timón , en la cual colaboraron personajes como Dr. Atl y Andrés Henestrosa, la cual circuló de febrero a junio de 1940. [ 10 ] En dicha revista, se hizo la apología de la ideología y programa políticos de la Alemania Nazi, en una época en que muchos intelectuales cayeron en el espejismo del fascismo. [ 11 ]

En homenaje a la figura histórica de José Vasconcelos, el presidente Vicente Fox (2000-2006) inició el proyecto de la Biblioteca José Vasconcelos, que tras varios retrasos en la conclusión del mismo, finalmente abrió sus puertas al público el 1° de diciembre de 2008




Monona Toledo
Maestra educacion primaria-experta en ...
Escrito por Monona Toledo
el 18/04/2013

Domingo Faustino Sarmiento

Domingo Faustino Sarmiento

Domingo Faustino Sarmiento ( San Juan , Provincias Unidas del Río de la Plata , 15 de febrero de 1811 Asunción , Paraguay , 11 de septiembre de 1888 ) fue un político , escritor , docente , periodista y militar argentino ; gobernador de la Provincia de San Juan entre 1862 y 1864 , presidente de la Nación Argentina entre 1868 y 1874 , Senador Nacional por su Provincia entre 1874 y 1879 y Ministro del Interior de Argentina en 1879.

Se destacó tanto por su laboriosa lucha en la educación pública como en contribuir al progreso científico y cultural de su país. En 1947 la Conferencia Interamericana de Educación estableció como Día Panamericano del Maestro el 11 de septiembre , fecha de su fallecimiento y en homenaje a su figura de educador.

Educación y cultura

Generalmente se acepta que Sarmiento centró la mayor parte de su esfuerzo gubernativo en la promoción de la educación, aunque algunos historiadores afirman que dio al menos igual importancia a la extensión de las comunicaciones en el país. 8

En cualquier caso, el impulso dado a la educación bajo el ministerio de Nicolás Avellaneda fue notable. Mediante la Ley de Subvenciones de 1871 –que asignaba a la educación pública las herencias sin sucesión directa y un octavo de las ventas de tierras públicas– garantizó los fondos para la creación de nuevas escuelas y la compra de materiales y libros. Durante su mandato, y con apoyo nacional, las provincias fundaron unas 800 escuelas de primeras letras, alcanzando a un total de 1816 escuelas, de las cuales el 27% eran privadas; 9 la población escolar se elevó de 30 000 a 110 000 alumnos. 10

A fin de garantizar la educación primaria, trajo desde los Estados Unidos 61 maestras primarias; 11 creó las primeras escuelas normales, tomando como ejemplo la Escuela Normal de Paraná, fundada en 1870. 12 Subvencionó la primera escuela para sordomudos, que era privada. 13

Continuando con la política de su antecesor, fundó los Colegios Nacionales de La Rioja , Santa Fe, San Luis, Jujuy , Santiago del Estero , Corrientes y Rosario. 14

Fundó escuelas de arboricultura y agronomía en San Juan, en Mendoza , y más tarde en San Miguel de Tucumán y Salta .

En ese mismo año propició la creación y el desarrollo de la Comisión Nacional de Bibliotecas Populares (CONABIP), que hasta la actualidad fomenta el fortalecimiento de las bibliotecas populares en tanto organizaciones de la sociedad civil e impulsa su valoración pública como espacios físicos y sociales relevantes para el desarrollo comunitario y la construcción de ciudadanía. 15 En la capital fundó la Biblioteca Nacional de Maestros .

Una de sus primeras decisiones fue realizar una Exposición de Artes y Productos Nacionales, que finalmente fue realizada en 1871 en la ciudad de Córdoba . La gente tomó este proyecto como una locura, pero terminó siendo un gran éxito. En ella se promovieron tejidos, curtiembres , fundiciones, tintorerías , y productos agropecuarios; todos de distintas regiones del país. Durante su visita a la exposición Sarmiento ostentó un traje de vicuña elaborado con telas nacionales y recibió además en premio una medalla por haber introducido el mimbre en el país. 16 También se promocionó abundante maquinaria agrícola e industrial disponible para importar. Esta exposición inició la preocupación por las ciencias básicas, y d[[e ese impulso surgieron la Academia de Ciencias de Córdoba –dirigida por el botánico alemán Germán Burmeister – y el Observatorio Nacional de Córdoba, dirigido por el astrónomo norteamericano Benjamín Gould . 13

En la Universidad Nacional de Córdoba se creó la Facultad de Ciencias Exactas, Física y Naturales , que dictaba la carrera de ingeniería. 13 Por su iniciativa se crearon en la región cuyana las cátedras de mineralogía en los Colegios nacionales de Catamarca y de San Juan, que se convertirían en 1876 en la Escuela de Ingenieros de San Juan .

Ade Salinas
Contabilidad instituto tecnológico de ...
Escrito por Ade Salinas
el 18/04/2013


GRANDES EDUCADORES DE MEXICO
JUSTO SIERRA MENDEZ. - MAESTRO DE AMÉRICA
LUMEN, NUMEN "El pueblo mexicano tiene hambre y sed de justicia" Justo Sierra Méndez

Nacido en el puerto de Campeche el 26 de enero de 1848, Justo Sierra Méndez es considerado un personaje ilustre de nuestro México por derecho propio. Hijo del abogado oriundo de Yucatán Don Justo Sierra O'Reilly, eminente jurista, historiador y escritor, y de doña Concepción Méndez.
Estudiante ejemplar del Colegio de San Ildefonso -que en ese momento era considerado la mejor escuela de jurisprudencia en el país- se recibe con honores académicos como abogado en el año de 1871, siendo también este lugar espacio donde se vincula con jóvenes liberales y maestros progresistas, reafirmando con ello su carácter de renovador. La narración, la poesía, el arte de hacer y decir discursos, los ensayos y las crónicas históricas son, entre otras, parte de las actividades dentro de las cuales Don Justo Sierra Méndez llegó a sobresalir. Dentro de su inicio en las artes literarias sobresalen sus obras "Cuentos Literarios" y "El Ángel del Porvenir", así como la obra de teatro "Piedad" y el poema "Playera", pasado el tiempo su gusto lo llevó a enfocarse en temas históricos, políticos y educativos. Su interés por la política y el desarrollo de su país lo llevan a ser varias veces diputado en el Congreso de la Unión; su capacidad de jurista lo lleva a ser el primer magistrado de la Suprema Corte de Justicia en 1894. Ya en su faceta de gran educador y en su papel de diputado federal, Don Justo Sierra Méndez lanza un proyecto que daba a la educación primaria la categoría de obligatoria, esto sería a la postre, uno de los grandes legados educativos de Sierra Méndez ilustre mexicano que con acciones de este nivel se propuso mejorar la educación en México. Dentro de varias de sus iniciativas se encuentra la relativa a la creación de una Rotonda de Hombres Ilustres en nuestro país, la cual fue concretada en 1880. Se consideró firme partidario del "positivismo" dentro de la educación en México, por ceer que una de las finalidades de esta teoría era la del progreso material de las naciones y que de esta manera el país, en aras de alcanzar su propia identidad, necesitaría un sistema educativo nacionalista al servicio de la igualdad y el orden. De hecho sería el positivismo la corriente de la cual tomaría Justo Sierra gran parte de su ideario educativo, dado que se pugnaba por que la educación de la época diera como resultado una sociedad más ordenada, productiva y eficiente. Dentro del aspecto social se buscaba dar vida a un sistema educativo bajo el dogma positivista, con la firme intención de acabar con la ignorancia y el oscurantismo. La escolaridad era, pues, clave para este proyecto. Se pugnaba ya entonces por una educación laica, universal y gratuita -ideales del laicismo positivista-. Su gran visión social y educativa lo impulsan a fomentar propuestas que tiendan a realizar cambios en los profesionales de la educación; haciendo referencia a la necesidad de abandonar el término instrucción y dejar en su lugar, y de manera permanente, el de educación. En su visión de una educación igualitaria propone la unificación de la lengua en todo México, y en relación a la laicidad educativa expone su temor a que se dejen influencias por creencias religiosas, razones que refleja en su obra "Evolución política del pueblo méxicano", en la cual decía: "El enemigo es íntimo; es la probabilidad de pasar del idioma indígena al idioma extranjero en nuestras fronteras, obstruyendo el paso a la lengua nacional; es la superstición que sólo la escuela laica, con su espíritu humano y científico, puede combatir con éxito; es la irreligiosidad cívica de los impíos que, abusando del sentimiento religioso inextirpable de los mexicanos, persisten en oponer a los principios, que son la base de nuestra vida moderna, los que han sido la base religiosa de nuestro ser moral; es el escepticismo de los que, al dudar de que lleguemos a ser aptos para la libertad, nos condenan a muerte". Justo Sierra pugnó también por lograr la autonomía de los jardines de niños, el reconocimiento al gremio magisterial y, a nivel superior, la reorganización de las carreras de medicina, leyes, ingeniería, las bellas artes y la música, así como el logro de elevar a categoría de ciencia a la arqueología y el proyecto de dotar al país con una universidad libre, el cual fue materializado 30 años después, con la creación de la Universidad Nacional en 1881. Desde sus posibilidades fue un claro partidario de fomentar la creación de becas para ayudar con ello a los alumnos más prometedores del país. Dentro de su actividad en la administración pública destaca su nombramiento como ministro de Instrucción Pública y Bellas Artes durante la gestión del general Porfirio Díaz, y ya siendo presidente Francisco Indalecio Madero fue designado ministro plenipotenciario de México en España. Don Justo Sierra Méndez muere en la ciudad de Madrid en el año de 1912. Sus restos fueron repatriados posteriormente y sepultado con honores en la Rotonda de los Hombres Ilustres. Trayectoria como la aquí transcrita de manera sucinta fue razón y justificación más que suficiente para que en el centenario de su nacimiento la Universidad Nacional de México, junto con otras universidades, lo declarara "Maestro de América" y fuera a la par considerado como uno de los padres de la educación pública en el país. No cabe duda que su legado en la actualidad sigue estando tan presente, no sólo en ordenamientos constitucionales de nuestro tiempo, sino también en los hechos que dan vigor al sistema educativo bajo el cual trabaja la Federación y sus entidades al día de hoy. Nadie dudará que personajes rectos, visionarios y transparentes como Don Justo Sierra hacen falta en nuestro país; como al igual nadie podrá negar la existencia de muchos personajes similares que se encuentran en las aulas de nuestra tierra, día con día, tratando de formar el ciudadano ejemplar que esta patria se merece.

Juana Marlene Martínez
castellano universidad católica de c...
Escrito por Juana Marlene Martínez
el 18/04/2013

Un saludo cordial a Ouam

Exito en este debate.


La estatura intelectual de Andrés Bello

Bello sintió desde su mocedad la revelación de la belleza literaria y se dejó seducir muy tempranamente por el ensayo de sus propias composiciones en verso, tanto como por la tentación de refundir en expresiones personales lo que aprendía deliciosamente de los clásicos latinos, poetizándolos en el lenguaje estudiado y admirado en los grandes escritores de los siglos de oro de las letras castellanas. A los veinte años había logrado prestigio cierto entre sus contemporáneos, en la Caracas de los años de traspaso del siglo XVIII al XIX. La personalidad prometedora del joven Bello mereció aprecio y consideración de la gente más culta de su tiempo. Aquellos notables varones que integrarán la generación de la independencia reconocieron las dotes de Bello y le brindaron amistad y trato de alta deferencia.

La continuidad de su obra literaria, las iniciativas de empresas como la revista El Lucero o el Calendario Manual, y el feliz acierto en los cargos de responsabilidad que le tocó desempeñar en los años postrimeros de la Colonia en Venezuela van acrecentándole el respeto y estimación de sus coetáneos hasta el momento del gran cambio político que se inicia el 19 de abril de 1810, al formarse la Junta Conservadora de los Derechos de Fernando VII, expresión de autonomía que conduciría, naturalmente, a la Declaración de Independencia el 5 de julio de 1811.

Los hombres del 19 de abril veían, sin duda, a Bello como una esperanza para la comunidad nacional: joven cultor de las letras, estudioso del lenguaje, buen latinista, conocedor del francés y del inglés, experimentado en tareas de administración pública, circunspecto, serio, de carácter esquivo por introvertido, pero entusiasta por todo lo que se relacionaba con la cultura y las acciones públicas en la ciudad de Caracas. Cuando Bolívar y López Méndez son designados para la misión diplomática ante el gobierno de la Gran Bretaña es lógico que pensaran en la cooperación de Bello, y así la solicitaron de Juan Germán Roscio, a la sazón Secretario de Relaciones Exteriores de la junta de Caracas. La partida hacia Londres, con la subsiguiente permanencia por diez y nueve años en la capital inglesa, será un hecho trascendental en la vida de Andrés Bello. Para la evolución de su pensamiento, el período de estudio en Londres y las reflexiones hacia América desde tan importante atalaya del mundo liberal son definitorios del destino de Bello.

La obra literaria que nos brinda desde Inglaterra nos presenta ya rasgos distintos de lo que había producido en Caracas. Por una parte, la madurez que dan los años y el desarrollo poderoso de sus meditaciones; y, por otra, la maestría en el estro personal, tanto como la considerable ampliación de horizonte en sus inspiraciones. La vía de perfeccionamiento del primer descubrimiento de la belleza literaria en sus días de Caracas, es visible en el lenguaje, que logra expresión peculiarísima, tanto como en la fuerza de los temas de toda su poesía y de su prosa, con lo cual logra cincelar sus versos con rigor y fluidez, y anima sus juicios y sus investigaciones con nuevos objetivos críticos.

El estudio y la corrección han impulsado un progreso evidente a las inquietudes juveniles. Se perfila el futuro maestro del continente en todo cuanto escribe desde la capital inglesa. El distinto panorama de sus lecturas, el trato con personas de otras latitudes y el mayor fondo de cultura que Londres le proporciona, dan otro sentido y diferente calidad a su obra literaria. Las primeras producciones de Bello, en Caracas, son escarceos de valor personal, casi íntimo, como ejercicios de principiante enamorado de la poesía, en tanto que la obra en su tiempo de Inglaterra cobra mayor alcance, mayor perfección y más ambición literaria. Es ya un gran poeta, que habla para un continente. Del mismo modo, aparece en sus prosas, al lado del placer de la investigación, el propósito educador hacia sus compatriotas americanos, con plena maestría y autoridad. Tal es el sentido entrañable de todo cuanto publica en la Biblioteca Americana y en El Repertorio Americano. Ha adquirido ya su tarea literaria la dimensión última, que no abandonará jamás en los años posteriores: la educación de sus hermanos de América.

Desde su arribo a Chile, todo lo que escribe contiene este carácter esencial de su obra literaria, pero le añade otro rasgo: el tener conciencia del valor de acción social de las letras, como medio formador de los pueblos americanos, constituidos en Repúblicas independientes. La primera revelación literaria de sus días caraqueños, que fue su goce personal en los días mozos, convertida en mensaje a sus compatriotas en su etapa londinense, será ahora, principalmente, el medio e instrumento más adecuado para la formación del gusto en la comunidad chilena y la base para la educación de las personas y el fortalecimiento de la moral. Sin que desaparezca el placer de la creación literaria en el alma de Bello, predomina, con pleno convencimiento, el propósito de participar en la consolidación y mejoramiento de las nuevas sociedades.

Armado Andrés Bello de una profunda fe en la civilización, mediante la educación de los pueblos, mantiene constantemente en todos sus escritos, en Chile, estos mismos principios sobre la dedicación e incremento del estudio y cultivo de las ciencias y las letras, persuadido de que los frutos que han de lograrse conducen a lo que llama «adelantamientos en todas las líneas», en las que comprende «sin duda los más importantes a la dicha del género humano, los adelantamientos en el orden moral y político». Se opone Bello, decididamente, a la opinión de quienes sostienen que podría ser peligroso «bajo un punto de vista moral, o bajo un punto de vista político» el desarrollo de las ciencias y las letras.

Con la tarea paciente, sistemática, con admirable distribución de su tiempo, todos los días, Bello entregará hasta el fin de sus días, la obra de enseñanza que le ha dado la estatura extraordinaria de educador de repúblicas, al dar forma y contenido a una pluralidad de materias que hoy nos asombra por su diversidad y por su profundidad, hasta configurar la personalidad del mayor humanista-polígrafo en la historia del Continente americano. Cree en el porvenir de la civilización en esta parte de la tierra, como aporte valioso al concierto de las naciones cultas.

He aquí su profecía, de 1836:

La América desempeñará en el mundo el papel distinguido a que le llaman la grande extensión de su territorio, las preciosas y variadas producciones de su suelo, y tantos elementos de prosperidad que encierra.

Es la misma pasión y es idéntico concepto de lo que había estampado en 1810, en el Resumen de la Historia de Venezuela , reducido a un menor ámbito geográfico:

La Provincia de Venezuela debe elevarse al rango que la naturaleza le destina en la América.

A ello contribuyó con su obra literaria, que no es más que una parte de su acción de educador.


Griselda Susana Ordoqui
Prof en humanidades, especialidad filo...
Escrito por Griselda Susana Ordoqui
el 18/04/2013

Simón Rodríguez

Pedagogo y escritor venezolano, nacido en Caracas en 1771 y fallecido en Amotape, Perú, en 1854. Maestro de Simón Bolívar , sus inquietudes e ideas reformadoras influyeron poderosamente en la formación de El Libertador, según él mismo reconoció.

Simón Rodríguez se llamaba realmente Simón Carreño Rodríguez, pero prescindió del primer apellido a raíz de una desavenencia con su hermano Cayetano, músico de profesión. Por sus actividades conspiradoras, tuvo que emigrar en 1794 y cambió su nombre (Samuel Róbinson). La teatralidad de su existencia contrasta con su sentido estricto de la honestidad y la trascendencia renovadora de sus ideas pedagógicas y sociales.

Tuvo a su cuidado la educación del niño Simón Bolívar hasta los catorce años, y en 1804, cuando el maestro se encontraba en Viena, se le presentó el discípulo, que lo acompañó por Europa. Se dice que desde el Monte Sacro, en Roma, Simón Rodríguez hizo jurar a su discípulo que dedicaría su vida a luchar por la independencia de su patria. Sea ello cierto o no, forma parte de la teatralidad ritual que tanto influyó en el alma de Bolívar

Griselda Susana Ordoqui
Prof en humanidades, especialidad filo...
Escrito por Griselda Susana Ordoqui
el 18/04/2013

La originalidad del pensamiento de Simón Rodríguez Para enseñar a pensar se resume en estos 6 puntos:
- Se ha de educar a todo el mundo sin distinción de razas ni colores, no nos alucinemos: sin educación popular, no habrá verdaderasociedad.
- Instruir no es educar. Enseñen, y tendrán quien sepa: eduquen, y tendrán quien haga.
- Mandar recitar de memoria lo que no se entiende, es hacer papagayos. No se mande, en ningún caso, hacer a un niño nada que no tenga su por qué al pie.
- En las escuelas deben estudiar juntos los niños y las niñas.
- Los varones deben aprender los tres oficios principales: albañilería,carpintería y herrería.
- Al que no sabe, cualquiera lo engaña. Al que no tiene cualquiera lo compra.
»

Griselda Susana Ordoqui
Prof en humanidades, especialidad filo...
Escrito por Griselda Susana Ordoqui
el 18/04/2013

Una de sus frases:


"O inventamos o estamos perdidos..."

Griselda Susana Ordoqui
Prof en humanidades, especialidad filo...
Escrito por Griselda Susana Ordoqui
el 18/04/2013

Pensamientos de Simón Rodríguez
martes, 24 de junio del 2008 a las 19:44


1. - Enseñen y tendrán quien sepa, eduquen y tendrán quien haga.


2. - Al que no sabe, cualquiera lo engaña. Al que no tiene, cualquiera lo compra ".

3. - "Entre los que vemos con desdén, hay muchísimos que serían mejores que nosotros, si hubieran tenido escuela".

4. - "Todos los militares de talento envainan la espada para abrir los libros, desde el momento en que el enemigo les abandona el campo".

5. - "Sin educación popular no habrá verdadera sociedad".

6. - "El hombre no es ignorante porque es pobre, sino lo contrario".

7. - "Nadie hace bien lo que no sabe; por consiguiente nunca se hará República con gente ignorante, sea cual fuere el plan que se adopte".

8. - "Instruir no es educar; ni la instrucción puede ser un equivalente de la educación, aunque instruyendo se eduque".

9. - "No hay interés donde no se entrevé el fin de la acción. Lo que no se hace sentir no se entiende, y lo que no se entiende no interesa. Llamar, captar y fijar la atención, son las tres partes del arte de enseñar. Y no todos los maestros sobresalen en las tres".

10. - "El título de maestro no debe darse sino al que sabe enseñar, esto es al que enseña a aprender; no al que manda a aprender, ni al que aconseja que se aprenda. El maestro que sabe dar las primeras instrucciones, sigue enseñando virtualmente todo lo que se aprende después, porque enseñó a aprender".

Griselda Susana Ordoqui
Prof en humanidades, especialidad filo...
Escrito por Griselda Susana Ordoqui
el 18/04/2013

Otro grande


Paulo Freire

(Recife, Brasil, 1921 - São Paulo, 1997) Pedagogo brasileño. Estudió filosofía en la Universidad de Pernambuco e inició su labor como profesor en la Universidad de Recife, como profesor de historia y filosofía de la educación.


Paulo Freire

En 1947 inició sus esfuerzos para la alfabetización de adultos, que durante los años sesenta trataría de llevar a la práctica en el nordeste de Brasil, donde existía un elevado índice de analfabetismo. Con la ayuda del obispo Helder Cámara, promovió en 1961 el denominado «movimiento de educación de base», a la vez que desarrollaba su metodología educativa. Con la llegada al poder en 1964 del general Humberto Castelo Branco, fue detenido y hubo de abandonar el país. En el exilio ejerció como asesor educativo de diversas instituciones, entre ellas la UNESCO. Regresó a Brasil en 1980.

Desde unas creencias profundamente cristianas, Paulo Freire concibió su pensamiento pedagógico, que es a la vez un pensamiento político. Promovió una educación humanista, que buscase la integración del individuo en su realidad nacional. Fue la suya una pedagogía del oprimido, ligada a postulados de ruptura y de transformación total de la sociedad, que encontró la oposición de ciertos sectores sociales. Definió la educación como un proceso destinado no a la domesticación sino a la liberación del individuo, a través del desarrollo de su conciencia crítica.

Las ideas educativas de Paulo Freire quedaron recogidas en los diversos ensayos que publicó. Entre otros títulos, destacan La educación como práctica de la libertad (1967), Pedagogía del oprimido (1969) y Educación y cambio (1976).

Griselda Susana Ordoqui
Prof en humanidades, especialidad filo...
Escrito por Griselda Susana Ordoqui
el 18/04/2013

A continuación les presento veinte frases reconocidas de Paulo Freire del cual seguramente han oído hablar, no son “leyes” o “normas” sobre el trabajo que pretendemos hacer, más bién son excelentes construcciones sobre la educación popular, a mi modo de ver, un gran aporte para seguir enriqueciendolo:

1- Es necesario desarrollar una pedagogía de la pregunta. Siempre estamos escuchando una pedagogía de la respuesta. Los profesores contestan a preguntas que los alumnos no han hecho
2- Mi visión de la alfabetización va más allá del ba, be, bi, bo, bu. Porque implica una comprensión crítica de la realidad social, política y económica en la que está el alfabetizado

3- Enseñar exige respeto a los saberes de los educandos

4- Enseñar exige la corporización de las palabras por el ejemplo
5- Enseñar exige respeto a la autonomía del ser del educando

6- Enseñar exige seguridad, capacidad profesional y generosidad

7- Enseñar exige saber escuchar

8- Nadie es, si se prohíbe que otros sean

9- La Pedagogía del oprimido, deja de ser del oprimido y pasa a ser la pedagogía de los hombres en proceso de permanente liberación

10- No hay palabra verdadera que no sea unión inquebrantable entre acción y reflexión
11- Decir la palabra verdadera es transformar al mundo

12- Decir que los hombres son personas y como personas son libres y no hacer nada para lograr concretamente que esta afirmación sea objetiva, es una farsa

13- El hombre es hombre, y el mundo es mundo. En la medida en que ambos se encuentran en una relación permanente, el hombre transformando al mundo sufre los efectos de su propia transformación

14- El estudio no se mide por el número de páginas leídas en una noche, ni por la cantidad de libros leídos en un semestre. Estudiar no es un acto de consumir ideas, sino de crearlas y recrearlas

15- Solo educadores autoritarios niegan la solidaridad entre el acto de educar y el acto de ser educados por los educandos

16- Todos nosotros sabemos algo. Todos nosotros ignoramos algo. Por eso, aprendemos siempre

17- La cultura no es atributo exclusivo de la burguesía. Los llamados “ignorantes” son hombres y mujeres cultos a los que se les ha negado el derecho de expresarse y por ello son sometidos a vivir en una “cultura del silencio”

18- Alfabetizarse no es aprender a repetir palabras, sino a decir su palabra

19- Defendemos el proceso revolucionario como una acción cultural dialogada conjuntamente con el acceso al poder en el esfuerzo serio y profundo de concientización

20- La ciencia y la tecnología, en la sociedad revolucionaria, deben estar al servicio de la liberación permanente de la HUMANIZACIÓN del hombre.

Griselda Susana Ordoqui
Prof en humanidades, especialidad filo...
Escrito por Griselda Susana Ordoqui
el 18/04/2013

"Enseñar no es transferir"



"La alfabetización es una experiencia creadora"



" Me gustaría que me recordaran como un sujeto que amó a las personas, animales y a la vida "


Griselda Susana Ordoqui
Prof en humanidades, especialidad filo...
Escrito por Griselda Susana Ordoqui
el 18/04/2013

Trabajó principalmente para los pobres que no sabían leer ni escribir. Los testimonios de esta gente agradecida de sólo poder firmar es enternecedora. Enseñó con otros docentes a 300 trabajadores de la caña de azúcar en sólo 45 días. Hubieran sido muchos más los beneficiados si no fuera por un golpe de estado que hizo que se tuviera que exiliar con su familia.

Cuentan sus hijas que a pesar de extrañar su tierra en su casa siempre se las arreglaron para que el hogar tuviera el "olor y sabor de Brasil" a través de las comidas que preparaba su madre, otra docente, que no saben de donde sacaba los porotos y otros vegetales para prepararlas.

Griselda Susana Ordoqui
Prof en humanidades, especialidad filo...
Escrito por Griselda Susana Ordoqui
el 18/04/2013

María Montessor i . Biografía

María Montessori ( 31 de agosto de 1870 - 6 de mayo de 1952), fue una educadora, científica, médica, psiquiatra, filósofa, psicóloga, devota católica, feminista, y humanista italiana. Nació Chiaravalle, provincia de Ancona, Italia, en el seno de una familia burguesa católica . Su madre fue Renilde Stoppani, mientras que su padre Alessandro Montessori era militar de profesión y muy estricto; en esa época a lo que más aspiraba una mujer era a ser maestra, aunque en su familia se reconocía el derecho a cierta educación de la mujer.

Estudi ó ingeniería a los 14 años, luego biología y por último es aceptada en la Universidad de Roma, en la Escuela de Medicina. A pesar de que su padre se opuso al principio, se graduó en 1896 como la primera mujer médico en Italia. Fue miembro de la Clínica Psiquiátrica Universitaria de Roma. Más tarde, estudió Antropología y obtuvo un doctorado en Filosofía, época en la que asiste a uno de los primeros cursos de psicología experimental. Fue contemporánea de Freud y desarrolló su propia clasificación de enfermedades mentales. (Tomado de Wikipedia)

De un desafortunado romance con Giuseppe Montesano, psiquiatra y profesor suyo, nació su hijo Mario. La profunda desilusión que le causó el abandono del médico, llevó a María Montessori a afiliarse al movimiento feminista, del que fue representante a nivel nacional e internacional, y representó a Italia en los Congresos de Berlín (1896) y de Londres (1899).

Aunque el régimen de Mussolini la distinguió miembro honorario, acusó públicamente al fascismo de «formar a la juventud según sus moldes brutales» y al convertirlos en «pequeños soldados». Sus opiniones causaron tanta molestia en el régimen gobernante que a la doctora no le quedó otra alternativa que exiliarse.A bandonó Italia en 1933 al ser clausuradas sus escuelas y fue a Barcelona, donde estuvo viviendo un tiempo y luego se estableció en Holanda con su esposo y su hijo. Regresó a Italia en 1947 para ayudar a la reorganización de escuelas y reanudar las clases en la Universidad de Roma.

Griselda Susana Ordoqui
Prof en humanidades, especialidad filo...
Escrito por Griselda Susana Ordoqui
el 18/04/2013

Se interesó por la educación de los niños con deficiencias mentales y aplicó métodos experimentales consiguiendo que estos niños aprendieran a leer y escribir. Desarrolló sus propios métodos que aplicó más tarde a toda clase de niños. A través de su práctica profesional llegó a la conclusión de que los niños « se construyen a sí mismos » a partir de elementos del ambiente y, para comprobarlo, volvió a las aulas universitarias a estudiar psicología. En 1906, decidió hacerse cargo durante el día de 60 menores cuyos padres trabajaban.

Fundó la Casa de los Niños y desarrolló allí lo que a la postre se llamaría el método Montessori de enseñanza. Todas sus teorías se basaron en lo que observó a los pequeños hacer por su cuenta, sin la supervisión de adultos. La premisa de que los niños son sus propios maestros y que para aprender necesitan libertad y multiplicidad de opciones entre las cuales escoger, inspiró a María Montessori en todas sus batallas por reformar la metodología y la psicología de la educación.

En 1949 se estableció definitivamente en Amsterdam, y ese año publicó su libro The Absorbent Mind. En 1950 fue nombrada doctora honoris causa por la Universidad de Amsterdam. En tres oportunidades fue nominada para el Premio Nobel (1949, 19 50 y 19 51). Falleció en Holanda en 1952 , a los 82 años de edad , pero su pensamiento sigue vivo en las muchas instituciones educativas alrededor del mundo que aplican su método.

Griselda Susana Ordoqui
Prof en humanidades, especialidad filo...
Escrito por Griselda Susana Ordoqui
el 18/04/2013

La importancia de María Montessori

La Metodología Montessori comenzó en Italia y es tanto un método como una filosofía de la educación. Fue desarrollada por la Doctora María Montessori, a partir de sus experiencias con niños en riesgo social. Basó sus ideas en el respeto hacia los niño s y en su impresionante capacidad de aprender. Los consideraba como la esperanza de la humanidad, por lo que dándoles la oportunidad de utilizar la libertad a partir de los primeros años de desarrollo, el niño llegaría a ser un adulto con capacidad de hacer frente a los problemas de la vida, incluyendo los más grandes de todos, la guerra y la paz. El material didáctico que diseñó es de gran ayuda en el período de formación preescolar.

Es difícil actualmente comprender el impacto que tuvo Maria Montessori en la renovación de los métodos pedagógicos a principios del siglo XX, pues la mayoría de sus ideas hoy parecen evidentes e incluso demasiado simples. Pero en su momento fueron innovaciones radicales, que levantaron gran controversia especialmente entre los sectores más conservadores.

«El niño, con su enorme potencial físico e intelectual, es un milagro frente a nosotros. Este hecho debe ser transmitido a todos los padres, educadores y personas interesadas en niños, porque la educación desde el comienzo de la vida podría cambiar verdaderamente el presente y futuro de la sociedad. Tenemos que tener claro, eso sí, que el desarrollo del potencial humano no está determinado por nosotros. Solo podemos servir al desarrollo del niño, pues este se realiza en un espacio en el que hay leyes que rigen el funcionamiento de cada ser humano y cada desarrollo tiene que estar en armonía con todo el mundo que nos rodea y con todo el universo». Maria Montessori


Griselda Susana Ordoqui
Prof en humanidades, especialidad filo...
Escrito por Griselda Susana Ordoqui
el 18/04/2013

Griselda Susana Ordoqui
Prof en humanidades, especialidad filo...
Escrito por Griselda Susana Ordoqui
el 18/04/2013

Griselda Susana Ordoqui
Prof en humanidades, especialidad filo...
Escrito por Griselda Susana Ordoqui
el 18/04/2013

«El niño, con su enorme potencial físico e intelectual, es un milagro frente a nosotros. Este hecho debe ser transmitido a todos los padres, educadores y personas interesadas en niños, porque la educación desde el comienzo de la vida podría cambiar verdaderamente el presente y futuro de la sociedad. Tenemos que tener claro, eso sí, que el desarrollo del potencial humano no está determinado por nosotros. Solo podemos servir al desarrollo del niño, pues este se realiza en un espacio en el que hay leyes que rigen el funcionamiento de cada ser humano y cada desarrollo tiene que estar en armonía con todo el mundo que nos rodea y con todo el universo». Maria Montessori

Griselda Susana Ordoqui
Prof en humanidades, especialidad filo...
Escrito por Griselda Susana Ordoqui
el 18/04/2013

Los principios básicos de la metodología Montessori

«Nadie puede ser lib re a menos que sea independiente; por lo tanto, las primeras manifestaciones activas de libertad individual del niño deben ser guiadas de tal manera que a través de esa actividad el niño pueda estar en condiciones para llegar a la independencia»

María Montessori

La mente absorbente de los niños

La mente de los niños posee una capacidad maravillosa y única: la capacidad de adquirir conocimientos absorbiendo con su vida síquica. Lo aprenden todo inconscientemente, pasando poco a poco del inconsciente a la conciencia, avanzando por un sendero en que todo es alegría. Se le s compara con una esponja, con la diferencia que la esponja tiene una capacidad de absorción limitada, la mente del niño es infinita. E l saber entra en su cabeza por el simple hecho de vivir.

Se comprende así que el primer período del desarrollo humano es el más importante. Es la etapa de la vida en la cual hay más necesidad de una ayuda, una ayuda que se hace no porque se le considere un ser insignificante y débil, sino porque está dotado de grandes energías creativas, de naturaleza tan frágil que exigen, para no ser menguadas y heridas, una defensa amorosa e inteligente.